Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Zaragoza

La KWM, templo de la modernidad de los 80, se transforma en ortopedia

Tras años de abandono, el local de la KWM está siendo acondicionado por una empresa de Zaragoza.

P. Puebla. Zaragoza Actualizada 14/03/2016 a las 16:15
Obras para convertir la antigua discoteca KWM en una ortopedia

Tras ocho años de abandono, el amplio local de Fernando el Católico 70 por el que pasaron los grandes grupos de música de los 80 ha sido adquirido por una empresa zaragozana del sector de la ortopedia. Las obras arrancaron a principios de año y a estas alturas la antigua KWM, uno de los primeros 'after hour' de Aragón, ya ha sido despojada de la capa de más de medio metro de aislante que cubría sus paredes.

Los nuevos propietarios encontraron el local tal y cómo se quedó tras cerrar sus puertas como discoteca en 2008. A la KWM le sucedió la 'Kitch Experimental Club' y a esta otra la 'Bass Space'. Con la adquisición del local, la empresa de ortopedia pasó a ser la propietaria de las enormes lámparas redondas, los carteles de conciertos, la barra y los decadentes urinarios. Muchos de estos objetos han sido regalados por los nuevos dueños a amigos, conocidos y empresarios de la zona de Fernando el Católico y según explica el gerente de una peluquería cercana, no han sido pocos los nostálgicos que se han acercado hasta el lugar para ver qué recuerdo podían rapiñar.

"A mí me regalaron una lámpara que por tamaño parecía una pelota de pilates y yo a su vez se la regalé a un cliente para que la usase como elemento decorativo en su jardín", cuenta Henry Vargas, el peluquero-barbero de la zona. Nerea Álvarez, hija del nuevo propietario del local, confirma que la mayor parte de las lámparas y carteles ya han sido regaladas a otros allegados.

El mítico local ejerció como el templo de la modernidad de Zaragoza durante la década de los 80. Célebre por ofrecer música en directo y por sus indecentes horarios, las juventudes de aquella época recuerdan la KWM como una de las salas más famosas del momento. Los cuarentones de hoy evocan noches turbulentas y amaneceres desfasados entre las penumbras de la sala zaragozana.

"Tenía amigas que se ponían el despertador a las cinco de la mañana y se tuneaban para entrar al after de seis a diez. Después, supongo, empalmarían con un vermut torero", recuerda divertida Rebeca Ferrer, una de las trabajadoras de Zaraorto, la empresa que se ha hecho ahora con el local. Si todo avanza según lo previsto la nueva ortopedia estará lista para abrir sus puertas en mayo de este año, así que Rebeca y Nerea trasladarán su puesto de trabajo al lugar donde pasaron las noches de sus veinte años vibrando al son de la música tecno.
 

Ampliación de negocio

Zaraorto acumula más de 20 años de experiencia en la fabricación de prótesis y artículos de ortopedia en la ciudad pero necesitaba un local más amplio que el actual de Fernando el Católico para poder ofrecer una mayor variedad de servicios a sus clientes. Por eso echaron el ojo al enorme local de la acera de enfrente.


La antigua sede de KWM ronda los 400 metros cuadrados y a partir de mayo dará cobijo a una completa clínica con consultas de fisioterapia y estudio de pisada, un gimnasio y un espacio más grande e íntimo que el actual para la rehabilitación de mujeres operadas de cáncer.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo