Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Zaragoza

Medio siglo de evangelización y reivindicación en El Picarral

La Parroquia de Belén, unida históricamente a la lucha obrera y vecinal, celebra 50 años de vida.

M.M. Zaragoza Actualizada 22/06/2015 a las 11:31
10 Comentarios
Imagen de las antiguas casas parroquiales de los suburbios

"No se entendería la parroquia sin el barrio y el barrio sin la parroquia". La Parroquia de Belén, en el Picarral, celebra en 2015 sus 50 años de vida evangelizadora en la Margen Izquierda, y también de trabajo y apoyo a la lucha obrera y las reivindicaciones vecinales a lo largo de las décadas.

Medio siglo de vida que se ha conmemorado con diversos actos en homenaje a las personas que hicieron posible el trabajo colectivo en la parroquia. Como culminación, se ha organizado una exposición que puede verse hasta el mes de agosto en los locales parroquiales, y la publicación de un libro que en el que, a través de 27 testimonios, narraciones históricas, cartas personales, artículos y reflexiones, traza un recuerdo vivo y conjunto de Belén.

"Lo que más caracterizó a esta parroquia es estar a pie de calle, que los jesuitas estuvieron de la mano con la asociación de vecinos, y su implicación y compromiso social", dice Javier Arruebo, párroco desde hace dos años y vecino de la zona durante toda la vida.

El libro da cuenta de cómo Belén fue punto de encuentro para muchos vecinos, como el caso del matrimonio formado por Mari Tere Ariza y Carlos Serrano, que se conocieron en los ejercicios espirituales en el año 69. "Fuimos la primera pareja que contrajo matrimonio de estos grupos", relatan en el libro, y luego ellos mismos organizaron reuniones que sirvieron de encuentro para otras parejas del barrio. "Nuestra casa parecía un agencia matrimonial", rememoran.

El 1 de junio de 1965 se erige la Parroquia de Nuestra Señora de Belén al desmembrarse de la antigua parroquia de Altabas, y un año después se firmó el convenio de encomienda canónica a la Compañía de Jesús. En los terrenos del Camino de Juslibol en los que se encuentra actualmente el polideportivo San Braulio, los conocidos entonces como suburbios, se construyó el primer conjunto de casas parroquiales, que llegaron a ser el punto vital de todo el barrio. "Allí se acercaban jóvenes y mayores, se hacía teatro, guardería, clases de educación de adultos, asambleas, charlas y hasta fue sede del grupo de montaña Pirineo y del grupo juvenil Amistad", recuerda Juan José Jordá, de la asociación de vecinos. En el gran patio abierto, se organizaba cine, festivales, y hasta por allí pasaron Labordeta o La Bullonera. Posteriormente, la parroquia pasó a la calle Juslibol, y desde el año 94 ocupa su actual emplazamiento. En septiembre de 2013 los jesuitas dejan la parroquia a cargo del arzobispado y asume la parroquia el cura actual.

Huelgas y movilizaciones obreras

"Eran sacerdotes que no solo hacían misa, hacían barrio", dice Jordá, y en su sede se acogió la creación de entidades vecinales, sociales y sindicales, como la Asociación de Cabezas de Familia del Picarral. También tuvo un importante papel de apoyo en las luchas obreras de los años 70 con empresas como Nurel, Caitasa, Balay, TUSA (Talleres Unidos Sociedad Anónima), etc. "Se empezaban a ver los albores de la democracia y a nivel industrial hubo muchas movilizaciones en busca de convenios, negociaciones colectivas y derechos, y la parroquia dejaba sus locales y había reuniones, asambleas y encierros... Por allí estaba permanentemente la Brigada Político-Social", recuerda el representante vecinal. Una época en la que tuvo un papel preponderante el padre Juan Acha, muy recordado en la publicación.

Otros hitos en los que también estuvo implicada la parroquia fueron las movilizaciones vecinales del año 84 ante la llegada de Juan Pablo II a Zaragoza y la decisión de derribar las chabolas de la avenida Pirineos, en el entorno de la explanada donde se celebraría una gran misa; o el apoyo al cura de la localidad de Fabara..

También en los años 80, la parroquia estuvo codo con codo con los vecinos en sus demandas para que dejaran de pasar los tanques por las calles del barrio. Las divisiones de tanques venían de sus lugares de origen en ferrocarril y desembarcaban en la Estación del Norte, y circulando sobre sus cadenas recorrían la avenida de San Juan de la Peña, Valle de Broto y la avenida de los Pirineos hasta llegar al campo de tiro de San Gregorio.

En sus reivindicaciones por sacar esta maquinaria bélica del barrio, hasta se llegó a fabricar un tanque de cartón a tamaño real en un desfile humorístico de las fiestas del barrio. "Eran un riesgo porque se cruzaban con autobuses, transporte y vehículos, y una molestia", recuerda Jordá, quien subraya que también en estas movilizaciones "el barrio y parroquia éramos uno".


  • panteira23/06/15 01:00
    #8 Veo que te has quedado en la critica de superficie y no has ahondado en la de verdad, acaso te has acercado tu a ver como vive la curia en el vaticano y en como sigue medrando en todo. Acaso conoces algún ejemplo de sacerdote implicado con la pobreza y con marcado carácter social que llegase a algo dentro de la curia, porque yo el caso de la persona mas alta que conozco fué monseñor Ellacuría, y todos sabemos como trató a la teología de la liberación el vaticano....
  • panteira23/06/15 00:54
    #3 jose. Pertenezco al sindicato más fuerte del universo, se llama humanidad. La obra social que realiza la iglesia ya la conocemos todo, pregunta que parte de los presupuestos de caritas pertenecen a la "iglesia", Respecto a lo del piso de rouco, ya, si la iglesia no tiene nada, por eso no debe de pagar impuestos, es todo regalado...... asi son, la asociación mas rica del universo, y mientras que no deje de mezclar lo divino y lo humano, el que no tienes razón eres tu...
  • JOSE22/06/15 16:05
    #2 Panteira.  Te has acercado o colaborado con los del barrio para decir eso?
  • Pili22/06/15 16:04
    En esa p raro quia conocí a mi marido y van para 47 años juntos  Al principio yo era catequista de niños  pero luego se formó el club juventud  al que pertenecieron muchos chicos del barrio y alguno hasta les cambio la vida se formaron muchos matrimonios .en este club que por cierto los curas no intervenían en su funcionamiento pero nos apoyaban se hacían excursiones charlas talleres de cocina y teatro , fueron unos años que nunca olvidare forman parte de mi vida  El padre Juan acha un gran hombre y muy humano senti su muerte  ayudaba mucho a la gente Hay parroquias y parroquias yo hace mucho que no he ido por ahí  pero  me acuerdo mucho de aquellos años
  • sussej22/06/15 14:38
    El Sr. Rouco Varela, en la vida política podría haber conseguido un patrimonio parecido al de el Sr. Bono. Y ahora en lugar de poder elegir entre unas docenas de lujosos pisos, a este se le discute que viva en uno, que además no es de su propiedad.
  • sussej22/06/15 14:33
    Pues aún hoy en día a los más necesitados no les da por ir a las sedes de los sindicatos o a las casas del pueblo. Los muy tontos siguen yendo a las organizaciones ligadas a las iglesias, sin saber que en los otros lugares les solucionarían mejor sus problemas. 
  • Eduardo22/06/15 14:16
    Poco que añadir. Una mención a Juan Hacha, Mario Cuartero,... Es la iglesia cercana, de Mons. Romero....
  • Jose22/06/15 13:49
    Panteira: ¿A que sindicato perteneces? ¿Cuantos sindicatos realizan la obra social que realiza la Iglesia? ¿Cuantos comedores sociales tienen los sindicatos? Cuando exista un sindicato que realice la mitad de obra social y caritativa que realiza la Iglesia entonces puedes decir todo lo que estas diciendo y mas. Hasta entonces no tienes razon. Por cierto, el piso de Rouco Varela no le ha costado un duro a los feligreses, fue una donación libre y voluntaria.
  • panteira22/06/15 13:29
    Esas parroquias en los sitios donde residen las clases obreras son las que más daño hacen a los obreros, ya que, producen la falsa sensación de que la iglesia católica se sitúa también al lado del obrero, cuando, en realidad, cuando tiene que tomar partido, la curia siempre se pone al lado del poderoso,y de aquel que le tiene algo que dar.... y a los curas que realmente se deciden por predicar con la palabra de cristo y sus actos los dejan tirados, ya sean de la teología de la liberación, o de lo que sea, pura fachada... la realidad es la que es...el piso de rouco varela....
  • Eva22/06/15 11:34
    "Evangelización", Adoctrinamiento desde bien pequeños lo llamo yo.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual