Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Zaragoza

Condenados a un año de cárcel cuatro vándalos que quemaron 14 contenedores

Causaron siete incendios en una misma noche de mayo de 2012 en La Almozara.
Los acusados reconocieron ayer los hechos y pagaron 10.261 euros de indemnización 

Marta Garú 13/09/2014 a las 06:00
Etiquetas
0 Comentarios
Así quedó uno de los contenedores quemados en el barrio de La Almozara en mayo de 2012.José Miguel Marco

Cuatro jóvenes que se pasaron la noche del 4 de mayo de 2012 divirtiéndose incendiando contenedores en las calles de Zaragoza se vieron ayer resignados a reconocer los hechos y aceptar una condena de un año de prisión y a indemnizar a la empresa Fomento de Construcciones y Contratas (FCC), contratada por el Ayuntamiento para la recogida de basuras, con 10.261 euros. La pena es mucho menor de la que solicitaba inicialmente para ellos la Fiscalía, pues reclamaba tres años de cárcel por un delito continuado de incendio y otro más por integración de grupo criminal. Al final y tras apreciárseles la atenuante muy cualificada de reparación del daño causado, el reproche penal se ha quedado en un año de prisión que no deberán cumplir si no vuelven a delinquir en un periodo similar, ya que no tienen antecedentes. 

Los acusados, Ángel Fiestras, Carlos Monclús, Raúl Miguel y Daniel Jiménez fueron detenidos en junio de 2012, tras varios meses de investigación policial por parte de un dispositivo especial para frenar la quema indiscriminada de contenedores que cada fin de semana se producía en las calles de la ciudad y sembraba la alarma entre los ciudadanos. En principio, los agentes llegaron a atribuir más de una veintena de fuegos intencionados perpetrados entre el 30 de enero de 2010 y el 4 de mayo de 2012. Y fue precisamente a raíz de los sucesos acaecidos esa última madrugada, cuando prendieron 14 contenedores en poco más de dos horas, cuando pudieron ser identificados. 

Se jactaron por Whatsapp

A la hora de poner cara a los pirómanos, resultó fundamental la memoria del teléfono móvil de uno de los detenidos, que conservaba los mensajes de Whatsapp que se habían cruzado esa misma noche. En esta conversación, los jóvenes se jactaban y reconocían su participación en los fuegos e incluso se mofaban de la actuación policial. "Se les ha caído la sirena y dos coches han estado a punto de chocarse. JAJAJA", escribió uno de ellos. 

Para la Policía este móvil fue un gran fuente de información, ya que, en un momento dado, uno de los jóvenes implicados en los hechos llegó a dar los nombres de los amigos que estaban con él quemando los contenedores. A raíz de esta investigación, los funcionarios pudieron detener a Ángel Fiestras, alias ‘el Pichinas’ y considerado ‘cerebro’ del grupo –que fue enviado a prisión provisional durante 15 días– y a los otros tres mencionados, que pagaron fianzas de 3.000 euros para no entrar a la cárcel. También fueron arrestados dos más que ya fueron juzgados y condenados a otro año de prisión y al pago de 1.440 euros en concepto de indemnización por los daños causados. 

Los acusados admitieron ayer que entre las doce de la noche y las 2.30 del 4 de mayo prendieron fuego a tres contenedores en el número 5 de la avenida de Pablo Gargallo, otro en la calle de Mónaco, dos más en la calle de Bonn, uno en Batalla de Arapiles, dos más en la calle del Reino, cuatro en Pedro I y uno más en el paseo de Echegaray y Caballero. 

La juez tras preguntar a los cuatro imputados si estaban conforme con los hechos que se les atribuían y tener la certeza de que habían pagado los daños causados, dictó sentencia in voce condenándoles a la pena mencionada. 








Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual