Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Teruel provincia

La Policía investiga una ayuda de 90.000 € del FITE a una obra en Monroyo que no se hizo

El dinero se destinó en 2010 a la electrificación de un grupo de masías, pero las obras no llegaron a iniciarse. El Ayuntamiento prepara una asamblea de afectados.

L. R./J. A./M. G. Teruel Actualizada 27/10/2015 a las 08:48

La Policía Nacional investiga una subvención de 90.000 euros concedida por el Instituto Aragonés de Fomento (IAF) al Ayuntamiento de Monroyo con cargo al Fondo de Inversiones de Teruel (FITE) de 2010 para la electrificación de quince masías, un proyecto que no llegó a iniciarse. Agentes de la Policía Judicial especializados en blanqueo de capitales se desplazaron la semana pasada a la sede del IAF en Zaragoza para recabar información sobre el expediente de Monroyo.

El alcalde de Monroyo en 2010, Andrés Cros, explicó ayer que el Ayuntamiento justificó la subvención del IAF con las facturas emitidas por la empresa adjudicataria, Electrificaciones La Mata, de La Mata de Morella (Castellón), por acopios de material. Cros señaló que el proyecto se retrasó, inicialmente, por la necesidad de incorporar un estudio de impacto ambiental y otra documentación. La demora provocó la baja de algunos de los masoveros interesados, lo que implicó al menos una modificación del proyecto, que, finalmente, quedó aparcado.

El actual alcalde, José Ramón Guarc, afirmó que la tramitación del proyecto está "muy embarullada". Añadió que los propietarios de las masías que se pretendía electrificar están "molestos" porque todos aportaron 2.000 euros por cada explotación para la redacción del proyecto y, en algunos casos, otros 6.000 a cuenta de las obras que nunca se empezaron.

Guarc señaló que el Ayuntamiento ha iniciado una recogida de la documentación disponible al respecto y pedirá también información a Andrés Cros para convocar la próxima semana una "asamblea" de afectados en la que intentará calificar la situación del proyecto. El alcalde se lamentó de que el expediente del proyecto esté incompleto ya que en el Consistorio solo ha podido encontrar "cosas sueltas", pero no la documentación íntegra. La voluntad del actual Consistorio es retomar el proyecto, aunque antes "las cuentas tienen que estar claras".

El alcalde señaló que el único vestigio de la red eléctrica que debía suministrar a las masías son las torres depositadas junto a las piscinas municipales por la empresa contratada para hacer las obras. Andrés Cros afirmó por su parte que un "técnico" certificó la validez de las facturas emitidas basándose en los acopios de material.

Cros explicó que Electrificaciones La Mata fue elegida como la mejor de las tres ofertas recabadas por el Ayuntamiento para ejecutar la obra. El propietario de la compañía, Andrés Montserrat, indicó que solo hace un año que está al frente de la dirección y desconoce los pormenores del proyecto de Monroyo. Montserrat añadió que en aquellos años la gestión corría a cargo de su padre, que acaba de jubilarse.

El alcalde de Monroyo dijo desconocer el origen de la denuncia que ha puesto a la Policía Nacional tras la pista de la polémica electrificación, aunque señaló que los masoveros afectados le manifestaron su decisión de acudir a los tribunales para denunciar el quebranto económico sufrido al haber realizado un desembolso significativo a cuenta de un proyecto fallido.

José Ramón Guarc criticó el descontrol administrativo que imperó en el Ayuntamiento en los años de transición entre los siglos XX y XXI, en los que no se aprobaron los presupuestos municipales. Achacó esta circunstancia a la deficiente gestión del secretario municipal del momento. Guarc explicó que, en la documentación del Ayuntamiento, ni siquiera ha podido concretar el presupuesto definitivo de la electrificación, que osciló entre 230.000 y 400.000 euros.

Correcto, según el IAF

Fuentes oficiales del Instituto Aragonés de Fomento (IAF) explicaron ayer a este diario que el expediente de la subvención está "correcto", ya que desde el Ayuntamiento de Monroyo se justificó "en plazo y con factura" la ayuda solicitada. En este sentido, detallaron que consta tanto el recibo de la empresa a la que se encargó la electrificación de las masías del municipio como el pago que le hizo el Ayuntamiento.

Desde el IAF también incidieron en que ese es el procedimiento de justificación de las subvenciones y que su papel no es comprobar sobre el terreno si las inversiones se han ejecutado. Y aclararon que su papel se reduce a gestionar el Fondo de Inversiones de Teruel, ya que su concesión la acuerda una comisión mixta Aragón-Estado y solo les llega un listado de los beneficiarios. "Solo gestionamos", apostillaron.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual