Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Traspaso de competencias

Regantes y juristas alertan de los riesgos de que nueve autonomías gestionen el Ebro

El presidente de la Confederación teme que la reforma de la Ley de Aguas suponga un retroceso de un siglo en la unidad de cuenca.

Mª JOSÉ VILLANUEVA. HUESCA Actualizada 06/10/2011 a las 22:56
5 Comentarios
Trillo (izquierda) dejó clara a Puxeu la oposición de los regantes.J. B.

Regantes y expertos en derecho alertaron ayer del peligro que se cierne sobre el principio de la unidad de las cuencas hidrográficas, tras la reforma legal que atribuye competencias de policía de aguas a las comunidades autónomas de Aragón, Cataluña y Andalucía, abriendo la puerta al traspaso de más competencias. La jornada informativa de Riegos del Alto Aragón 'El futuro del regadío en el Valle del Ebro', a la que asistieron 400 personas, fue un clamor a favor de mantener las confederaciones hidrográficas, garantes de esa unidad y un modelo copiado en Europa, creadas en 1926 (la del Ebro fue la primera en el mundo).


«El Ebro no tiene pasaporte y no se puede dividir en nueve trozos», advirtió el presidente de Riegos del Alto Aragón y de la Federación de Regantes del Ebro, para quien las consecuencias pueden ser «gravísimas». César Trillo aprovechó la presencia tanto del consejero de Agricultura como del secretario de Estado de Medio Rural y Agua para mostrarles su preocupación. Ya ha remitido cartas a los nueve presidentes de las comunidades atravesadas por el Ebro.

Según Trillo, ni PSOE ni PP han expresado claramente su oposición a la división de una gestión que puede resultar fatal cuando se trate de afrontar un desembalse o una sequía. Como ejemplo, citó que Aragón decidiría sobre el desembalse de Mequinenza cuando el 90% de los usuarios están en Cataluña. «En una avenida, que el Ebro tenga que estar gestionado por nueve comunidades puede ser un desastre», declaró. Su colega del Canal de Aragón y Cataluña, José Luis Pérez, defendió que debe garantizarse «la igualdad de los usuarios» y dijo que ha sido una reforma «atropellada» contra la que están «todos los regantes en bloque».

Así, la Federación Nacional de Regantes (Fenacore) ya ha anunciado que como medida de protesta no apoyará ningún plan hidrológico de cuenca. Su presidente, el andaluz Andrés del Campo, reprochó a las comunidades autónomas «su apetencia de poder». «Esto traslada la sensación de que el agua ya no es de todos sino del que la tiene más cerca», señaló, y valoró la gestión autonómica del Guadalquivir como «una mala experiencia».

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro, Rafael Romeo, comprende la preocupación de los usuarios porque, a su juicio, la transferencia «va a dificultar enormemente la gestión del agua» y puede ser «fuente de conflicto». Recordó que fueron los regantes los que en su primer congreso nacional a principios del siglo XX pidieron un organismo de cuenca, ya que antes la política hidráulica estaba en manos de las provincias. «Es volver a la situación anterior de 1926», afirmó. Para hacer efectivo el decreto la comunidad debe pedir la transferencia y pactar unos límites con el Estado. Romeo confía en que el decreto «se aplique con sentido común» y la CHE pueda seguir manteniendo la labor de control y vigilancia.

En la jornada participó también el catedrático de Derecho Administrativo de la Universidad de la Rioja, Antonio Fanlo, para quien la fragmentación de las cuencas es contraria a la Constitución. En su opinión, resulta «sorprendente» que fuerzas políticas de Aragón como el PAR digan que defienden la unidad pero quieran gestionar la reserva hidráulica y reclamen más competencias.

El Gobierno de Aragón, según el consejero de Agricultura, Federico García, no discute la unidad de cuenca, «otra cosa es la encomienda de una función puntual que pueda asumir una comunidad autónoma» de acuerdo con su Estatuto. En el mismo sentido, el secretario de Estado de Medio Rural y Agua, Josep Puxeu, aclaró que la reforma legal no interfiere la unidad de cuenca, y justificó el decreto por la necesidad de cumplir con los tres Estatutos.

Por otra parte, Puxeu justificó el retraso del Plan Hidrológico del Ebro por el adelanto electoral. Según el Ministerio, lo más oportuno es que sea el nuevo gobierno el que saque a información pública el borrador, ya concluido.



  • antonio09/10/11 00:00
    Todos pueden, sin necesidad de autorización administrativa y de conformidad con lo que dispongan las leyes y reglamentos, usar de las aguas superficiales, mientras discurran por sus cauces naturales, para beber, bañarse y otros usos domésticos, así como para abrevar el ganado. Constituyen el dominio público hidráulico del Estado, con las salvedades expresamente establecidas en la Ley: a. Las aguas continentales, tanto las superficiales como las subterráneas con independencia del tiempo de renovación. b. Los cauces de corrientes naturales, continuas o discontinuas. c. Los lechos de los lagos y lagunas y los de los embalses superficiales en cauces públicos. d. Los acuíferos subterráneos, a los efectos de los actos de disposición o de afección de los recursos hidráulicos Algo parecido pasaba con la sanidad y la educación no hace mucho tiempo en un lugar llamado ESPAÑA , pero con las transferencias a las comunidades comenzaron los problemas y desigualdades. Todos los días tenemos noticias al respecto, tres hospitales catalanes rechazan a un montañero de tarragona herido en Huesca, problemas con las recetas para los veraneantes, farmacéuticos que no pueden servir medicamentos, porque la comunidad de turno no les paga, etc. Por favor seamos serios, dejémonos de intereses particulares y miremos por el bien general.
  • Ewan09/10/11 00:00
    Pues hala, lo poco que podemos hacer los ciudadanos es no votar a todo partido que muestre la menor intención de llevar a cabo dicha "partición", véase el PAR, que por cierto son bastante chaqueteros, sin alabar el trabajo de los otros grupos... por supuesto. Viva Aragón, viva el Ebro y qué coño, viva España
  • led09/10/11 00:00
    hacienda de muchos los lobos se la comen
  • Hansel07/10/11 00:00
    Diselo a estos pajaros que nos gobiernan que solo les guia la Filosofia Y NO LA CIENCIA. Porque es la razon de mano de la Ciencia la que confirma este criterio de no seccionar una cuenca hidrografica ( porque un rio no es un Hilo de Agua ES UNA CUENCA !!!). Eso no quiere decir que DENTRO, DENTRO, de las Confederaciones haya mas voz de las Comunidades, pero nada de partir el pastel.
  • Carlos BH07/10/11 00:00
    "Desde tiempos a esta parte, vamos camino de nada, vamos a ver como el Ebro con su soledad se marcha". Tal como cantaba el llorado Labordeta, se marcharán el Ebro, el Guadalquivir, el Júcar, el Duero, el Tajo donde todos nos imaginamos. Y es que tenemos un país, estado o lo que sea ya, cada día más bananero, menos país y menos estado. Realmente no se pueden hacer peor las cosas, no se puede hacer más por hundir un siglo de gestión integral de cuencas y por acabar con un estado a fuerza de mutilar cada día un trocito. Como los buenos verdugos, no se desmenbra de una vez, sino poco a poco, para que parezca que la víctima está bién aunque acabe como el Johny de la película de Dalton Trumbo. No podemos permanecer impasibles mirando para otro lado como los alemanes de los años cuarenta, y echo mucho, muchísimo en falta que aquellos que tienen el trabajo seguro en las confederaciones tengan el valor de protestar de verdad. Parece que debemos de ser los sufridos ciudadanos o los contratistas sin contratos, quenes tengamos que echar una mano a los trabajadores de esta institución cada día más vacía de contenidos y completamente esquizofrénica entre su tradicional papel de proveedores de agua para riegos y abastecimiento, y este nuevo de ecologistas advenedizos que no acaban de entender ni ellos, ni los demás. Mientras tanto los jefes socavando los cimientos más elementales. Seguimos sendo ejemplares en lo que a gestión de aguas se refiere, pero esta vez en negativo, muy en negativo.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual