Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

HUESCA

La CHE abre el segundo expediente a una central de Jaca por dejar sin agua el río Aragón

Medio Ambiente ha multado siete veces en pocos meses a la minicentral Pequera por no liberar el caudal mínimo.

ELENA PUÉRTOLAS. Huesca/Jaca Actualizada 18/02/2010 a las 22:44
2 Comentarios
Miguel Ángel Sádaba observa el río Aragón a su paso por Jaca, que ayer llevaba más de agua.L. ZAMBORAÍN

'''

La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha abierto un expediente sancionador a la empresa Minicentral de Pequera S. L., situada en Jaca, por dejar sin agua el río Aragón, tras recibir un informe del Gobierno autonómico. Los Agentes de Protección de la Naturaleza han multado ya en siete ocasiones en los últimos meses a la empresa por no liberar el caudal mínimo para mantener la vida en el río. No obstante, según informa la CHE, este es el segundo trámite que incoa por el mismo motivo contra esta central eléctrica en pocos meses, puesto que el año pasado ya iniciaron una investigación.

 

El agua fluía ayer por el río Aragón al paso por el término municipal de Jaca no solo por las intensas lluvias del miércoles sino porque desde la central no se detraía tanta cantidad. Sin embargo, la imagen tomada por la Federación Aragonesa de Pesca y el club Mayencos el pasado martes 16 de febrero era desoladora. El empedrado del fondo quedó al descubierto y apenas corría agua entre las piedras, en una zona situada entre el Molino Gastón y el puente de San Miguel de Jaca, donde se sitúa la instalación eléctrica.

 

La escasez de caudal dificulta la vida en el río y el tránsito de los peces. Según fuentes del departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, se trata de una zona de cría de trucha, puesto que existe un coto deportivo, y se teme que la acción de la hidroeléctrica haya podido afectar a la fauna alevín y a las huevas.

 

La empresa Minicentral Pequera S. L., con quien ayer intentó contactar sin éxito este diario, ya fue sancionada el año pasado por incumplir el artículo 56.4 de la Ley de Pesca 2/1999 de Aragón, al "no liberar los caudales mínimos". Según se publicó en el Boletín Oficial de Aragón, los hechos se produjeron entre el 20 de junio y el 2 de julio del pasado año. Por ello, se le impuso una multa de 3.005 euros. El 26 de febrero de 2009, también se le sancionó con 300 euros por la retirada y traslado de gravas a un vertedero, con lo que incumplió el artículo 55.2 de la citada ley.

 

Pero además, los Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) pusieron tres denuncias a esta empresa a finales de año por no respetar los caudales ecológicos. Solo en el mes de enero de este año, le han multado en tres ocasiones más. Esto no significa que por cada una de las denuncias tenga que pagar un total de 3.000 euros, sino que se está estudiando la situación general.

 

De hecho, desde el departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón se ha remitido un informe a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), en base al que han iniciado este segundo expediente. La institución autonómica tiene las competencias de hacer cumplir la normativa medioambiental pero el organismo de cuenca ha de velar por que se respeten las concesiones. En este último caso, también se valora la gravedad de los hechos que no solo puede conllevar sanciones sino incluso la retirada de la concesión.

 

La minicentral dispondrá de un plazo para hacer sus alegaciones. De hecho, desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), recuerdan que la empresa Acciona que gestiona el embalse de Escarra justificó un fallo en el sistema, después de que el río del mismo nombre se quedara seco el pasado septiembre. El río Aragón también se quedó un día sin agua en julio a su paso por Canfranc, debido a la actividad de la central de Canal Roya, que también explota Acciona.

'''
$(html_text)
'''La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha abierto un expediente sancionador a la empresa Minicentral de Pequera S. L., situada en Jaca, por dejar sin agua el río Aragón, tras recibir un informe del Gobierno autonómico. Los Agentes de Protección de la Naturaleza han multado ya en siete ocasiones en los últimos meses a la empresa por no liberar el caudal mínimo para mantener la vida en el río. No obstante, según informa la CHE, este es el segundo trámite que incoa por el mismo motivo contra esta central eléctrica en pocos meses, puesto que el año pasado ya iniciaron una investigación.   El agua fluía ayer por el río Aragón al paso por el término municipal de Jaca no solo por las intensas lluvias del miércoles sino porque desde la central no se detraía tanta cantidad. Sin embargo, la imagen tomada por la Federación Aragonesa de Pesca y el club Mayencos el pasado martes 16 de febrero era desoladora. El empedrado del fondo quedó al descubierto y apenas corría agua entre las piedras, en una zona situada entre el Molino Gastón y el puente de San Miguel de Jaca, donde se sitúa la instalación eléctrica.   La escasez de caudal dificulta la vida en el río y el tránsito de los peces. Según fuentes del departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, se trata de una zona de cría de trucha, puesto que existe un coto deportivo, y se teme que la acción de la hidroeléctrica haya podido afectar a la fauna alevín y a las huevas.   La empresa Minicentral Pequera S. L., con quien ayer intentó contactar sin éxito este diario, ya fue sancionada el año pasado por incumplir el artículo 56.4 de la Ley de Pesca 2/1999 de Aragón, al "no liberar los caudales mínimos". Según se publicó en el Boletín Oficial de Aragón, los hechos se produjeron entre el 20 de junio y el 2 de julio del pasado año. Por ello, se le impuso una multa de 3.005 euros. El 26 de febrero de 2009, también se le sancionó con 300 euros por la retirada y traslado de gravas a un vertedero, con lo que incumplió el artículo 55.2 de la citada ley.   Pero además, los Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) pusieron tres denuncias a esta empresa a finales de año por no respetar los caudales ecológicos. Solo en el mes de enero de este año, le han multado en tres ocasiones más. Esto no significa que por cada una de las denuncias tenga que pagar un total de 3.000 euros, sino que se está estudiando la situación general.   De hecho, desde el departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón se ha remitido un informe a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), en base al que han iniciado este segundo expediente. La institución autonómica tiene las competencias de hacer cumplir la normativa medioambiental pero el organismo de cuenca ha de velar por que se respeten las concesiones. En este último caso, también se valora la gravedad de los hechos que no solo puede conllevar sanciones sino incluso la retirada de la concesión.   La minicentral dispondrá de un plazo para hacer sus alegaciones. De hecho, desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), recuerdan que la empresa Acciona que gestiona el embalse de Escarra justificó un fallo en el sistema, después de que el río del mismo nombre se quedara seco el pasado septiembre. El río Aragón también se quedó un día sin agua en julio a su paso por Canfranc, debido a la actividad de la central de Canal Roya, que también explota Acciona.''' $(html_text)

¡Ups!Para continuar leyendo tienes que registrarte como usuario de Heraldo.es.

Disfrutarás de:

CONTENIDO EXCLUSIVO ONLINE OFERTAS Y PROMOCIONES EXCLUSIVAS ACCESO ILIMITADO A HERALDO.ES
¡Sólo te costará 1 minuto! Regístrate GRATIS
'''La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha abierto un expediente sancionador a la empresa Minicentral de Pequera S. L., situada en Jaca, por dejar sin agua el río Aragón, tras recibir un informe del Gobierno autonómico. Los Agentes de Protección de la Naturaleza han multado ya en siete ocasiones en los últimos meses a la empresa por no liberar el caudal mínimo para mantener la vida en el río. No obstante, según informa la CHE, este es el segundo trámite que incoa por el mismo motivo contra esta central eléctrica en pocos meses, puesto que el año pasado ya iniciaron una investigación.   El agua fluía ayer por el río Aragón al paso por el término municipal de Jaca no solo por las intensas lluvias del miércoles sino porque desde la central no se detraía tanta cantidad. Sin embargo, la imagen tomada por la Federación Aragonesa de Pesca y el club Mayencos el pasado martes 16 de febrero era desoladora. El empedrado del fondo quedó al descubierto y apenas corría agua entre las piedras, en una zona situada entre el Molino Gastón y el puente de San Miguel de Jaca, donde se sitúa la instalación eléctrica.   La escasez de caudal dificulta la vida en el río y el tránsito de los peces. Según fuentes del departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, se trata de una zona de cría de trucha, puesto que existe un coto deportivo, y se teme que la acción de la hidroeléctrica haya podido afectar a la fauna alevín y a las huevas.   La empresa Minicentral Pequera S. L., con quien ayer intentó contactar sin éxito este diario, ya fue sancionada el año pasado por incumplir el artículo 56.4 de la Ley de Pesca 2/1999 de Aragón, al "no liberar los caudales mínimos". Según se publicó en el Boletín Oficial de Aragón, los hechos se produjeron entre el 20 de junio y el 2 de julio del pasado año. Por ello, se le impuso una multa de 3.005 euros. El 26 de febrero de 2009, también se le sancionó con 300 euros por la retirada y traslado de gravas a un vertedero, con lo que incumplió el artículo 55.2 de la citada ley.   Pero además, los Agentes de Protección de la Naturaleza (APN) pusieron tres denuncias a esta empresa a finales de año por no respetar los caudales ecológicos. Solo en el mes de enero de este año, le han multado en tres ocasiones más. Esto no significa que por cada una de las denuncias tenga que pagar un total de 3.000 euros, sino que se está estudiando la situación general.   De hecho, desde el departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Aragón se ha remitido un informe a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), en base al que han iniciado este segundo expediente. La institución autonómica tiene las competencias de hacer cumplir la normativa medioambiental pero el organismo de cuenca ha de velar por que se respeten las concesiones. En este último caso, también se valora la gravedad de los hechos que no solo puede conllevar sanciones sino incluso la retirada de la concesión.   La minicentral dispondrá de un plazo para hacer sus alegaciones. De hecho, desde la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), recuerdan que la empresa Acciona que gestiona el embalse de Escarra justificó un fallo en el sistema, después de que el río del mismo nombre se quedara seco el pasado septiembre. El río Aragón también se quedó un día sin agua en julio a su paso por Canfranc, debido a la actividad de la central de Canal Roya, que también explota Acciona.''' $(html_text)
  


  • Mark Adkinson19/02/10 00:00
    Estoy totalmente de acuerdo, lo que pasa es que la ley es tan lenta y mueren tantas generaciones de peces meantras lo piensan.
  • RÍOS CON VIDA19/02/10 00:00
    Aplicando la Ley, la CHE tiene que hacer: 1. Declarar de oficio caduca la concesión, por incumplimiento reiterado de las cláusulas concesionales. 2. Obligar a que el concesionario, con su dinerito, elimine la presa y demás construcciones en dominio público, aplicando la Ley de 2003 del Patrimonio de las Administraciones Públicas. 3. Precintar ya la minicentral, adoptando las medidas cautelares de protección del río. 4. Prohibir a los responsables de la minicentral que vuelan a contratar jamás con la Administración 5. Exigirle la responsabilidad medioambiental distinta de la caducidad y la sanción pecuniaria. Todo esto lo dice nuestro Derecho y lo saben perfectamente en la CHE. De paso a ver cuándo se crea la concesión por puntos para evitar el pago sin fin de multas sin sentido.


Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo