Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Arte urbano

Se busca pared para un Goya

Un turoperador aragonés ofrece instalar de manera gratuita un mural del artista brasileño Eduardo Kobra en la capital aragonesa.

P. Zapater. Zaragoza Actualizada 30/04/2016 a las 08:57
Propuesta para mural de Eduardo Kobra

Nicolás Tena es un turoperador zaragozano de 58 años acostumbrado a viajar por todo el mundo. Ha visitado cientos de destinos a lo largo de su vida pero siempre tiene en su pensamiento la capital aragonesa. En ella quiere llevar a cabo una idea que se le ocurrió tras ver el mural de un artista brasileño en una pared de Nueva York.

En la ciudad de los rascacielos descubrió un grafiti que reinterpretaba el beso más famoso de la historia de la fotografía, una imagen captada por Alfred Eisenstaedt en el 'Día de la Victoria', que puso fin a la Segunda Guerra Mundial. Enseguida, quiso averiguar quién era el autor: Eduardo Kobra, un artista urbano cuyos grafitis decoran ciudades de todo el mundo.

“Por mi profesión, tengo la suerte de estar todo el día viajando y me gusta seguir sorprendiéndome de las cosas, -cuenta Tena-. Hace años descubrí el mural de Eduardo Kobra en Nueva York; luego vi otro suyo en Milwaukee y, después, como trabajo mucho en Brasil, descubrí otro de sus murales en Sao Paulo, dedicado al arquitecto Óscar Niemeyer”.

Tena se empeñó en conocer al autor de estos grafitis: “Al final conseguí reunirme con él. Es un chico salido de la calle que se ha convertido en un artista mundial. Por eso le comenté la posibilidad de que viniera a Zaragoza para realizar una de sus obras”.

Desde finales de 2015, Nicolás Tena empezó a barajar la posibilidad de financiar de su bolsillo el proyecto y buscar un espacio adecuado para albergar la obra de Eduardo Kobra. “En aquel momento, se estaba discutiendo quitar el nombre del pabellón Príncipe Felipe y se me ocurrió que podría instalarse en la fachada donde ya lo habían retirado”. Tena se puso en contacto con el Ayuntamiento de Zaragoza pero la idea fue desestimada.

Entre tanto, Eduado Kobra le presentó el proyecto para un mural de un mínimo de 800 metros cuadrados dedicado a un genio universal... y aragonés: Francisco de Goya. “No es algo que realice en mi beneficio ni para hacer publicidad ni nada; solo quiero hacerlo para que quede en la ciudad y represente a Aragón. Para este proyecto lo único necesario son los permisos, del resto me encargo yo”, aclara.

Este ofrecimiento no solo se extiende a espacios municipales, sino también a entidades privadas y comunidades de propietarios que pongan a disposición del artista brasileña la fachada de un edificio para para lucir su mural. La obra se llevaría a cabo durante la primera quincena de octubre de este año pero por el momento, nadie responde a la oferta.

“Lo que pretendo es dar a conocer Zaragoza. Traigo a muchos turistas a España y casi siempre se quedan en el circuito Barcelona-Madrid. Cuando pasan por Zaragoza, en lugar de quedarse solo en la plaza del Pilar, hacer una foto y marcharse, la ciudad podría ofrecerles un atractivo más que podrían fotografiar y difundir a través de sus redes sociales. Lo ideal sería que, además, alargasen su estancia al menos una noche en Zaragoza, porque sin duda la capital aragonesa tiene muchos atractivos”.

Este mural se sumaría al excelente catálogo de grafitis con que cuenta la capital aragonesa. La mayor parte de ellos están presentes gracias a una década de trabajo del Festival Asalto, que ha convertido a Zaragoza en un referente internacional del arte urbano, con 73 grafitis de reconocidos artistas de todo el mundo en distintos barrios de la ciudad.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual