Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Defensa

​El cerebro de las maniobras

Desde el centro de operaciones en Zaragoza del LCC se controlan todas las fuerzas terrestres de la OTAN.

P. P. 08/10/2015 a las 06:00
Centro de operaciones del LCC instalado en ZaragozaSandra Lario

El pasado sábado se inició la primera fase de las maniobras de la OTAN con un ejercicio de puestos de mando. Aunque suene menos espectacular que el ejercicio práctico al uso que dará comienzo el día 21, esta primera fase ha supuesto el despliegue en Zaragoza de un centro de operaciones desde el que profesionales de 23 nacionalidades coordinan los movimientos de todas las fuerzas de tierra de la OTAN, el Mando del Componente Terrestre (LCC por sus siglas en inglés) a cargo del general español García-Vaquero .

Desde fuera parece un 'castillo hinchable' o un 'mar de plásticos', como de hecho lo llaman algunos de los efectivos que trabajan en la zona. Desde allí se dirige todo el componente terrestre que se ha desplegado en 16 escenarios de tres países en el mayor ejercicio llevado a cabo por la OTAN desde que acabó la Guerra Fría.

Allí, además, el pasado sábado se inició una práctica para poner a prueba la interconexión de las fuerzas de la OTAN, los flujos de información, y la capacidad de trabajar en red de los 27 países participantes en las maniobras.

El teniente coronel Campo explica que profesionales de distintos ámbitos (logística, operaciones, transmisiones, inteligencia, asesores políticos...) trabajan estos días sobre un escenario ficticio. Se les ha planteado una situación en la que un país inventado ha sido invadido y en la que la Organización de las Naciones Unidas condena la invasión y pide la intervención de la OTAN. Su misión es ayudar al gobierno local a recuperar el control.

"Es un escenario muy completo en el que se simulan todos los problemas con los que se podrían encontrar a la hora de contactar con las autoridades locales, saber lo que esperan de las fuerzas de la OTAN y ejecutarlo", concreta el teniente coronel.

Desde su despacho en este centro de operaciones hinchable, el general García-Vaquero añade que el objetivo de este ejercicio y de las maniobras completas de la OTAN no es, en absoluto, una demostración de fuerza ante la situación global actual, y recuerda que estas maniobras se llevan planeando desde 2013. "El objetivo es dar confianza, demostrar que estamos preparados, que somos capaces de trabajar juntos y certificarnos como fuerza de respuesta rápida", matiza.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual