Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Europa

La UE busca un acuerdo con el Parlamento Europeo sobre quiebras de bancos

De Guindos afirmó que la nueva propuesta de los países incluye que en "ciertas circunstancias" pueda ser rechazada.

Efe. Bruselas Actualizada 11/03/2014 a las 21:23
0 Comentarios
Sesión plenaria del Parlamento Europeo en Estrasburgo (Archivo)

Los ministros de Economía de la Unión Europea acordaron una nueva propuesta en la que flexibilizan su posición sobre el mecanismo único de liquidación bancaria, con el objetivo de intentar cerrar un acuerdo final con el Parlamento Europeo (PE) antes del fin de la legislatura actual.

El ministro griego de Finanzas, Yannis Sturnaras, anunció que ha recibido un mandato revisado para negociar con el PE un acuerdo definitivo, y adelantó que viajará el miércoles personalmente a Estrasburgo (Francia) junto con el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem, para impulsar un consenso con los eurodiputados.

La propuesta de los ministros introduce modificaciones menores a la postura original defendida por los Veintiocho, que, sin embargo, quedan lejos de la propuesta planteada por la Eurocámara.

El ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, se quejó a lo largo de la jornada de la postura, según sugirió, intransigente de la Eurocámara, y recalcó que los eurodiputados también tienen que ceder, porque los países han alcanzado "sus límites".

El titular griego no quiso revelar ningún detalle del nuevo mandato que ha recibido del Ecofin para negociar con el PE un acuerdo definitivo antes de que la Eurocámara se disuelva a finales de abril de cara a las elecciones europeas de mayo.

El titular español, Luis de Guindos, sí detalló que se ha consensuado que se tiene que acortar el plazo para poner en común los recursos nacionales en el futuro fondo único de liquidación bancaria, pasando de los diez años inicialmente previstos a en torno a siete u ocho años.

Además, indicó que se ha dejado margen para definir "ritmos distintos", es decir, para que se pueda acelerar la citada fusión de los compartimentos nacionales para pasar a una caja única común.

La Eurocámara pide que el 50 % de la puesta en común (la llamada mutualización) de los fondos se realice en los tres primeros años y el resto en los dos siguientes, es decir se aceleraría al principio y no sería lineal como inicialmente fue propuesto por los países.

De Guindos indicó asimismo que los ministros no han entrado en la cuestión de la concesión de garantías nacionales para mejorar la capacidad financiera del fondo único, aunque han dejado abierta la posibilidad de que los órganos de gobierno del mecanismo puedan acordar una línea de crédito e incluso titulaciones.

El PE exige que haya desde el primer día una línea de crédito para garantizar que el fondo pueda hacer frente a cualquier imprevisto si todavía no cuenta con toda su capacidad financiera (55.000 millones de euros al final del periodo), a cambio de aceptar, eso sí, la existencia de compartimentos nacionales.

En cuanto a la posibilidad establecida en el acuerdo de diciembre de que éstos se presten entre sí, De Guindos afirmó que la nueva propuesta de los países incluye que en "ciertas circunstancias" pueda ser rechazada esta fórmula.

No obstante, en uno de los aspectos que más preocupa a la Eurocámara -el papel de los países en el proceso de toma de decisiones- los Veintiocho no han modificado su posición, dado que el papel más relevante seguirá correspondiendo al Consejo, es decir a los países miembros, subrayó De Guindos.

El PE había pedido específicamente que "se evite un rol del Consejo en decisiones sobre una liquidación de un banco".

De igual modo exige que el Banco Central Europeo sea la única autoridad que decida si un banco debe ser liquidado o no, para evitar que se entrometan los países.

De Guindos dijo al respecto que los ministros no tienen "nada en contra" de la entidad monetaria con sede en Fráncfort, pero prefieren que también la autoridad única de liquidación pueda decidir a iniciativa propia si un banco está en quiebra o no.

Respecto a la división del trabajo en la autoridad única de liquidación -compuesta por un consejo ejecutivo y plenario- se han "flexibilizado los criterios", según el ministro español, dado que en la nueva propuesta "habrá más funciones y responsabilidades que anteriormente" para la formación ejecutiva (donde no están todos los países), lo que "va en línea con lo que pedía el PE, insistió.

Por último, para acomodar al PE, se ha cambiado el porcentaje de contribuciones de los países para votar en el plenario y habrá una doble clave, y éste intervendrá en función de la importancia de los temas, básicamente cuando hay en juego mucho dinero, como cuando se supere el tope de 5.000 millones de euros anuales del fondo.

El fondo se financiará con contribuciones de la banca, que se dividirán en aportaciones fijas y otras en función del riesgo.

"La aportación española va a estar entre el 10 y el 15 % del total, sabiendo que nuestro PIB supone el 11-12 % del de la Unión Monetaria", afirmó De Guindos.

Esto supondría en torno a entre 5.500 millones y 8.250 millones de euros de los 55.000 millones con los que contará el fondo una vez esté completamente constituido, según el pacto sellado en diciembre por los Veintiocho. 








Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual