Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Arte

'Los Caprichos' de Goya vuelven a Nueva York por sorpresa 20 años después

Se expondrán en la sede del National Arts Club, donde se descubrió la novena edición de estos grabados

Mateo Sancho Cardiel. Nueva York Actualizada 18/01/2015 a las 12:18
1 Comentarios
'El sueño de la razón produce monstruos'

'Los Caprichos' de Goya vuelven a verse en Nueva York pasados 20 años desde que se exhibieran en el museo Metropolitano y después de que el National Arts Club descubriera por casualidad la novena edición de esta celebérrima serie de grabados escondida entre sus archivos.

"Fue una gran sorpresa. El club ni siquiera sabía que los tenía, pues estaba encuadernado de tal manera que parecía un monográfico convencional de Francisco de Goya. Nadie lo había abierto, ni mirado", explica el encargado de la colección de la institución, Robert Yahner.

Los grabados llevaban escondidos en los archivos de este prestigioso club, situado en el selecto parque Grammercy de Manhattan, desde 1994.

Ese año, el heredero del pintor estadounidense Robert Henri donó toda su biblioteca de arte a la institución, de la que había sido uno de sus más famosos miembros.

Sin embargo, no fue hasta el verano pasado cuando Yahner se dispuso a catalogar el patrimonio de la institución y descubrió que, entre todos esos libros, se escondía una de las doce ediciones de la serie de grabados satíricos 'Los Caprichos'. En concreto, era la novena.

"Inmediatamente los identifiqué, porque soy un gran amante de Goya, y decidí que tenía que hacerse una exposición con ellos lo antes posible", asegura todavía emocionado Yahner.

Así, ahora, hasta el 31 de enero, esta elegantísima mansión antigua, que antaño perteneció al gobernador del estado de Nueva York Samuel Tilden, ofrece de manera gratuita un paseo por una de las series mejor conservadas de una de las obras más punzantes de Goya.

Por su carácter tardío (data de entre 1908 y 1912 y la última de ellas se imprimió en 1937) y por el tiempo que ha permanecido sin exponerse al público, esta edición, según Yahner, "es una de las mejores. Está muy bien impresa y en papel de mucha calidad".

'El sueño de la razón produce monstruos', 'Asta su abuelo', 'Tú que no puedes' o 'Están calientes' son algunos de los 80 grabados que Goya creó en 1799 con una técnica mixta de aguafuerte, aguatinta y retoques de punta seca y que le causaron problemas con la Inquisición, pues centraban su ojo crítico en la nobleza y el clero.

'Los caprichos', efectivamente, fueron creaciones de ruptura del pintor con su condición de pintor de cámara, de rechazo a las persecuciones inquisitoriales y prolegómeno de una Guerra de la Independencia en la que se le acusó de "afrancesado".

Sin embargo, el pintor aragonés acabó cediendo al rey de España entonces, Carlos IV, las planchas de dichos grabados a cambio de una pensión para su hijo, y quedaron en poder de la Real Cartografía, que realizó varias reimpresiones.

Estos 'caprichos', en concreto, llegaron a manos de Henri en 1910 como regalo de uno de sus estudiantes, el luego famoso pintor Randall Davey, que se lo compró en un viaje a Europa y se lo dedicó sabiendo lo admirador que era de España.

Curiosamente, Yahner descubrió los grabados seis meses después de que otra serie de 'Los caprichos' fuera subastada en Nueva York por 1,4 millones de dólares, aunque en este caso fuera una previa a la primera tirada oficial.

Y es que, aunque el pintor pensó que serían un éxito y planeó imprimir 300 series, finalmente solo se hicieron doce, lo que las convirtió con el paso de los años en piezas todavía más cotizadas.

Además de los ochenta grabados clásicos, el National Arts Club ha complementado su descubrimiento con un préstamo de los llamados 'Caprichos Perdidos' por parte del Museo de Arte de Boston.

Estos consisten en seis grabados que Goya realizó ya en Burdeos, completamente sordo y en los últimos cuatro años de su vida (entre 1824 y 1828).
"El nieto de Goya vendió las planchas a un marchante inglés. Llegaron a Estados Unidos y acabaron en el Museo de Boston, que hizo una edición especial de estos seis grabados en los años setenta".

El National Arts Club, fundado en 1898 por Charles De Kay, el crítico de arte y literatura del New York Times, ha tenido entre sus miembros a Theodore Roosevelt, Dwight Eisenhower o Alfred Stieglitz, que hizo en su sede una famosa exposición de fotografía.

"Esta institución ha vivido muchos altibajos", explica Yahner. "Durante los años 20 fue uno de los centros del nuevo arte de los Estados Unidos y ahora está viviendo un renacimiento".

Así, cuatro días después de que se acabe la muestra de Goya, el 3 de febrero el club acogerá una exposición de Salvador Dalí. 


  • Javier Perfecto Ejarque18/01/15 17:47
    UNA EXCELENTE NOTICIA PERO RECORDAR QUE TAMBIEN ESTUVIERON EXPUESTOS Y COMENTADOS HACE AÑOS EN LA GALERIA ZARAGOZA GRAFICA CON MUY POCA REPERCUSION MEDIATICA. LA GALERIA ZARAGOZA GRAFICA HA SIDO DURANTE AÑOS MODELO DE GALERIAS DE ARTE CONTEMPORANEO CON UNA IMPORTANTE LABOR DOCENTE Y EDUCATIVA QUE POCOS HAN REALIZADO. SE NOTA SU AUSENCIA POR JUBILACION DE SU DIRECTOR. SIRVA ESTO PARA RECORDAR QUE EL LEGADO DEL FALLECIDO ARTISTA ZARAGOZANO VICTOR MIRA SIGUE ESTANDO EN ZARAGOZA.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual