Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Caso Wikileaks

Manning relata el trauma sufrido durante su encarcelamiento

El soldado estadounidense, que filtró documentos confidenciales a Wiileaks, ha descrito la crisis que sufrió los días posteriores a su encierro en Kuwait, donde pensó "que iba a morir".

Europa Press. Madrid Actualizada 30/11/2012 a las 09:43
3 Comentarios
Bradley Manning, acusado de haber filtrado miles de documentos.AFP

El soldado del Ejército estadounidense Bradley Manning, acusado de haber filtrado miles de documentos confidenciales al portal Wikileaks, ha relatado este jueves durante la última audiencia previa al juicio el trauma que ha sufrido a manos de soldados estadounidenses durante su encarcelamiento, según ha informado el diario británico 'The Guardian'.

Manning se ha mostrado nervioso en los primeros momentos, pero posteriormente ha adoptado una postura más relajada. Durante su alocución ha descrito la crisis que sufrió en Kuwait en los días posteriores a su encierro.

"Estaba en una situación muy estresante. No tenía ni idea de lo que pasaba, me daban muy poca información. Empecé a deteriorarme. Estaba ansioso todo el rato por no saber nada. Los días se fundían en noches y las noches en días", ha dicho.

Así, ha descrito como sus guardas dejaron de sacarle de la celda, impidiendo toda interacción con el resto de los detenidos. "No entendía bien las razones. Alguien me lo explicó, pero era un caos. Empecé a derrumbarme", ha manifestado.

Manning ha asegurado que, además, los guardas entraban dos o tres veces al día en su celda tras sacarle de ella para romper todo lo que tenía en el interior.

Preguntado por su abogado, David Coombs, sobre si recordaba el incidente del 30 de junio de 2010, cuando sufrió una crisis en la que empezó a gritar, balbucear y golpear su cabeza contra las paredes de la celda, Manning ha indicado que "todo era borroso en ese momento". Asimismo, ha dicho que pensaba que iba a morir en Kuwait. "Recuerdo que pensaba que iba a morir encerrado en una celda".

Un mes después, el 29 de julio, Manning fue trasladado de Kuwait a una prisión en la base estadounidense de Quantico. "No tenía ni idea de a dónde iba. Estaba muy asustado. El capitán dijo que estábamos llegando a Alemania", ha apuntado.

Tras una hora y media en tierra, fue subido de nuevo al avión, que partió con destino a Estados Unidos. Manning ha manifestado que eso "le hizo sentir mejor" ya que "pensaba que no iba a poner un pie en terreno estadounidense en mucho tiempo".


Condiciones en Quantico


Pese a ello, Coombs ha destacado que las condiciones en Quantico también fueron duras, y ha dibujado una representación del tamaño de la celda sobre el suelo, pidiendo a Manning que se pusiera en ella para que el jurado apreciara sus dimensiones. Después, Manning ha relatado cómo era capaz de ver el cielo a través de un pequeño agujero en la puerta si se colocaba en una determinada postura.

El tratamiento que recibió Manning durante los nueve meses que permaneció en Quantico, entre el 29 de julio de 2010 y el 20 de abril de 2011, han provocado que varias personas y organizaciones influyentes hayan criticado a las autoridades militares por someterle a diversas formas de tortura.

Entre las personas y organizaciones que se pronunciaron contra el mismo destacan Amnistía Internacional, el representante especial de Naciones Unidas para casos de Tortura y el entonces portavoz del Departamento de Estado, PJ Crowley, quien dimitió en protesta.

Manning lleva más de dos años encarcelado por haber facilitado a Wikileaks miles de documentos cuando trabajaba como analista de Inteligencia en Irak. WikiLeaks nunca ha confirmado que Manning fuera la fuente que le facilitó los documentos secretos que hizo públicos desde 2010.

El soldado ha sido acusado de filtrar documentos para su publicación en Internet siendo consciente de que podían ser consultados por el enemigo, además de otros cargos por robo de documentos públicos.


  • Elias01/12/12 00:00
    Resulta cuando menos ingénuo, pensar que en aras de la total transparencia y libertad, todo, absolutamente todo pueda ser público, salir a la luz. No, definitivamente no me gusta Wikileaks, ni los métodos o razonamientos que utiliza, no me gusta Julian Assange, por no gustarme no me gusta ni su cara, con esa mirada y semblante que lo último que inspira es franqueza y honestidad. Tampoco me gusta, ni siento piedad o  lástima algunas por este pobre insensato de Brad Manning, que tendrá que cargar con las secuelas producto de su gravísima tropelía. Todos, absolutamente todos, tenemos secretos o confidencias que ocultar. Todos, ¿que cara se le quedaría a uno, si supiese todo, todo lo que piensan de el...compañeros de trabajo, familiares, vecinos, incluso amigos? , todos tenemos algo que guardar. Y esto, va por todo aquel que defiende, justifica y apoya el precepto "del todo debería saberse, con nitidez y transparencia". No, todo no puede ni debe ser público y menos, tratándose de asuntos como los que dan lugar en esta caso.
  • Jesús01/12/12 00:00
    Estas cosas tiene uno que pensárselas antes, ahora toca apechugar con las consecuencias. Y relájate, los cargos de los que se te acusa no son precisamente por atraco a una gasolinera, que de esta, no te saca ni Perry Mason.
  • ElLuisma30/11/12 00:00
    Este es tonto. Hace traición, conspiración y aún está vivo. POTRA TIENES bandido. Si esto hubiese pasado hace unas pocas décadas, no lo estarías aireando en un juicio.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual