Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

VII Cumbre de las Américas

Obama se reúne con opositores cubanos y pide no temer a la sociedad civil

El presidente señaló que "los días en que EE UU podría inmiscuirse con impunidad en la región son cosa del pasado".

Miriam Burgués. Panamá Actualizada 11/04/2015 a las 09:31
0 Comentarios
Obama saludó a Raúl Castro en la inauguración de la CumbreReuters

El presidente de EE.UU., Barack Obama, se reunió este viernes en Panamá con opositores cubanos y venezolanos la víspera de su esperado encuentro con el mandatario de Cuba, Raúl Castro, y pidió a los Gobiernos de la región que no teman a la sociedad civil y que haya respeto mutuo pese a las "diferencias".

Obama, que llegó el jueves en Panamá procedente de Jamaica para asistir a su tercera Cumbre de las Américas, tuvo este viernes una intensa agenda que comenzó con una visita al Canal e incluyó un encuentro con el mandatario panameño, Juan Carlos Varela, otro con presidentes centroamericanos y la participación en dos foros, el empresarial y el de la sociedad civil.

En este último acto pronunció un discurso muy aplaudido durante el que afirmó que "las naciones fuertes no tienen miedo" a la sociedad civil, sino que, al contrario, "reciben con los brazos abiertos, apoyan y fortalecen a los ciudadanos activos".

Obama subrayó que cuando su país habla en favor de "alguien que está en prisión" solamente por cuestionar al poder lo hace porque "es lo correcto".
La sociedad civil es "la conciencia de nuestros países", remarcó Obama, al llamar a "rechazar la violencia o intimidación que va dirigida a silenciar las voces de la gente".


"Creemos que los países fuertes y exitosos requieren de sociedades civiles fuertes y dinámicas", enfatizó el mandatario estadounidense, cuyo discurso fue interrumpido varias veces por aplausos.


Obama aprovechó el foro para defender el acercamiento histórico entre EE.UU. y Cuba, y reiteró que su objetivo fundamental es mejorar la vida de los cubanos pese a las "diferencias" que existan entre los dos Gobiernos.
"También somos diferentes a nuestros aliados más cercanos y no hay nada malo en ello", anotó.

"Somos respetuosos con las diferencias entre nuestros países", dijo Obama, al asegurar que "los días" en que EE.UU. "podía inmiscuirse con impunidad" en la región "son cosa del pasado".

El presidente habló en general de los "riesgos" para los derechos humanos y las libertades fundamentales que todavía existen en la región y en otras partes del mundo, pero no mencionó específicamente casos de opositores venezolanos o disidentes cubanos.

Tampoco condenó los denunciados "ataques" contra disidentes cubanos en incidentes ocurridos el miércoles en Panamá, algo sobre lo que sí expresó hoy preocupación la Casa Blanca, aunque tras el foro participó en una mesa redonda con opositores de la isla y de otros países de la región a la que no tuvo acceso la prensa.

Según la información facilitada por la Casa Blanca, que no dio detalles de las conversaciones, entre los asistentes al encuentro con Obama estaban el opositor cubano Manuel Cuesta Morúa, de tendencia moderada, la también cubana Laritza Diversent y la abogada y defensora de derechos humanos venezolana Rocío San Miguel.

Antes de asistir al Foro de la Sociedad Civil, Obama acudió a un foro empresarial organizado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y el Ejecutivo panameño junto con Varela y los mandatarios de México, Enrique Peña Nieto, y Brasil, Dilma Rousseff.

Allí destacó el pragmatismo económico que, a su juicio, predomina entre todos los Gobiernos de los países de la región, salvo algunas excepciones, según dijo.
En el marco de la globalización y con la tecnología como un factor que puede ser "perturbador", Obama urgió a la región a continuar haciendo inversiones en educación, a incrementar los intercambios entre estudiantes latinoamericanos y estadounidenses, y a dar acceso a formación a más jóvenes, no solamente a los de clase media y alta.

Por otro lado, en su encuentro de la mañana con los mandatarios del Sistema para la Integración Centroamericana (SICA), Obama reiteró su compromiso de apoyar el desarrollo de la región y dijo que seguirá trabajando con ellos para encontrar iniciativas que permitan mejorar la transparencia y llevar al "buen gobierno".

El presidente ha solicitado al Congreso estadounidense 1.000 millones de dólares de ayuda para Centroamérica porque busca "poder apoyar de forma más concreta a muchos de los países de Centroamérica para que sus ciudadanos sientan que tienen oportunidades y desarrollo", tal como señaló este viernes.

En cuanto a su reunión bilateral con Varela, sirvió para que ambos avalaran la firma de un multimillonario acuerdo para la adquisición de 61 aviones de la compañía estadounidense Boeing por parte de la aerolínea panameña Copa.
Antes de comenzar una jornada llena de actividades, Obama visitó rodeado de estrictas medidas de seguridad las instalaciones del Canal de Panamá, donde se hizo fotos con el personal y se le vio pasear en mangas de camisa.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual