Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Sucesos

El hombre que disparó a una mujer en Galapagar y después se suicidó era su expareja

Tenía una orden de alejamiento. La mujer sigue ingresada en estado crítico.

Efe. Madrid Actualizada 24/10/2014 a las 08:53
Etiquetas
0 Comentarios

El hombre marroquí de 30 años que disparó ayer un tiro en la cabeza en Galapagar (Madrid) a una mujer de 27 de la misma nacionalidad y que luego se suicidó con el mismo arma era su expareja, que tenía una orden de alejamiento de ella, han informado a Efe fuentes de la investigación.

La mujer seguía esta mañana ingresada en estado crítico en el hospital Puerta de Hierro de Majadahonda (Madrid) mientras que está previsto que hoy se practique la autopsia del cadáver de su expareja.

El agresor realizó sobre las ocho de la tarde un disparo a la cabeza de la víctima en un aparcamiento de Galapagar situado junto al centro cultural La Pocilla.

Sanitarios de una unidad de vigilancia intensiva móvil del Servicio de Urgencia Médica de Madrid atendieron a la víctima que se encontraba inconsciente y en parada cardiorrespiratoria y, tras practicarle maniobras de reanimación, la trasladaron al citado centro sanitario.

Tras conocer el suceso la Guardia Civil desplegó un dispositivo para localizar al autor de la agresión, que se había ido del lugar en coche, hasta que localizó anoche el cadáver del hombre en el interior de su vehículo en la urbanización Los Arroyos de El Escorial (Madrid), donde supuestamente se había disparado con el mismo arma.

Los agentes han confirmado que se trataba de la expareja de la herida de la que tenía una orden judicial de alejamiento.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual