Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Crisis en el PSOE

Pedro Sánchez asegura que dimitirá si el Comité aprueba la abstención a Rajoy

El líder socialista ha comparecido desde la sede del partido para valorar la crisis en PSOE horas antes del Comité Federal.

Actualizada 30/09/2016 a las 23:51
Primera comparecencia de Pedro Sánchez desde las 17 dimisionesREUTERS/Susana Vera

Pedro Sánchez ha asegurado que dimitirá si el Comité Federal del PSOE aprueba la abstención a Rajoy.  

El líder socialista ha comparecido desde la sede del partido para valorar la crisis en PSOE horas antes del Comité Federal.

"Si el Comité Federal mañana decidiera cambiar su posición y pasar a la abstención, obviamente, yo no podría administrar una decisión que no comparto. Si algo me enseñaron mis padres es que lo único que tengo y lo único que debo preservar es mi palabra y son mis convicciones", ha asegurado.



Sánchez ha aseverado que luchará por conservar la "voz de la militancia" y ha planteado que lo que este sábado decide el Comité es si "se monta una gestora y se permite gobernar a Rajoy" o si, como el propone "se convoca un congreso y se mantiene el no".

Según ha dicho, lo que tiene que decidir es su posición ante una investidura del presidente del Gobierno en funciones, porque "ésta y no otra es la cuestión de fondo" y "el auténtico debate" que hay que tener.

"O se monta una gestora, como algunos pretenden, para que lleve al PSOE a que gobierne Mariano Rajoy a través de la abstención, o deciden los militantes en un congreso y mantenemos el no a Rajoy e intentamos un gobierno alternativo de cambio y transversal, como aprobó el Comité Federal", ha señalado el líder del PSOE, que ha defendido que él no puede "administrar" una decisión que no comparta.

Fuentes socialistas han explicado después que, con este mensaje, Sánchez ha querido "centrar el debate" de este sábado. No se trata de un cambio del orden del día, han explicado, sino que se mantiene lo previsto en la convocatoria de este jueves.

Es decir, que se someterá a votación convocar un congreso en noviembre, con primarias el 23 de octubre, y se entenderá que si Sánchez no logra sacar adelante esta propuesta, dará un paso atrás para que se monte una gestora.

El secretario general, además, no ha aceptado el dictamen de la mayoría de la Comisión de Ética y Garantías que consideran que, de acuerdo a los estatutos del partido, la Comisión Ejecutiva Federal está "disuelta" tras la dimisión de la mayoría de sus miembros y han pedido que el Comité Federal designe a los miembros de una comisión gestora.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha comenzado su primera intervención desde la dimisión de 17 miembros de la Ejecutiva con agradecimiento a las "múltiples" muestras de apoyo recibidas desde entonces y ha dicho que comparte "el desgarro" por esta "inédita" situación.

"La abstención abriría la legislatura del chantaje"

Sánchez asegurado que "nunca" ha "creído" que los compañeros que han defendido que el PSOE facilite la gobernabilidad estén "más cerca de la derecha", pero ha advertido de las "consecuencias" que tendría una abstención y el error que supondría para millones de votantes de socialistas.

"La abstención abriría la legislatura del chantaje y el PSOE no podría bloquear los presupuestos del estado o las leyes más importantes que presentara el Gobierno de Rajoy", ha añadido Sánchez en una comparecencia ante los medios en la sede de Ferraz.

Sánchez ha anunciado que pedirá que el Comité Federal decida mañana si crea una gestora que se incline por una abstención al PP o mantiene su propuesta de que haya un congreso ya, de que se reafirme el no a Rajoy y de que se intente formar un gobierno alternativo "de cambio y transversal".

Ha pedido "altura de miras y serenidad" para que la reunión del máximo órgano del partido "no sea un debate interminable sobre reglamentos", sino que lo que decida "sin más dilación" es que rumbo adopta el partido.

Según Sánchez, la reunión de mañana supone "un debate decisivo", por lo que no puede ser una discusión reglamentaria, sino política.

"Ésta y no otra es la cuestión de fondo. Éste es el auténtico debate y mañana espero que podamos entre todos aclararlo", ha confiado.

Orden del día

El orden del día del Comité Federal extraordinario de mañana tiene dos puntos: dar cuenta de las 17 dimisiones en la Ejecutiva Federal y debatir la propuesta de Sánchez de que haya primarias en octubre y un congreso en noviembre para designar a la nueva dirección.

Ferraz ha precisado que aunque Sánchez ha reclamado concretar si el PSOE se tiene que abstener o no ante Rajoy, no supone alterar el orden del día de la reunión, sino "centrar el debate", han informado fuentes de la dirección en funciones.

La postura de Sánchez contrasta con la de los críticos, que quieren que el Comité Federal debata el nombramiento de una gestora que tome las riendas del partido al considerar que la Ejecutiva está disuelta y Sánchez ya no es secretario general.

El congreso, cuanto antes

Los detractores también quieren que se apruebe la convocatoria de un congreso extraordinario, pero no ya, sino después de que se forme gobierno.

Sánchez ha subrayado que parece "razonable" que el congreso se celebre cuanto antes para que las bases elijan al nuevo líder, al igual que ocurrió en julio de 2014 cuando fue elegido secretario general.

"Esa puerta abierta a una mayor democracia no puede cerrarse, no debe cerrarse. Debe permanecer abierta y voy a defender que la puerta al voto de la militancia permanezca abierta para nunca más cerrarse", ha prometido en su declaración leída ante los medios, tras la que no ha admitido preguntas.

Por ello, ha reivindicado que el PSOE tenga como "única voz" la de los militantes, porque considera que son "la base de la organización", un "ejemplo" para todos los dirigentes socialistas y porque, "sin ellos", ha sostenido, "no existiría el PSOE".

Sánchez, que ha comenzado hoy su intervención con muestras de agradecimiento a los "múltiples" mensajes de apoyo que ha recibido, y ha proclamado que una de sus funciones como líder socialista es "reivindicar el debate".

"En una organización de izquierdas el debate es sano, nunca es fractura", ha destacado para, acto seguido, abogar por debatir "hasta la extenuación.

En este sentido, Sánchez ha urgido a "resolver el debate" y ha apostado por, tras el mismo, empujar un PSOE en el que vayan "todos a una", pero en un único camino que sea marcado a través de las decisiones y voz de los militantes







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual