Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Baloncesto

Se buscan tiradores

El Tecnyconta está obligado a elevar su amenaza exterior, tras finalizar el curso como el peor triplista del campeonato. El club aragonés persigue la contratación de dos escoltas anotadores y con porcentajes muy altos desde el perímetro.

Actualizada 30/06/2017 a las 16:32
El director técnico del Tecnyconta, Salva Guardia, en el fondo de la imagen.Oliver Duch

Tiradores rápidos y fiables, con un elevado porcentaje de acierto, que representen una importante amenaza en el juego exterior. Es el perfil de jugadores que intentará contratar el Tecnyconta para la próxima campaña, después de un curso desalentador, de continuos sobresaltos, donde la salvación matemática se demoró hasta la última jornada del torneo. En este sentido, el lanzamiento desde el perímetro resultó una rémora considerable desde el inicio de la competición: el cuadro aragonés anotó 238 triples en sus 764 intentos, lo que se tradujo en un 31,15% de efectividad. Ningún otro equipo de la Liga Endesa presentó guarismos tan negativos más allá del arco. Un déficit que el director técnico de la entidad, Salva Guardia, tratará de corregir para el siguiente ejercicio, en lo que será su primer proyecto deportivo en la entidad.

Y eso que el Tecnyconta, a priori, disponía de artistas muy cotizados en su línea exterior. Sobre todo Adas Juskevicius y Martynas Gecevicius, sus dos jugadores lituanos, quienes se incorporaron a la plantilla aragonesa avalados por su capacidad anotadora desde la larga distancia. Sin embargo, ninguno respondió a las expectativas generadas. Un factor que condicionó drásticamente el potencial de los zaragozanos, quienes, con el discurrir del campeonato, acentuaron su desatino desde la línea exterior.

Desde su incorporación a la plantilla, Adas Juskevicius estuvo muy alejado de su verdadera dimensión. El escolta, de 27 años y 1,94 metros de estatura, fue contratado el pasado 10 de noviembre, precisamente, por su amplitud de recursos ofensivos, por su capacidad para fabricarse sus propias canastas, por su puntería desde el perímetro y por sus acertadas lectura del juego –puede desempeñar las funciones de base y escolta–. Su fichaje atendía a un doble propósito: paliar las numerosas bajas del equipo, por entonces muy mermado en la línea exterior; y, sobre todo, elevar la amenaza de los aragoneses en los lanzamientos triples, un aspecto que Juskevicius que venía gobernando con mano firme a lo largo de su carrera. Desde la línea de 6,75, el escolta había presentado un 44,2% de efectividad, primero, y un 45,5%, después, en sus dos últimas campañas en el Lietuvos Rytas. Sin embargo, en la mayoría de sus actuaciones, el lituano se distinguió por sus indecisiones, sus dudas, su ansiedad y sus desatenciones defensivas. En los 25 partidos con el Tecnyconta, promedió 6 puntos, 1 rebote, 1 asistencia y 5 de valoración por duelo, con porcentajes de acierto muy alejados de su verdadera medida: un 48% en los tiros de 2; un 38% en los lanzamientos triples; y un 77% desde la línea de personal.

Mientras, la aportación de Gecevicius sufrió un importante revés en el pasado ejercicio: sus continuas lesiones, que ya le apartaron de hasta siete encuentros oficiales. El lituano es un francotirador formidable desde el perímetro, con un elevado porcentaje en los lanzamientos triples, y está habituado a asumir responsabilidades en los momentos más comprometidos. En este sentido, nadie cuestiona su capacidad anotadora; pero finalizó el curso como un jugador abatido, inseguro, sin fe, sometido por la impaciencia y la desesperación. Acabó con cifras insignificantes para un tirador de su potencial: 11 puntos, 2 rebotes, 2 asistencias y 2 de valoración por partido, en los 27 minutos de media que permaneció sobre la pista. Y con sólo un 55% en los tiros de 2.

Pendientes de Oleson

Con el rendimiento de los lituanos bajo cero, el Tecnyconta careció de amenaza exterior. Un importante hándicap que tratará de resolver ahora, bajo la supervisión de Salva Guardia, con la contratación de dos escoltas fiables, prácticamente infalibles, en sus lanzamientos desde el perímetro. En este sentido, el Tecnyconta ya le ha trasladado una oferta de Brad Oleson (FCBarcelona), aunque la contratación del exjugador azulgrana, ahora con la carta de libertad, cuenta con importantes obstáculos. El primero, que las pretensiones económicas del escolta –su salario en el club catalán sobrepasaba el millón de euros por temporadada– resultan inasumibles para los zaragozanos; y después, que Oleson aspira a jugar en Europa la próxima campaña.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo