Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Nacimientos

Menos riesgos de bajo peso en los bebés de inmigrantes

La mayoría de las madres alimentó a sus hijos con leche materna y solo la mitad la mantuvo hasta los 6 meses, mientras que las mujeres de otros países la prolongaron durante más tiempo.

Efe. Zaragoza Actualizada 15/02/2012 a las 15:37
0 Comentarios
Imagen de archivo de un bebéAFP PHOTO

Los hijos de madres inmigrantes, es decir el 25% de los nacidos en Aragón, tienen menos riesgo de nacer con bajo peso, y presentan menos complicaciones durante la gestación y el parto, lo que facilita que tengan un estado de salud favorable sus primeros días de vida.

Esto se debe en parte a los hábitos "saludables" de las madres inmigrantes, quienes registran menos incidencias obstétricas al tener hijos, por lo general, casi cuatro años antes que las españolas; fuman menos durante el embarazo; están menos expuestas al estrés y alargan la lactancia durante más tiempo.

Unos factores que contribuyen a que el recién nacido tenga un estado de salud adecuado, según indican los resultados del estudio científico 'Crecimiento y Alimentación durante la lactancia y la primera infancia en niños aragoneses' (Calina), coordinado por la Universidad de Zaragoza.

En el marco de este proyecto, un equipo multidisciplinar, formado por investigadores, profesores y médicos de Atención Primaria, ha analizado los factores que influyen en los patrones de crecimiento de alrededor de 1.600 niños de los 13.000 nacidos en 2009 en las tres provincias aragonesas.

Casi tres años después del inicio del estudio, han comprobado que los niños de madres inmigrantes, es decir uno de cada cuatro recién nacidos en Aragón, presentan al nacer unas condiciones más saludables que el resto de niños, ha explicado uno de los coordinadores del trabajo, Gerardo Rodríguez, profesor titular de Pediatría de la Universidad de Zaragoza.

Entre ellas, ha indicado, esos neonatos tienen menos riesgo de nacer con bajo peso, esto es por debajo de los 2,500 gramos, y por lo general pesan hasta 200 gramos más que los niños de madres autóctonas.

"Hemos comprobado que en términos generales las madres inmigrantes dan a luz antes de los treinta años, por lo que las complicaciones durante la gestación y el parto son menores que las que lo hacen más allá de los treinta", ha señalado.

Este es uno de los "hábitos saludables" que favorecen la salud del bebé, según el estudio, al que hay que añadir el hecho de que fuman con menos frecuencia (un 10,4% frente a un 21,6%), están expuestas a menos estrés y mantienen la lactancia durante más tiempo, debido a su costumbres culturales y a la no incorporación al puesto de trabajo, ha apuntado.

De hecho, la mayoría de las madres alimentó inicialmente a sus hijos con leche materna y solo la mitad la mantuvo hasta los primeros seis meses, mientras que las mujeres procedentes de otros países, especialmente África o América Latina, la prolongaron durante más tiempo.

"Hay un pequeño grupo de inmigrantes que tienen más riesgo, porque no se han controlado el embarazo, pero en términos generales y con una población abundante, vemos que el recién nacido tiene mejor salud", ha señalado.

En este sentido, el estudio aporta datos sobre los parámetros nutricionales de los neonatos en el panorama regional, e indica que los inmigrantes, que además suelen tener más hijos, no son un "grupo de riesgo" sobre el que haya que centrar la atención en este ámbito, sino al contrario, ya que sus hábitos son los adecuados para el bebé.

El proyecto no sólo se centra en analizar los primeros meses del vida del niño, sino que, más allá de ese trabajo inicial, incluye hacer un seguimiento de la salud nutricional durante toda la infancia, con el objetivo de detectar grupos de riesgo y futuros proyectos de intervención poblacional.

Los resultados del estudio Calina serán presentados mañana en el Colegio Oficial de Médicos de Zaragoza en una sesión científica que presidirá el director general de Salud Pública del Gobierno de Aragón, José Francisco Sancho, y por el presidente de la Sociedad de Pediatría de Aragón, La Rioja y Soria, Manuel Domínguez.

La tasa de natalidad ha descendido en los últimos dos años entre un 5 y 8 por ciento en Aragón respecto a 2009, año en el que se registraron 13.000 nacimientos, después de una década en la que el número de embarazos se incrementó debido en parte a la llegada de inmigrantes y a la buena situación económica.

De hecho, el nacimiento de niños de madres inmigrantes pasó del 5% registrado en el año 2000 al 25% de 2010.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual