Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Escalada de tensión en Oriente Próximo

Teherán llama a la calma tras la salida de sus diplomáticos de Arabia Saudí

Riad decidió poner fin a los lazos diplomáticos con Teherán tras el asalto de dos legaciones diplomáticas saudíes.

Efe. Riad/ Teherán Actualizada 06/01/2016 a las 19:45
Etiquetas
El ministro de Exteriores iraní, Mohamad Javad Zarif (d), y su homólogo iraquí, Ibrahim al Jafari.Efe

El Gobierno iraní instó este miércoles a las autoridades saudíes a relajar la tensa situación entre ambos países y a abandonar su hostilidad hacia Teherán, en un día en el que los diplomáticos iraníes en Arabia Saudí abandonaron Riad tras la ruptura de relaciones diplomáticas.

El ministro iraní de Asuntos Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, también acusó desde Teherán a Arabia Saudí de apoyar al terrorismo, y le instó a unirse a su país para enfrentarse a esta lacra.

En una rueda de prensa conjunta con su homólogo iraquí, Ibrahim al Yafari, Zarif añadió que Arabia Saudí debe cesar de "crear tensiones en la región", en alusión a la ruptura de lazos diplomáticos entre ambos decretada por Riad.

Además, Zarif subrayó que Irán no pretende crear conflictos en la zona, sino "sostener la unión del mundo islámico ante los enemigos jurados del islam, incluido los sionistas (Israel)" y los extremistas.

Los radicales se aprovechan del nombre del islam "para llevar adelante sus sucios objetivos", agregó Zarif, que criticó la supuesta cooperación de Arabia Saudí con Israel en contra de Irán en los últimos dos años y medio.

En ese sentido, precisó que en la negociación del acuerdo nuclear firmado entre Irán y el Grupo 5+1 (Estados Unidos, Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania), Riad "estaba en contra" y por ello "colaboró con el régimen sionista (Israel)".

Riad decidió poner fin a los lazos diplomáticos con Teherán tras el asalto de dos legaciones diplomáticas saudíes en Irán, llevada a cabo en protesta por la ejecución el pasado día 2 en Arabia Saudí de un destacado clérigo chií, credo mayoritario en Irán.

Más de 48 horas después de la ruptura de relaciones diplomáticas entre Arabia Saudí e Irán, los miembros de la Embajada iraní en Riad y del consulado de Teherán en la ciudad de Yeda abandonaron hoy la capital saudí de vuelta a casa.

Según informó la agencia saudí de noticias, SPA, los miembros del consulado de Yeda llegaron anoche a Riad para unirse al grupo de diplomáticos residente en la capital saudí, desde donde partieron hacia Teherán.

La agencia añadió que las autoridades saudíes ofrecieron todas las facilidades y tomaron las medidas necesarias para su salida del país.

Paralelamente a las llamadas a la calma de Teherán, la delegación saudí ante la Liga Árabe explicó hoy en El Cairo que con su decisión de romper los lazos diplomáticos pretende demostrar la "firme" posición de Riad para "repeler las "prácticas hostiles" de Irán contra Arabia Saudí y sus aliados.

En una nota, aseguró que "no hay sitio en la comunidad internacional para un país que apoya el terrorismo", en alusión a Irán.

Asimismo, responsabilizó a las "hostiles" declaraciones del Gobierno iraní tras la ejecución en Riad del destacado clérigo chií saudí Nimr Baqir al Nimr de ser las culpables de los asaltos contra las misiones diplomáticas de Arabia Saudí en Irán.

El ataque a las sedes oficiales saudíes se produjo horas después de que las autoridades de Riad ejecutaran a Al Nimr y a otros 46 reos condenados a muerte, lo que provocó las críticas de buena parte de la comunidad chií.

Países como Sudán y Baréin se sumaron a Arabia Saudí en su decisión de romper las relaciones diplomáticas con Irán, mientras que otros como Emiratos Árabes Unidos (EAU) y Kuwait se han limitado a rebajar su representación en el país, tras acusar a Irán de injerir en sus asuntos internos.

Este miércoles, Jordania convocó al embajador iraní en Ammán para transmitirle su condena por los asaltos a las sedes diplomáticas saudíes en Irán y sus críticas a la supuesta injerencia de Teherán en los asuntos internos de Arabia Saudí y otros países árabes.

También Omán expresó su "profundo pesar" por esos ataques, pero no rebajó sus lazos diplomáticos con la potencia chií, con la que mantiene buenas relaciones.

En este contexto de tensión, está previsto que el próximo sábado se celebre una reunión convocada por el Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) Pérsico -integrado por Arabia Saudí, EAU, Kuwait, Baréin, Catar y Omán- y destinada a estudiar las repercusiones regionales de la crisis con Irán.

Este encuentro se producirá un día antes de la reunión extraordinaria de los ministros de Asuntos Exteriores de los países miembros de la Liga Árabe, cuyo objetivo es condenar el asalto contra las legaciones diplomáticas saudíes en Irán.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo