Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Trabajos en Madrid

Ruina, abandono y vigas podridas, viaje a las obras del Congreso

En noviembre se quitarán los andamios que cubren la fachada desde hace casi un año y reaparecerán los leones. El Congreso quedará listo para las jornadas de puertas abiertas del día de la Constitución.

Enrique Rodríguez de la Rubia (Efe). Madrid Actualizada 20/09/2013 a las 11:52
14 Comentarios
Obras en el CongresoEFE

Las entrañas del Palacio del Congreso de los Diputados eran, hasta hace unos pocos meses, todo menos un Palacio. Vigas deshechas, goteras, tejas rotas, animales muertos, kilómetros de cable obsoleto, tuberías podridas, ruina, abandono y caos de decenios.

Una ínfima parte de ese desastre ya se conocía, y por eso se abordó hace un año la obra de renovación de la cubierta de plomo, la responsable de las goteras que son la enfermedad endémica del edificio. Aunque lo peor vino después.

Cuando los responsables de la obra abrieron en canal techos y paredes de la segunda planta del Palacio, dedicada a despachos, se encontraron con una devastación que no se imaginaban.

La vicepresidenta primera del Congreso, Celia Villalobos, que ha acompañado este jueves a los periodistas en una visita por las obras, lo ha resumido en una frase: "Aquí ha habido un abandono de más de un siglo, pero nunca es tarde si la dicha es buena".

En ese estado de ruina, Villalobos reconoce que en algunos lugares incluso ha podido estar en peligro la integridad de las personas que cada día acudían al Congreso, como por ejemplo en la sala del Escritorio, donde pasan muchas horas los periodistas parlamentarios.

El lucernario que adorna el techo de la sala estaba apoyado literalmente sobre la nada, con grave peligro de desprendimiento.

"Pero eso ya está solucionado, todo el edificio será plenamente seguro cuando acaben las obras", ha matizado Villalobos, que ha dirigido la visita junto a Ana Jiménez, la arquitecta de Patrimonio que ha dirigido los trabajos y que ha destacado la magnitud de las obras.

Y es que la humedad acumulada desde que se inauguró el edificio el 31 de octubre de 1850 había ido minando las vigas de madera hasta el punto de que en algunos lugares simplemente habían desaparecido.

Viendo tanta desolación, se entiende perfectamente el incidente de la gotera en la sesión de control de hace dos semanas y que se debió a un canalón obstruido por los cascotes.

Se han cambiado vigas, se han reforzado las que se podían conservar y se ha saneado no solo el tejado, sino el cableado y la climatización del edificio completo.

Los equipos del aire acondicionado estaban instalados en los patios, restando luz a las salas y despachos y generando ruidos molestos. Ahora están en un lugar más seguro y no amenazan la estructura del edificio.

Se han cambiado los ascensores, instalados en su día "por las bravas" y se ha renovado hasta el pavimento del salón de plenos, que era de un vetusto y feo "sintasol" que afortunadamente quedaba a cubierto bajo las alfombras.

La cúpula del hemiciclo, una maravilla del siglo XIX construida con madera y tirantes de hierro, estaba prácticamente cegada, repleta de tuberías, una maraña de cables y hasta un calentador de agua de unas de las viviendas que hace años había en el edificio.

Rascando en las vetustas paredes de la segunda planta del Palacio ha aparecido incluso papel pintado de los antiguos inquilinos de esas viviendas, ocupadas en anteriores épocas por altos funcionarios de las Cortes.

Para limpiar de tanta ruina esa segunda planta, ahora cerrada, el Congreso se verá obligado a convocar un nuevo concurso, separado de las obras que ejecuta la empresa Dragados por un coste de 4,5 millones de euros, y que estarán acabadas a finales de noviembre.

Entonces se quitarán los andamios que cubren la fachada desde hace casi un año, aparecerán de nuevo los leones, ocultos tras las vallas y el Palacio quedará listo para las tradicionales jornadas de Puertas Abiertas del Día de la Constitución, que no pudieron celebrarse el año pasado por culpa de las obras.

La idea del Congreso es que en un futuro puedan abrirse al público las nuevas estancias y muy especialmente la cúpula donde se esconde el lucernario del hemiciclo, a día de hoy totalmente rehabilitado y que irradia nueva luz a los plenos, 163 años después de la inauguración del Palacio de las Cortes.

Los visitantes podrán ver de nuevo los famosos tiros de Tejero, algunos de ellos desaparecidos presuntamente con las últimas obras.

Lo confirmará una profunda investigación abierta por la Cámara y que cuenta como primera prueba de cargo con un informe pericial sobre los impactos elaborado por la Policía días después del 23F.


  • Ruben20/09/13 00:00
    A ver, a todos los que dicen con esa facilidad que ojala se hubiera caído encima de los que trabajan allí el edificio, por favor, ¿alguno de ustedes me puede dar una solución a los problemas que tenemos?¿Alguien puede, al menos hacer una critica constructiva? ¿Alguien me puede explicar un sistema mejor y mas igualitario que el que tenemos? ¿Alguien me puede explicar como se puede igualar a todos los que se dedican a política? La gran mayoría de los políticos en España son gente honrada, gente que se dedica a esto en muchos casos sin cobrar, es mas, con costes, y aun los que cobran son la mayoría gente que se dedica a trabajar. ¿Alguno de los que han escrito estos comentarios ha estado alguna vez dedicado a su pueblo, barrio, etc.? Menos criticar a todos los que trabajan por sus pueblos y ciudades horadamente y mas aportar soluciones. Y por favor, cada uno que opine que dedique al menos dos minutos a informarse sobre el funcionamiento de las instituciones y de lo que hacen los políticos, y luego opinar. Opinar y trabajar. Acta non verba. Muchas gracias.
  • san valero20/09/13 00:00
    Y tú Rubén, ¿tienes respuestas a las preguntas que planteas? Pues si la tienes, exponlas y si no, cállate y deja que los demás expresen sus comentarios en función de la libertad de expresión que creo tenemos todos.
  • aragonesa20/09/13 00:00
    tal cual....como lo que hay dentro.........
  • Depertar20/09/13 00:00
    Ruben parece vivir en el pais de las maravillas... Y va siendo hora de que se despierte.. Por supuesto que es posible un pais más igualitario y soluciones a los problemas que tenemos.. Pero no estos políticos. Es muy dificil usar a la misma gente que ha causado los problemas para solucionarlos.. Esto lo saben muy bien en las empresas cuando despiden al consejo directivo por los malos resultados económicos. El PP es mucho más parte del problema que de la solución. Y si el Estado está podrido como las vigas del congreso.. Ha tenido que ponerse asi de mal para que nos empecemos a dar cuenta. La solución empieza en las próximas elecciones.
  • ferdy20/09/13 00:00
    Cuando he medio leído el titulo de la noticia "Ruina, abandono,...podridas en el palacio de congresos" creia que hablaban de las ideas de los que ahí trabajan.
  • miopinión20/09/13 00:00
    Ruben # ¡AL FIN UNA OPINIÓN SENSATA EN ESTA ÉPOCA DE IGNORANCIA QUE NOS RODEA! Los políticos no son gente diferente de los que no lo somos ¡qué fácil es juzgar desde fuera cuando no se tienen que tomar decisiones ni responsabilidades!.
  • metano20/09/13 00:00
    ¿Pero de que decisiones habláis? ¿de hacer tranvías y obras que no sirven para nada, mientras las calles están llenas de porquería, las baldosas levantadas, el asfalto roto, un sistema educativo en decadencia, investigaciones frustradas y un largo etc? la única diferencia entre los políticos y los de afuera es que estos últimos no están unidos, mientras que vosotros (de todos colores) vais a lo vuestro, a conseguir contactos que luego os eleven a directivos "de lo que sea" ¿queréis ideas? desaparecer todos. Para gestionar algo, hace falta gente que entienda en un sector determinado y los que estáis, lo estáis a dedo porque para eso os habéis metido en el "rollo", algunos sin estudios y otros camuflando vuestro curriculum. Hay mucha gente preparada en gestión, porque los que estáis ¿para que estáis? eso de que sois gestores para decir que todo tiene que pasar a manos de la empresa privada es de risa. Para eso sobra el gestor. Y tanta palabrita Acta non verba se lo explicas al que no tiene nada que dar de comer a sus hijos, ¿o tu político trabajador lo has hecho? porque muchos viven de los que los que no dan soluciones ofrecen solidariamente
  • Jose20/09/13 00:00
    De paso que arreglan toda la podredumbre que hay en el tejado, podrían intentar arreglar tamibién la que hay bajo él.
  • zaragoze20/09/13 00:00
    " reaparecerán los leones"... ¿seguro que no se los han llevado?
  • Arturo19/09/13 00:00
    Vigas podridas. Pues como algunos de los inquilinos.
Ver más comentarios





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual