Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Sucesos en Zaragoza

El cuaderno de una niña permite descubrir a un presunto agresor sexual

Los presuntos abusos sexuales tuvieron lugar en 2010, cuando la menor, que convivía entonces con su madre biológica y el acusado, tenía apenas 10 años de edad.

Efe. Zaragoza Actualizada 06/02/2012 a las 14:39
22 Comentarios

'''
Un presunto agresor sexual se enfrentará este mes en la Audiencia de Zaragoza a una condena de 8 años y 6 meses de prisión por los supuestos abusos sufridos por la hija de su compañera sentimental, en cuyo cuaderno escolar escribió "no soy virgen, no soy virgen".

Los presuntos abusos sexuales tuvieron lugar en el primer semestre de 2010, cuando la menor, que convivía entonces con su madre biológica y el acusado, tenía apenas 10 años de edad.

Según relata la fiscalía en su escrito provisional de acusación, durante los primeros meses de convivencia, el acusado mantuvo una relación amistosa con la niña, "dándose con ella besos y abrazos" a los que la madre "no dio importancia".

El 23 de julio de 2010, la madre encontró en la basura de su casa unos papeles arrugados del cuaderno de su hija en los que leyó la frase "no soy virgen, no soy virgen", lo que provocó su alarma.

Al día siguiente, en una conversación entre ambas, la niña confesó a su madre que había mantenido relaciones sexuales "consentidas" con su padrastro, Edis Orlando M. A., de 32 años.

La joven relató que en mayo de 2010, el acusado le dio un beso en la boca y la manoseó por encima de sus ropas, "sin que ella se resistiera", afirma la fiscalía.

Unos días después, el presunto agresor trató sin éxito de mantener relaciones sexuales con la niña, algo que consiguió en posteriores encuentros sirviéndose de preservativos, siempre, según la acusación pública, con el consentimiento de la menor.

El informe psicológico elaborado por el médico forense a instancias del juez instructor destaca que el relato de hechos de la niña es "coherente y altamente creíble". Señala, además, que la menor presentaba en el momento de ser evaluada una conducta "precozmente sexualizada" y un "importante" desajuste personal.

El fiscal tipifica los hechos con un presunto delito continuado de abusos sexuales y solicita para el acusado una condena de 8 años y 6 meses de prisión, así como el pago de una indemnización de 12.000 euros por los daños morales causados.

El juicio contra el acusado se celebrará en la Audiencia de Zaragoza el próximo día 20 de febrero.
'''
$(html_text)
'''Un presunto agresor sexual se enfrentará este mes en la Audiencia de Zaragoza a una condena de 8 años y 6 meses de prisión por los supuestos abusos sufridos por la hija de su compañera sentimental, en cuyo cuaderno escolar escribió "no soy virgen, no soy virgen".
'''
$(html_text)

¡Ups!Para continuar leyendo tienes que registrarte como usuario de Heraldo.es.

Disfrutarás de:

CONTENIDO EXCLUSIVO ONLINE OFERTAS Y PROMOCIONES EXCLUSIVAS ACCESO ILIMITADO A HERALDO.ES
¡Sólo te costará 1 minuto! Regístrate GRATIS
'''Un presunto agresor sexual se enfrentará este mes en la Audiencia de Zaragoza a una condena de 8 años y 6 meses de prisión por los supuestos abusos sufridos por la hija de su compañera sentimental, en cuyo cuaderno escolar escribió "no soy virgen, no soy virgen".
'''
$(html_text)
  


  • justiciero07/02/12 00:00
    seguro, que estamos encima del icebert, los que tengais o tengamos menores a nuestro alrededor no estaria de mas hacerles unas preguntitas sobre el tema, no sea que tengamos a algun depravado en nuestro entorno
  • nana07/02/12 00:00
    Castración física ya en España y a su país. En cuanto a los comentarios que tachan a otros de racistas y xenófobos diré que ahí están las estadísticas; las distintas culturas que han venido a España son en su mayoría machistas y de comportamientos que en sus paises serán normales pero aquí es de lo mas reprobable. Lejos de enriquecer la cultura estamos sufriendo una involución de lo mas preocupante en todos los aspectos.
  • Anónima 707/02/12 00:00
    La noticia me interesaba y también los comentarios, lo he leido todo, comparto la mayoría de las opininiones, pero igual era momento de "hablar", de decir todos y todas, de hablar de nuestros recuerdos, ... esto no es nuevo. Se nombre edad de consentimiento, de traumas para toda la vida, de españoles "nuevos y viejos", ... Yo, una niña de clase media, con 10 años a finales de los sesenta, en una familia aprentemente sin problemas, ... todo perfecto, pero no era tan perfecto, sufrí tocamientos y baboseos por parte de un vecino, de un señor de una tienda y de mi padre, ... si mi padre biológico y español. Los traumas, por ahi andarán, pero la vida ha seguido y yo también, cierto es que nadie me hizo daño físico, que no entiendes muy bien lo que pasa, incluso puede no disgustarte, ... pero luego te sientes sucia, culpable, y a quien se lo vas a contar?, porque no dije que no?, y luego sigue viviendo con ellos, mi padre aún vive, ... os podeís imaginar lo grato que es estar junto a el. En fin, no satanicemos ni nos escandalicemos ahora, esto ha estado siempre, desde la experiencia yo he hablado con muchas mujeres e incluso hombres y han tenido episodios "oscuros" en su infancia. Solución, no lo se, quiza educación, humanización, ... no lo se, parece que de vez en cuando la animalidad que nos precede no nos ha dejado del todo. Pero así y entre nosotros, de esto si que cre firmemente que no tiene la culza ZP.
  • garcía07/02/12 00:00
    Comparto la indignación que expresáis en vuestros comentarios. Al abusador un buen castigo y que esté muchos años en la cárcel, para que sea imposible que vuelva a hacer lo mismo en otro hogar, hasta entonces feliz. Y en cuanto a la madre, por favor, que no vuelva a meter a ningún amante en casa, mientras tenga una hija pequeña, e incluso un hijo pequeño. Hay demasiados casos de estos, y hace falta mucha alarma social.
  • Anonima 8107/02/12 00:00
    Esto es para "pasucasa" y otros...: yo sufrí abusos de niña, de parte de la persona de mayor confianza para la familia, no era un amante de mi madre ni nada, es más, era el mejor amigo de mi padre, amistad de muchos años, confianza plena, me he criado con sus hijos..., y es español y muy orgulloso de serlo, la gilipollez y la depravación no entiende  ni de culturas ni nacionalidades, no acuseis sin saber, porque podéis cagarla bastante..., pienso yo, que por ser de fuera, no vas a ser pederasta ni ladrón ni violador..., por cada 6000 inmigrantes habrá 10 que sean unos mamones, ¿Y qué? Os aseguro que hay más de un español también..., generalizar no es inteligente...
  • Anonima 8107/02/12 00:00
    Por cierto, a parte de la condena, que, poca me parece, debería haber por parte del estado ayuda psicológica para la niña, para que su desarrollo adolescente discurra sin pesadillas, ataques de ansiedad e histerias en su (ya no) primera vez.
  • PuntoHuesca06/02/12 00:00
    Con 10 años no tiene suficiente madurez, luego puede decir que dijo "MISA", es a partir de los 12 años cuando el código penal somete la capacidad de raciocinio al arbitrio del tribunal...INFÓRMENSE!!! PuntoHuesca
  • Josu06/02/12 00:00
    Que castración química ni que enrices, castración quirúrgica, para que se acuerde toda su vida.
  • josefo06/02/12 00:00
    Es triste no poder expresar una opinión con la cabeza caliente por la noticia, pero hay que dejar reposar el trauma y analizar las circunstancias y el contexto. Determinados colectivos (no se vea racismo en este comentario sino la pura y simple realidad) se desarrollan fisicamente con una gran precocidad, por lo que las relaciones pudieron ser consentidas, pero es aberrante incluso solicitar ese consentimiento sin respetar el parentesco ni la edad mental de la niña. En cualquier caso, en otras ocasiones similares ya he dejado muy clara mi postura antes estas actuaciones, lo que pasa es que si digo la pena que yo aplicaria, me censuran el comentario.
  • Frentealordenador06/02/12 00:00
    Esta niña, con 10 años, lo que estaba haciendo con su padrastro era jugar, solamente eso, jugar. Y el muy sinverguenza le ha dejado a la niña un legado de secuelas para el resto de su vida. Y por favor, no digan que las relaciones fueron consentidas. ¿Cómo va o no a consentír una niña de 10 años a las peticiones y engaños de un pederasta en quién confiaba plenamente? Al recién estrenado Ministerio de Justicia, prisión permanente para este delincuente y que la cumpla hasta el final de sus días, no sin haber pasado antes por un quirófano para su castración (si no hay castración seguirá rememorando esos inimaginables momentos no sin cierta lujuria). Y a la niña de la mano de su madre biológica, mucho cariño y un psicólogo por el tiempo que haga falta. Y por favor, estemos pendientes de que no se den más casos como estos, y eso se logra hablando más con nuestr@s hij@s y si vemos que no quieren hacerlo, averiguemoslo nosotros con nuestros medios, pero pensemos que un pederasta no lleva un cartel que diga que lo es.
Ver más comentarios


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo