Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Tribunales

Condenados a 19 años de cárcel los dos acusados por el crimen de Fuentes Claras

Mataron a golpes a Luis Esteban Zorraquino, de 58 años, para robarle. Han sido condenados por delitos de homicidio, robo con violencia y pertenencia a grupo criminal.

Europa Press. Teruel Actualizada 29/12/2017 a las 14:31
El Fatmi Chafnaje -a la izquierda- y Rachid Lioumouri, a su llegada a la primera sesión del juicioJorge Escudero

La Audiencia Provincial de Teruel ha condenado a un total de 19 años de cárcel a El Fatmi Chafnaje y Rachid Liomouri, como responsables del crimen cometido en febrero de 2015 en Fuentes Claras, en el que murió el comerciante de la localidad turolense Luis Esteban Zorraquino, de 58 años.

El tribunal del jurado ya había dictado durante la celebración del juicio un veredicto de culpabilidad para los dos hombres, por los delitos de homicidio, robo con violencia y pertenencia a grupo criminal.

De esta forma, ambos han sido condenados a diez años de cárcel como autores de un delito de homicidio; a cinco años de prisión por un delito de pertenencia a grupo criminal y a otros cuatro años de cárcel por el delito de robo con violencia.

Asimismo, la Audiencia Provincial de Teruel condena a El Fatmi Chafnaje y a Rachid Liomouri a la pena de privación del derecho a residir y de acudir al lugar donde residen los familiares de la víctima, Fuentes Claras y Barcelona; prohibición expresa de aproximarse a menos de 500 metros de ellos y de comunicarse por cualquier medio con estas personas, todo ello por un tiempo de quince años.

En concepto de responsabilidad civil, ambos deberán indemnizar a la hermana de la víctima, Mercedes Esteban Zorraquino, con 19.197,88 euros, así como satisfacer la mitad de las costas procesales. Se mantiene la situación de privación de libertad de los dos acusados. Contra esta sentencia pueden interponer un recurso de apelación ante la Sala de lo Penal del Tribunal Superior de Justicia de Aragón en un plazo de diez días.

Como hechos probados, la sentencia explica que la persona fallecida en este suceso, Luis Esteban Zorraquino era comerciante en su localidad natal de Fuentes Claras, donde regentaba una tienda de comestibles en un local anexo a su vivienda. En su casa disponía de una caja fuerte donde guardaba el dinero que ahorraba fruto de su actividad comercial.

El Fatmi Chafnaje residía también en Fuentes Claras con su familia, dedicándose a varias actividades laborales como la recogida de chatarra. Su esposa, Wassima E.C., había trabajado algunos días puntuales en 2014 como asistente de hogar en la vivienda de Luis Esteban Zorraquino para cuidar a la madre de éste y le había comentado a su marido la existencia de la caja fuerte en el sótano de la casa.

Robar el dinero de la caja fuerte

De esta forma, el hombre comenzó a plantearse la posibilidad de hacerse con el dinero que el comerciante tenía en su caja fuerte y contactó con otras personas, compatriotas suyos, para cometer el robo. Así, se puso en contacto con Rachid Liomouri, residente en Zaragoza y a quien conocía porque también se dedicaba a la venta de chatarra, quien a su vez expuso el plan a otros compatriotas.

A partir de ese momento, todos ellos estuvieron en contacto para organizar el robo y decidieron entrar en la casa cuando el comerciante no se encontrara en su interior, eligiendo un sábado por la noche, cuando Luis E.Z. salía con sus amigos a cenar.

En la madrugada del 22 de febrero de 2015 se dirigieron todos a Fuentes Claras, intentando en un primer momento forzar la puerta con una llave inglesa, sin conseguirlo, por lo que una parte del grupo escaló a través de una casa colindante, deshabitada, y mientras tanto Rachid Liomouri esperó en el vehículo para facilitar una rápida huida si fuera necesario, mientras El Fatmi Chafnaje permaneció a la espera vigilando.

Le golpearon fuertemente

El primero observó al propietario de la casa acercándose al domicilio e intentó avisar por teléfono a uno de los compatriotas que se encontraba dentro de la casa, pero no lo logró. Así, al entrar en la vivienda, los ladrones que se encontraban en el lugar redujeron físicamente al comerciante, atándole de pies y manos y le golpearon fuertemente en repetidas ocasiones.

Como consecuencia de los golpes, el hombre sufrió hemorragias varias, fractura de base craneal y edema cerebral difuso, que le provocó su fallecimiento por traumatismo craneoencefálico.

Constatada la muerte del comerciante, estas personas se llevaron la caja fuerte sin abrirla y, seguidamente, Rachid Liomouri y sus compañeros marroquíes emprendieron el camino de vuelta a Zaragoza, mientras que El Fatmi Chafnaje se quedó en Fuentes Claras.

De este modo, Rachid Liomouri y El Fatmi Chafnaje han sido condenados por estos hechos, mientras que los otros dos implicados, Fadil El Hasnaoui y Mohamed Cherkaoui, se encuentran en paradero desconocido, aunque está solicitada su extradición a Marruecos dónde según los testimonios de los testigos se encuentran actualmente.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo