Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Juegos Olímpicos

La primera expedición española parte a Río preparada y con los mejores deseos del Rey

Los Reyes de España acudieron a despedirlos al aeropuerto de Madrid Barajas.

Efe. Madrid Actualizada 29/07/2016 a las 17:47
Los Reyes han acudido a despedir a la primera expedición española hacia Río.EFE

La primera expedición del equipo olímpico español despegó este viernes "preparada y dispuesta" del aeropuerto de Madrid Barajas rumbo a Río de Janeiro para participar en los Juegos de la XXXI Olimpiada, con "optimismo" y con los mejores deseos de los Reyes de España, que acudieron a despedirlos.

El Rey Felipe VI, abanderado en los Juegos de Barcelona 92, deseó "muchos éxitos" a los 320 miembros de la expedición española que volaron a Río, entre los que se encontraban 190 de los 360 deportistas que participarán en la cita olímpica.

"Seréis durante unas semanas la ilusión de toda la sociedad española", afirmó el jefe del Estado en un breve discurso que pronunció en la sala de embarque del aeropuerto madrileño.

Junto a ellos, el presidente del Comité Olímpico Español, Alejandro Blanco, recordó previamente la despedida que les brindó en la jornada del jueves el presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, en la que se volvió a mostrar el "optimismo" con la que España afronta los Juegos.

"El equipo está preparado, dispuesto y solo quiere competir. Yo solo espero que haya suerte y que España una vez más esté muy bien representada", afirmó Blanco ante los medios antes de partir con el resto de la expedición.

Esta primera avanzadilla de 190 hombres y mujeres de diferentes especialidades combinan la experiencia de los más veteranos y el ímpetu e ilusión de los más jóvenes, que encaran su primera cita olímpica y cuyo esfuerzo de toda una vida cobra sentido.


Los primerizos

Es la esperanza que ejemplifica Iñaki Villanueva, uno de los jugadores del equipo de rugby a 7 español que participará por primera vez en unos Juegos, que ha visto recompensadas las horas de entrenamiento durante su carrera deportiva.

"Ahora mismo mi vida deportiva acaba de tener sentido por haber conseguido la plaza", resaltó un Villanueva que confesó que en el jueves no se lo podía creer e incluso le costó conciliar el sueño.

Un "sueño desde pequeñita" es lo que ha tenido la judoca María Bernabéu, que también encara su primera presencia en unos Juegos. "Yo siempre he querido, pero no solamente ir, sino tener la posibilidad de sacar una medalla; entonces yo creo que mi objetivo es ese, subir al podio", deseó la judoca.

Pero las esperanzas de medalla no son sólo para los más novatos, también son para aquellos que ya saben lo que es triunfar en unos Juegos Olímpicos.


Los veteranos

Es el caso de la nadadora Mireia Belmonte, doble medallista de plata en Londres 2012, que confía en tener que hacer hueco en sus maletas para traer nuevas preseas: "Hombre, si me traigo alguna, que espero que sí, hay sitio siempre".

"La verdad es que gané dos medallas en Londres y es normal que tenga más atención que a lo mejor otros deportistas, pero creo que somos un buen número de deportistas muy buenos y creo que aparte de mí hay muchas otras opciones de medalla en este país", destacó Belmonte después de que el foco mediático se centrara en ella.

Otro que ya sabe lo que es ganar una medalla es el regatista español Fernando Echávarri, oro en Pekín 2008 en clase Tornado y participante ahora en la clase Nacra17 en Río 2016 junto a Tara Pacheco, que pese a viajar desde la "tranquilidad" propia de un veterano, tiene "un sueño parecido" al que tuvo en China.

En esta nueva cita, el regatista cántabro hará frente a uno de los principales problemas que se presentan para los deportistas en Río: el estado del agua en la Bahía de Guanaraba.

"Simplemente tenemos que lidiar con el problema, estar lo mejor preparados posible e intentar solucionar en el agua todos los problemas que puedan surgir del tema de los plásticos y demás", indicó el cántabro.

Para otro de los miembros más veteranos de la delegación española, el jugador de tenis de mesa, He Zhi Wen, más conocido como 'Juanito', ni las noticias sobre el Zika y el estado de la Villa Olímpica frenarán su cuarta participación en unos Juegos, que no se ha perdido desde Atenas 2004.

"Tenemos cremas y tenemos todo, además del chándal largo. Ya he hecho cinco viajes a Brasil y no tengo miedo de lo que pueda pasar", afirmó el deportista a sus 54 años.

A sus terceros Juegos acude la haltera Lidia Valentín, que quiere subir al podio después de que en Londres alcanzara una cuarta posición que se ha convertido en provisional tras los positivos de las tres halteras que la superaron en la capital inglesa.

De cara a estos nuevos Juegos en Brasil, la leonesa confesó que para ella "ahora sería especial subir al podio". "Ya que no tuve ese momento ese día en Londres, para mí es lo más grande subir al podio olímpico", reconoció antes de volar a Río.

Valentín y el resto de sus compatriotas ya esperan en la 'Ciudad Maravillosa' a la segunda gran expedición que partirá de Madrid el día 4 de agosto, víspera de la ceremonia inaugural, que dará el pistoletazo de salida a 16 días de intensa competición en el mayor evento deportivo internacional.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual