Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Tribunales

El hermano del acusado de matar a su pareja en Cadrete dice que le confesó el crimen

El hermano de Cristóbal Morales dice que le ayudó a sacar bolsas de basura con restos de la víctima.

Efe. Zaragoza Actualizada 29/10/2015 a las 16:56
Juicio por el crimen de Cadrete.Oliver Duch

Un hermano del acusado de matar a su pareja sentimental, Vanessa Barrado, en Cadrete ha dicho que éste le confesó que la "había matado" y que le ayudó a sacar de la casa donde vivían bolsas de basuras con los restos del cuerpo de la víctima, que había descuartizado con una sierra de mano.

Este testimonio ha sido la sorpresa de la primera jornada del juicio contra Cristóbal Morales, para el que piden 20 años de prisión por el asesinato y descuartizamiento de Vanessa Barrado, y contra sus tres hermanos, Miguel Ángel, Jessica y Juan Manuel, para los que solicitan más de diez años por encubrimiento, estafa, hurto y pertenencia a grupo criminal.

En la sección tercera de la Audiencia Provincial de Zaragoza, Miguel Ángel Morales, quien ha reconocido graves problemas con la bebida y que ha dormido muchas veces en la calle, ha dicho que no había hecho antes estas revelaciones porque es su hermano y éste le ha acogido muchas veces en su casa y le ha dado de comer.

Miguel Ángel Morales: "Digo la verdad"

"Digo la verdad", ha enfatizado Miguel Ángel Morales, quien ha señalado que no ha sido presionado para hacer esta declaración.
Cristóbal Morales, el principal acusado del crimen, ha negado que asesinara y degollara a su pareja, con la que tenía una hija de dos años y medio, y ha asegurado que tenía una relación "buena" con ella, que se llevaba bien dentro de lo que cabe y que no mantenían discusiones.


Así ha respondido a las primeras preguntas del fiscal, quien le acusa de asesinar a su pareja, que entonces tenía 27 años, tras una fuerte discusión al anunciarle que se iba de su domicilio de Cadrete y ponía fin a una relación, que Cristóbal ha dicho había ya finalizado hace dos años y que no le importaba que tuviera contactos a través de internet con otros hombres.


Según el fiscal y las acusaciones, los hechos sucedieron la noche de 28 al 29 de junio de 2012 cuando Cristóbal Morales presuntamente degolló con un cuchillo de cocina a la joven tras una discusión al comunicarle ella que quería acabar la relación que mantenían desde 2009.

Cristóbal Morales dice que la tarjeta se la dio Vanessa

Cristóbal Morales ha reiterado varias veces que el día de los hechos no tuvo ninguna discusión con su pareja y que la última que hubo en su casa se produjo con el hermano de ésta después de que su padre le dijera que la iba a echar de casa por la relación que pretendía mantener con un primo que vive en la provincia de Barcelona.


También ha incidido en que la tarjeta bancaria de la joven con la sacó con ayuda de sus hermanos distintas cantidades de dinero se la facilitó la propia Venessa en un encuentro que tuvo con ella en el barrio zaragozano de Torrero a mediados de julio y que las joyas que vendieron se les había regalado él.

Jessica Morales: "Lo mismo que caía una, caían dos"

En esta primera sesión del juicio, que se prolongará hasta el 9 de noviembre, ha declarado también Jessica Morales, quien reveló a la policía los hechos que permitieron la detención e ingreso en prisión de Cristóbal y sus hermanos, tras meses fingiendo ante la familia de Vanessa, con la que comían todos los fines de semana, que está se había ido de casa por su propio deseo.

En la sala, ha dicho que hasta que se fue de casa a un piso de acogida vivió un infierno junto a su hermano, que éste mantenía discusiones continuadas con Vanessa, que recibía una pensión por sufrir una enfermedad mental y que le amenazó de muerte tras reconocer que "se le había ido la mano", lo que le llevó a pensar que la había matado.

Al ser preguntada por qué no lo denunció, ha explicado que su hermano le amenazó de muerte de esta manera: "lo mismo que caía una, caían dos", una afirmación tras la que "entendí -ha dicho- que la había matado", aunque ha asegurado que no llegó a ver el cadáver.

Descuartizada con una "sierra de mano"

El cadáver de Vanessa, de la que no se ha logrado encontrar sus manos ni sus pies, fue descuartizado con una "sierra de mano", según le confesó a su hermano Miguel Ángel en la cárcel, donde continúa desde que fue detenido seis meses después de los hechos.

Los restos de la mujer fueron descubiertos el 14 de octubre por unos agricultores meses después de su muerte en una chopera de Cadrete, a un centenar de metros de la vivienda que compartían ambos, según relata el ministerio fiscal.

Las acusaciones de la familia de la víctima consideran que en el crimen hubo una cooperación necesaria de los hermanos, que son acusados de encubrimiento, estafa, receptación de objetos y hurto, ya que llegaron a disfrazarse para retirar del banco con su tarjeta la pensión mensual que la víctima recibía (357 años). 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual