Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Madrid

El Museo del Prado trae de Nueva York el retrato pintado por Goya del Duque de Osuna

Se exhibirá en el Museo desde el 19 de enero hasta el próximo 24 de abril.

Europa Press. Madrid Actualizada 18/01/2016 a las 14:33
Etiquetas
La obra está tradicionalmente fechada en torno a 1798.Efe

El Museo del Prado y la Fundación Amigos del Museo del Prado han presentado este lunes 18 de enero el retrato de Don Pedro de Alcántara Téllez-Girón y Pacheco, IX duque de Osuna, realizado por Goya y que exhibirá el Museo desde el 19 de enero hasta el próximo 24 de abril, gracias a la colaboración de la Frick Collection de Nueva York, propietaria de la obra.

La obra está tradicionalmente fechada en torno a 1798 pero su reciente limpieza, llevada a cabo en el Metropolitan Museum de Nueva York, ha puesto de manifiesto una riqueza de la técnica y colorido que la situarían en un período más tardío, incluso después de la muerte de don Pedro en 1807.

Don Pedro de Alcántara Téllez-Girón y Pacheco, IX duque de Osuna (1755-1807) fue uno de los primeros y más eminentes patronos de Goya desde mediados del decenio de 1780. Después de su muerte, el artista trabajaría para su mujer y sus hijos hasta 1817.

El Prado conserva varias obras pintadas por Goya para los Osuna como el retrato de la familia al completo realizado en 1785, el de la marquesa de Santa Cruz (1805) y el de la duquesa de Abrantes (1816), así como el especial 'Vuelo de brujas', uno de los "asuntos de brujas" de la serie que Goya vendió al duque en 1798.

En este sentido, el director adjunto de Conservación e Investigación del Museo Nacional del Prado, Miguel Falomir, ha afirmado que "se trata de una obra de excepcional calidad", mientras que la secretaria general de la Fundación Amigos del Museo del Prado, Nuria de Miguel, ha asegurado que esta obra de "inmensa calidad" es un ejemplo de lo que se puede hacer gracias a las donaciones de los 'Amigos del Prado'. Ambos han estado acompañados por Xavier F. Salomon, de la Frick Colecction.

El Museo ha programado distintas actividades entorno a la obra. A partir del 26 de enero, los martes a las 11.30 y a las 16.30 horas, se ofrecerán breves explicaciones junto al retrato para situarla en su contexto histórico-artístico y analizar su presencia en el Museo en relación con la colección.

Los Osuna y los Alba, las familias más importantes de la época

Por su parte, la jefa de Conservación de Pintura del Siglo XVIII y Goya del Museo Nacional del Prado, Manuela Mena, ha señalado que "los duques de Osuna eran, junto con los de Alba, de las familias más importantes de la época".

Asimismo, ha explicado que se trata de "un retrato íntimo", en el que también el duque "demuestra su estatus apoyándose en el bastón de mando", una forma de decir que "él era el heredero y que tendría el poder de la milicia". Por último, Mena ha destacado que la obra se enmarca "dentro de un contexto grandísimo histórico y social que tiene Goya en el Museo del Prado".

Aunque la moda que viste es de fines del decenio de 1790, la tonalidad oscura y la ejecución de la casaca o de las manos acercan su realización a los tiempos de la guerra de la Independencia Española, hipótesis que se ve refrendada por la ausencia de la obra en los registros de la casa de Osuna donde se anotaron las compras efectuadas a finales del siglo XVIII, pero sí figura en la venta de la colección Osuna en 1896, y es posible que fuera el retrato que se cita en un inventario de la misma de hacia 1834 como un cuadro al óleo "de medio cuerpo del duque de Osuna, abuelo".

Desde el Museo han asegurado que estos hechos parecen evidenciar que la obra fue encargada en un período agitado, tal vez cuando, tras la muerte del duque y ante la invasión francesa, la familia Osuna se trasladó a Cádiz.

Así, en este retrato el duque parece exhibir su personalidad "sensible y entusiasta" que hizo de él una figura popular entre los intelectuales de su época. Las medidas de la obra, similares a las del retrato de la duquesa de 1786 (colección Marita March), así como la posición del duque y la dirección de su mirada, podrían sugerir que Goya lo pintó probablemente a partir de una miniatura y para que fuera utilizado como pareja de la dama.

La Frick Colecction fue formada a lo largo de su vida por Henry Clay Frick (1849-1919), magnate de la industria del acero en Pittsburg (Pensilvania), con la idea de que a su muerte y a la de su esposa, Adelaide Howard Childs (1859-1931), pasara a ser del dominio público y ocupó desde 1914 la mansión que el arquitecto Thomas Hastings construyó para ellos en la Quinta Avenida de Nueva York. El edificio estaba pensado para albergar las pinturas, esculturas y objetos de artes decorativas que el magnate había adquirido y a las que se unieron las que enriquecieron la colección después de 1931.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual