Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Primera División

Fiesta de la Real Sociedad y el Celta, y drama también en Mallorca y La Coruña

Griezmann certificó el regreso de los donostiarras a la 'Champions' y el sexto descenso de Fernando Vázquez.

Colpisa. Madrid Actualizada 02/06/2013 a las 01:27
0 Comentarios

Diez años después, la Real Sociedad regresa a la 'Champions'. Si entonces fue gracias al trabajo del francés Raynald Denoueix, ahora lo firma con una plantilla modelada por otro técnico galo, Philippe Montanier, que cambia San Sebastián por Rennes. No dependía de sí misma en la jornada final pero le aupó el gol de Griezmann y el póquer de Negredo que relegó al Valencia a la 'Europa League' tras un polémico arbitraje de Clos Gómez. A los donostiarrras les espera una dura previa ante Arsenal, Milan, Lyon, Schalke o Zenith. Sollozos de Valerón al consumar otro descenso con el Deportivo en el día de su retirada. Fernando Vázquez superaba a Clemente, Lotina y Lucien Müller y consumaba su sexta pérdida de categoría Lágrimas esperadas en Mallorca, que vuelve a la división de plata tras 16 años porque Manzano no mejoró a Caparrós, y drama en Zaragoza, goleado por el Atlético y despedida como colista. Manolo Jiménez obró un milagro hace un año pero ahora encabezó el descenso de un histórico que había permanecido cuatro años seguidos entre los grandes. Delirio en Vigo, ya que el gol de Nacho Insa vale una permanencia, y éxito sin tapujos de Abel Resino. En la 'Europa League' competirán Valencia, Málaga y Betis. Si el TAS confirma la sanción a los costasoleños, el Sevilla volvería al viejo continente

Por jornadas así merece la pena soportar una Liga descafeinada por el dominio insultante de los grandes y esos horarios disparatados que tanto perjudican a los aficionados y a los tradicionales programas radiofónicos que en días como este sábado aceleran los corazones, apasionan y animan a los conductores atascados. Coincidencia horaria en ocho partidos y en juego nada menos que una plaza de 'Champions', tres de la Liga Europa y los tres puestos de descenso. Felicidad, rabia, agonía, desesperación.... Cábalas, estados de ánimo cambiantes de gol en gol, de minuto en minuto, de combinación en combinación. Noche de locos y choques jugados en varios campos. La gloria y el infierno de 90 minutos.

Suele ocurrir que al final vence quien depende de sí mismo. Pero en este caso la excepción confirmó la regla porque fracasaron el Deportivo y el Valencia lo tenían todo en su mano y lo dejaron escapar. Apenas hubo 12 minutos de tregua, de tensa calma, de choques sin que el marcador se moviera y el rompecabezas sufriera cambios. Arrancaba la jornada con los de Valverde en la máxima competición continental, la Real, el Málaga y el Betis en la segunda competición continental, y Celta, Zaragoza y Mallorca descendidos a ese 'infierno' que amenaza con la desaparición. Los tres dependían de que el Deportivo no pudiera con un conjunto donostiarra que, a su vez, estaba obligado a vencer en Riazor y a esperar que el Valencia no pudiera con el Sevilla en el Sánchez Pizjuán. Si el guipuzcoano Unai Emery fastidiaba a su exequipo, donde nunca se valoró su trabajo en su justa medida, hacía un inmenso favor al conjunto 'txuri urdin', donde se dice que podría recalar el curso próximo. Un galimatías, pero las cuentas claras para cada afectado.

La gran movida se inició cuando Banega firmó un disparo extraordinario en el Pizjuán que provocaba un efecto en cadena. Suspiraban en La Coruña porque los donostiarras podrían verse sin posibilidades y ello facilitaría, supuestamente, la victoria del Depor. Con esas trazas, nada cambiaría en fecha final. Sin embargo, en el minuto 22 se produjo una acción decisiva. Griezmann se aprovechó de un rechace de Aranzubia y puso un nudo en la garganta de los deportivistas. Subidón de adrenalina al resto de implicados en la pugna. Entonces, Celta y Mallorca ya se imponían al Espanyol y al Valladolid, respectivamente. Mediadas la primera parte, los 'celtiñas' ya estaban de fiesta.

Negredo responde a Del Bosque

Otra acción cambió la tendencia y demostró que Negredo no estaba por la labor de despedirse de mala manera del Sevilla y quería corresponder con goles a Del Bosque por su ausencia de la Copa Confederaciones. A seis minutos del descanso, el 'Tiburón de Vallecas' enganchó una vistosa chilena y empató. Esa acción dio paso a unos minutos nefastos para los 'ches', un manojo de nervios. Penalti tonto de Ricardo Costa a Perotti, acierto en la transformación de Negredo e injusta expulsión de Jonas por un codazo, ya que Alberto Moreno teatralizó de forma indigna. Y penaltis no señalados por derribos a Soldado y Canales.


Ese duelo era clave por arriba y por abajo. El Valencia lo tenía todo en contra pero mantenía la fe. En inferioridad, empató a los 57 minutos, fruto de un gol de Soldado. En un visto y no visto, empero, Negredo puso el 4-2. Aunque de nuevo Soldado acortó distancias, solo un gol del Deportivo permitiría a los valencianos disputar la máxima competición continental por cuarto año consecutivo. Los hispalenses hacían su trabajo y el 'Txingurri' se marchaba de la Capital del Turia con sabor agridulce. El Mallorca de Manzano goleaba al Pucela y soñaba con un golito del Espanyol en Balaídos que les dejaría un año más entre los grandes. Pero el Celta supo frenar el partido con faltas y broncas. Vigo enloquecía. Invasión de campo. Entre Arda Turan y Diego Costa, por dos veces, consumaban la debacle maña. Drama en La Coruña en torno a Valerón y certificado de defunción del Mallorca.









Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual