Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Los 8 de Yesa

Gustavo Alcalde recuerda a Santisteve que los '8 de Yesa' están procesados por delitos penales

Este jueves Santisteve mostró su apoyo y solidaridad a los '8 de Yesa',

Europa Press. Zaragoza Actualizada 20/05/2016 a las 15:47

El delegado del Gobierno de España en Aragón, Gustavo Alcalde, ha recordado al alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, que 'los 8 de Yesa' están procesados por "presuntos delitos contenidos en el Código Penal, por agredir a guardias civiles, y no por la aplicación de la Ley de Seguridad Ciudadana" durante una concentración en Artieda (Zaragoza) en contra del recrecimiento del embalse de Yesa en 2012.

Gustavo Alcalde ha respondido de este modo a las declaraciones de Santisteve que este jueves tras recibir a los '8 de Yesa' les mostró su apoyo y solidaridad y criticó su procesamiento judicial que relacionó con la denominada 'Ley mordaza'.

En una nota de prensa ha explicado el auto de la Audiencia Provincial de Zaragoza de diciembre de 2014 acordó el sobreseimiento libre y archivo de las actuaciones judiciales abiertas con motivo de la denuncia formulada contra varios agentes de la Guardia Civil.

Dicha resolución judicial establece expresamente que "de las diligencias de instrucción resulta determinado que el uso de las defensas por parte de los agentes tuvo lugar como consecuencia de la violencia activa ejercida contra ellos por los manifestantes, puesto que si los concentrados hubieran obedecido la orden dada por la autoridad competente de que desalojaran la carretera, y permitieran a los funcionarios de la CHE realizar su trabajo, y no se hubiesen resistido de forma activa a la actuación policial, llegando a golpear a los agentes, no hubiese sido necesario el empleo de la fuerza mínima imprescindible para cumplir con el desempeño de su cargo, y repeler las agresiones dirigidas contra ellos".


Carga "proporcionada" 

Se añade que fue la concentración "no comunicada, ni autorizada por la Subdelegación del Gobierno", que implicaba el corte de una carretera e impedía que los funcionarios de la CHE realizaran su trabajo, "lo que hizo necesaria la intervención de la Guardia Civil para restablecer el orden público perturbado".


"Pese a que los responsables de la unidad GRS 5 trataron de efectuar el desalojo de forma pacífica, agotando la vía del dialogo, ante la desobediencia de los manifestantes se tuvo que intervenir, aproximándose en formación hasta los concentrados para vencer su resistencia pasiva, y en el momento del encuentro la resistencia pasiva y desobediencia que hasta ese momento se había manifestado, se tornó en violenta, y alguno de los concentrados llegó a agredir a los agentes, como resulta del hecho de que la mayoría de ellos resultaran lesionados", apostilla el auto judicial.

Por tanto, atendidas las circunstancias concurrentes, "se puede afirmar que hubo proporcionalidad en el uso de la fuerza por parte de los agentes de la guardia civil, y las lesiones leves que sufrieron alguno de los manifestantes son la consecuencia derivada de su propia resistencia y desobediencia y que debe ser soportada por haber participado en la una situación generadora de riesgo".

En definitiva, --dice el auto-- "partiendo de los datos fácticos determinados durante la instrucción, encontrándose los agentes en el ejercicio de las funciones de su cargo, se vieron en la necesidad de tener que intervenir para desalojar a 150 manifestantes que se resistían a abandonar y dejar expedita la carretera, que desobedecían las instrucciones claras y precisas provenientes de los agentes de la autoridad en el ejercicio de sus funciones, y que mostraban una actitud hostil que desembocó en lesiones de cierta importancia para tres agentes".

En estas circunstancias, y "atendida la levedad de las lesiones que presentaban los manifestantes, se puede afirmar que el empleo de la fuerza empleada por los agentes fue mínima y proporcionada a las circunstancias del caso".

Por ello, agrega el texto que "se procede al sobreseimiento libre y archivo de las actuaciones respecto a los agentes puesto que de las diligencias de instrucción practicadas, y en concreto de la grabación de los hechos que por diferentes medios han sido incorporada a las actuaciones, resulta que hubo proporcionalidad en el empleo de la fuerza utilizada por los agentes, que se encontraban en el ejercicio de las funciones encomendadas, frente a unas personas que habían invadido una carretera sin consentimiento, que desobedecían la orden dada por la autoridad competente, y que increpaban y agredían a los agentes de la guardia civil, llegando a causar lesiones graves a alguno de ellos".

Agua del Pirineo

Por otro lado, Gustavo Alcalde ha opinado que "resulta paradójico que el alcalde de Zaragoza muestre su solidaridad con aquellos que intentan impedir que Zaragoza tenga agua de boca de calidad procedente del Pirineo".

En este sentido, ha apuntado que el recrecimiento del pantano de Yesa es una obra "estratégica" para el desarrollo de Aragón, para el futuro de la región y para el abastecimiento de agua de calidad a más de 700.000 habitantes de la ciudad de Zaragoza y 50 núcleos de su entorno, más de la mitad de la población aragonesa.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual