Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Teruel

La residencia 'colaborativa' de Teruel empezará a construirse en mayo

Los 60 jubilados que componen la cooperativa San Hermenegildo serán los propietarios del centro.

P. Puebla. Zaragoza 01/05/2015 a las 06:00
Etiquetas
3 Comentarios
La residencia San Hermengildo de Teruel empezará a construirse en mayoHA

Este mes comenzará a construirse la primera residencia de ancianos 'colaborativa' de Teruel: la residencia San Hermenegildo. Tras seis años de dilaciones, los jubilados turolenses que se unieron para proyectar su nuevo hogar verán por fin cómo las grúas trabajan para levantarlo.

La idea nació de la unión entre la necesidad y la ilusión. Los jubilados promotores se dieron cuenta de que, como ellos, muchos de sus vecinos tenían el mismo problema: no reunían las condiciones para acceder a una residencia pública pero sus pensiones no eran tan generosas como para permitirse una residencia privada. Solución: construirse la suya a su medida.

"La Administración no oferta plazas en residencias para todos y no queremos estar solos. Los hijos tienen sus ocupaciones, a veces están lejos y no siempre podremos llevar solos nuestras casas", explica Enrique Herrer, presidente de la cooperativa impulsora que a día de hoy consta de 60 socios. "Nos juntamos en una cooperativa sin ánimo de lucro para resolvérnoslo nosotros y para ofrecer una solución a otras personas que lo necesiten. Una vez que esté construida, la residencia estará abierta a cualquier ciudadano, no hará falta ser propietario".
 

40.000 metros cuadrados y 12 millones

La nueva residencia se alzará sobre el terreno de 40.000 metros cuadrados que compró la cooperativa hace más de dos años (tras otros tantos de papeleos) y que está ubicado detrás de Dinópolis. El edificio ocupará casi 3.000 metros cuadrados y albergará 80 'habitáculos' o 'mini apartamentos' y 45 habitaciones para asistidos.


Cada socio de la cooperativa (un socio puede estar formado por dos o tres personas que vayan a compartir un mismo apartamento) ha tenido que invertir unos 100.000 euros para la compra del terreno, el diseño del proyecto y su ejecución. En total, se han invertido ya en torno a 1.200.000 euros pero la inversión global alcanzará los 11,8 millones.

 

Unos 1.000 euros al mes

Tras los veinte meses que se prevé que dure la fase de construcción, cada inquilino (tanto los que sean miembros de la cooperativa como los que no) pasará a abonar una mensualidad fija para cubrir los gastos de alimentación, limpieza, jardinería, lavandería, cuidados a asistidos y demás servicios. "Calculamos que alrededor de unos 1.000 euros al mes, aunque una pareja abonaría unos 1.500 en total -apunta Herrer-. Es más que en una residencia pública pero menos que en una privada y tendremos una parte en propiedad que podremos vender o dejar en herencia a nuestros hijos". Cuando un socio lo necesite, pasará a disfrutar de los cuidados de la zona para asistidos.

Tal y como está previsto en el proyecto, la residencia estará dotada de un gimnasio para rehabilitación y de un jacuzzi. Cada módulo o habitáculo contará con un pequeño salón, un dormitorio y un baño y Herrer confiesa que pretenden reservar una zona para petanca y otra para huertos en el jardín: "Así el que venga del pueblo puede entretenerse cultivando patatas".
 

Casi completa

Los seis años de retraso que acumula este proyecto han hecho a muchos abandonar por el camino. De los 160 jubilados que formaban la cooperativa en un principio ahora quedan 60. Confían, sin embargo, en llenar sin problema todas las plazas: "Prácticamente tenemos cubiertas las 80 habitaciones porque hay otras 26 personas que cuando vean que por fin empiezan las obras dejarán de dudar".

Enrique, de 71 años, y su mujer, componen una de las parejas que espera con ganas su nuevo hogar. Eso sí, él más que ella: "A mi mujer le da pena dejar nuestra casa de toda la vida pero allí tendremos todos los cuidados y yo le digo que es mejor vivir algo así mientras podamos disfrutarlo".

La cooperativa calcula que la residencia generará "entre 60 y 70" puestos de trabajo directos en la capital turolense.


  • garcía02/05/15 00:07
    No entiendo por qué es tan importante hacer el edificio. Con todo lo que está construido y vacío, se podría encontrar un edificio a buen precio y ocuparlo inmediatamente, en lugar de esperar varios años a que se termine la obra, cosa nada aconsejable para personas mayores, que no saben cuántos años les quedan de vida.
  • Jose (de Aragón).01/05/15 17:09
    Muy bien pensado constituirse en cooperativa para hacerse la residencia ellos mismos. Suerte y adelante. Y cuidadín con las empresas y fundaciones privadas que vengan con la intención de participar en la gestión una vez vean que esto marcha viento en popa.
  • Juan01/05/15 10:55
    Es una idea para patentarla. Suerte y éxito para todos.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual