Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Caso Nóos

48 nuevos emails sostienen que Torres y su mujer se encargaban de gestionar la sucesora de Nóos

La nueva documentación, presentada por un testaferro de Urdangarín, dejaría toda la responsabilidad de la fundación FDCIS en manos de Diego Torres y su esposa.

Europa Press. Madrid Actualizada 17/05/2013 a las 20:27
0 Comentarios
El Duque de PalmaEFE

Mario Sorribas, presunto testaferro de Iñaki Urdangarin e imputado en el caso Nóos, ha aportado a la causa un total de 48 emails que tratan de probar que el exsocio de Iñaki Urdangarin, Diego Torres, era "el jefe" de la Fundación Deporte, Cultura e Integración Social (FDCIS), considerada por los investigadores sucesora del Instituto Nóos y que, según postulan, fue presuntamente utilizada para desviar dinero al extranjero. Asimismo, revelan que tanto Torres como su mujer se consultaban mutuamente las gestiones a realizar al frente de la entidad.

Entre los correos se encuentran varios en los que Torres le pregunta a su esposa, Ana María Tejeiro, qué nombre prefiere poner a la asociación, o traslada al personal de la Fundación, incluida su mujer, el informe de actividad y progresos de la entidad que ha elaborado y remitido a los miembros del patronato. Mientras, Tejeiro consulta en otro de ellos a su marido cuál debía ser la duración de los cargos de los miembros del consejo asesor, proponiendo cuatro años.

Así, a través de un email fechado el 23 de junio de 2007, Torres comunica a su mujer haber revisado "lo de los beneficios sin distribuir". "Hay mucho, y en todas las sociedades. Por lo tanto, no debemos pasar ni un mes más salarios por las empresas, tan sólo por la Fundación. Hablemos acerca de cómo hacerlo el lunes. A final de junio ya no deberías pagarlos desde Nóos", comenta el exsocio de Urdangarin a Tejeiro.

En otra de las correspondencias, Torres responde a su mujer respecto a la duración de los miembros del consejo asesor, aseverando que prefiere "periodos más cortos y renovables indefinidamente. Si nombramos a alguien que paga y no renueva al año siguiente... Podía ser anual renovable? Como máximo haría dos años".

Asimismo, entre los correos hay una cadena de emails en los que la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) informa a Sorribas de que ha aprobado una aportación de 30.000 euros a la Fundación, lo que el presuntamente testaferro trasmite a Torres y Tejeiro, y éste último concluye con un "fantástico".

Por su parte, Sorribas escribe a Torres el 7 de septiembre de 2007 para adjuntarle un 'powerpoint' que ha elaborado sobre el programa social del proyecto Ayre. "Abierto a cambios, cómo no", añadía el remitente, a quien su destinatario respondía que hay que posicionarlo como una iniciativa conjunta, es decir, "se encarga a la fundación el diseño y el acompañamiento del programa social" del proyecto. "Eso sí, dentro de unos días podríamos revisar el programa y ver si se nos ocurren más cosas, por aquello de la mejora conjunta", remachaba.

Sorribas critica lo dicho por Torres

En el escrito que acompaña a los correos, la defensa de Sorribas alega que, habiendo trabajado para la FDCIS y ante el "cariz que ha tomado" la instrucción de la causa y "las mendaces afirmaciones del matrimonio Torres-Tejeiro, presentando a su patrocinado como el gerente de la Fundación "en lugar de un asalariado de la misma", ha llevado a cabo "un esfuerzo por rebuscar antiguos correos que demuestren que ambos imputados "mienten", 

Así, el letrado añade que "eran precisamente ellos quienes, a cambio de un sueldo, le ordenaban [a Sorribas] las tareas que debía realizar. Labores que, por ende, eran, o por lo menos tenían toda la apariencia de ser, absolutamente legales".

Esta cincuentena de correos se suman a los que recientemente entregó el propio Sorribas, quien recriminaba que Torres, con la aportación de emails "por capítulos", intente por su parte "practicar la maniobra de la confusión" o, "lo que se dice en catalán, 'embolicar la troca'", si bien subrayaba que "la mayoría decaen por sí solas por inverosímiles".

Torres era el único titular en las cuentas de la FDCIS
Cabe señalar que el exsocio del Duque de Palma figura en un informe de la Agencia Tributaria como único titular autorizado en las cuentas bancarias de la FDCIS. 

El documento de Hacienda y que fue entregado a petición del juez instructor del caso Nóos para complementar las investigaciones en torno al cobro de unos 140.000 euros por parte de la FDCIS por trabajos supuestamente inexistentes en relación a la candidatura olímpica de Madrid 2016, pone de manifiesto así que Torres era el único que tenía firma autorizada en las cuentas de la entidad.

Y es que, según manifestó el propio Romero manifestó en la declaración que prestó como testigo ante el juez, Areté reproducía las notas características que habían inspirado el funcionamiento del Instituto Nóos, con un marcado carácter mercantil y lucrativo, por lo que se limitó a gestionar la extinción de esa entidad.

Cabe señalar, además, que un certificado inscrito en el Registro de Fundaciones acredita cómo el 12 de abril de 2007 el patronato de la FDCIS acordó por unanimidad nombrar a Torres como director de la entidad así como otorgarle poderes "tan amplios como se considere necesario" para la administración de la Fundación, dotándole así de facultades "para el buen funcionamiento" de la asociación.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual