Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Huesca

La perrera provincial de Huesca vive un verano con récord de recogidas

En el mes de agosto casi se han duplicado las cifras de años anteriores, con medio centenar de animales rescatados.

Rosa Calvo. Huesca 28/08/2015 a las 06:00
El responsable de la perrera, José Abarca en las instalaciones del centro.Rosa Calvo

Casi medio centenar de perros de diferentes razas, edades y tamaños conviven en la perrera provincial de Huesca, y reciben con ladridos y saltos a todo aquel que se acerca al recinto situado en la carretera de Fornillos, junto al vertedero municipal, que tiene capacidad para 49 canes. Allí se recogen animales abandonados de toda la provincia altoaragonesa, que bien son devueltos a sus dueños en caso de que se trate de un extravío, gracias a los chips identificativos, o que se cuidan y alimentan a la espera de que sean adoptados. En total han sido recogidos en lo que va de año 337 perros, de los que 212 ya han encontrado un nuevo hogar.

José Abarca es el veterinario responsable del centro, y explica que este mes de agosto ha sido bastante atípico, con cifras que doblan a las habituales durante el verano. “En total hemos tenido 52 recogidas de animales, la mayoría dentro de Huesca capital”, explica, mientras última los trámites de tres nuevas adopciones, una de ellas, la de Mato, un perro mestizo de color negro, que tendrá como destino Alemania a través de una protectora de animales zaragozana.

Muchos de estos rescates se llevaron a cabo durante las fiestas de San Lorenzo, comenta. “Los cohetes y fuegos artificiales crean un estado de nerviosismo muy grande en los animales. Salen a pasear y como escuchen alguno salen corriendo y en muchos casos se desorientan”, argumenta el veterinario como una de las posibles justificaciones de tan elevado número.

Respecto al perfil de aquel que acude a la perrera en busca de una mascota, Abarca explica que es un abanico muy amplio, al igual que el tipo de animal que desean. “Hay granjeros y propietarios de chalets y huertos que quieren un animal grande que ejerza de guardián, también chicos jóvenes en busca de razas ágiles como las de caza para que les acompañen cuando corren o hacen bicicleta, y también personas mayores a las que sus hijos les buscan una mascota para hacerles compañía, en muchos casos de pequeño tamaño y de cierta edad”. Además, explica, que hay gente muy concienciada que aunque pueda permitirse comprar un perro de cualquier raza y 'pedigree' en la tienda, se decantan por acudir hasta allí y adoptar.

El servicio de recogida de animales lo componen cuatro facultativos, que se desplazan por toda la provincia. “A nosotros nos avisan bien los Ayuntamientos -son 145 los consistorios que se han sumado al convenio de la Diputación para este servicio- o la Policía Local. En el caso de particulares que alerten de la presencia de un perro abandonado les remitimos a estos organismos previamente, para que sean ellos los que nos lo notifiquen”.

También pueden recurrir a la perrera las personas que tienen una mascota pero por diversos motivos no pueden hacerse cargo de ella. “En esos casos puede pasar un tiempo hasta que podamos recogerlos, ya que intentamos que haya un equilibrio entre entradas y salidas, y que siempre tengan preferencia los animales abandonados frente a aquellos que ya cuentan con un hogar”, dice Abarca, que precisamente concretaba este martes la recogida de uno de estos perros en la localidad de Sabiñánigo.

Los animales que conviven en la perrera son marcados con un chip identificativo ya desde su entrada, además de sometidos a controles veterinarios a diario y vacunados convenientemente. Para poder cubrir estos gastos y las tasas que implican las adopciones, que son inmediatas, las personas interesadas deben abonar 50 euros.

El centro atiende al público de lunes a viernes, en horario de de 9.30 a 13.00 horas, y abre sus puertas por la tarde los martes y jueves, de 16.00 a 18.00, y si se solicita cita previa también se da servicio fuera de ese horario. Para llevar a cabo una adopción sólo es necesario ser mayor de 18 años y rellenar el formulario que aparece en la web en la ficha de cada animal.

También existen otros procedimientos, como por ejemplo las adopciones a domicilio, un servicio que se puso en marcha hace dos años con el fin último de hacer más cómoda la adopción y que el trámite pueda realizarlo cualquier persona desde cualquier parte. Además, todo el trámite puede llevarse a cabo a través de la web de la Diputación de Huesca (http://www.dphuesca.es/servicios-mas-frecuentes/perros-en-adopcion), donde se pueden consultar los perros que están en ese momento en las instalaciones y sus características.

A este respecto, Abarca explica que dejan claro a los nuevos dueños que la descripción del carácter del animal es siempre en base a cómo se han comportado allí, y que eso no implica que vaya a ser igual en el nuevo hogar. “En los 15 años que llevo en el centro y después de convivir con más de 30.000 perros puedo decir que solo me ha mordido uno, pero puede darse el caso de que al salir de aquí y ante comportamientos a los que no está acostumbrado un perro modifique su conducta”, explica el veterinario.




Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo