Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Cambio climático

Desastre natural: desaparece el segundo mayor lago de Bolivia

La sequía del lago ha provocado también la desaparición de unas 200 especies animales entre aves, mamíferos, peces y reptiles.

Efe. La Paz Actualizada 19/12/2015 a las 08:41
Etiquetas
Así era el lago Poopó

Las autoridades del departamento boliviano de Oruro (oeste) aprobaron este viernes una declaración de desastre natural tras constatar que el lago Poopó, el segundo más grande del país tras el Titicaca y que llegó a tener una extensión de más de 4.600 kilómetros cuadrados, está prácticamente seco.

El gobernador de Oruro, Víctor Hugo Vásquez, promulgó una ley que declara desastre natural, lo que permite acelerar el uso y la recepción de recursos económicos para paliar el desastre, que también afecta a la economía de los habitantes de ocho municipios de la zona.

La desaparición del Poopó, difundida esta semana por los medios, tomó de sorpresa a las autoridades de Oruro y también del Gobierno, que no tenían constancia de que la situación fuera tan grave.

El lago, situado en la zona andina del país, se encuentra en proceso de desertización debido al cambio climático, los fenómenos de El Niño y la Niña y la contaminación minera, que lo han convertido en "un lago sin vida", según afirmaron el ingeniero agrónomo Milton Pérez, de la Universidad Técnica de Oruro (UTO), y el dirigente campesino Valerio Rojas.

Según Pérez, se trata de un ecosistema muy frágil, que tiene una profundidad muy baja, de 1,5 a 4 metros, y que ha sufrido la reducción de sus aguas debido a varios fenómenos climáticos.
El Poopó tenía seis o siete años de una dinámica de equilibrio, "pero ahora no se le da al lago, de manera natural, el tiempo suficiente para restablecerse como el ecosistema que era", agregó.


La sequía del lago ha provocado también la desaparición de unas 200 especies animales entre aves, mamíferos, peces y reptiles, según declaró al diario 'La Razón' el ornitólogo y experto en fauna de los lagos de la región andina Carlos Capriles.

El lago, ahora reducido a tres pequeños humedales, era una parada de descanso para las aves que emigraban de norte a sur y también fuente de agua para especies altamente amenazadas como el puma andino.

Además, la pesca era una de las principales actividades de sustento para los habitantes de los pueblos aledaños.

El Gobierno boliviano estima que sería necesaria una inversión de 800 millones de bolivianos (unos 114 millones de dólares) para salvar el Poopó. 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual