Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Huesca

¿Cuándo podemos regar las macetas? ¿Y tirar la basura?

La Ordenanza Municipal de Convivencia de Huesca incluye muchos artículos desconocidos para los oscenses.

Rosa Calvo Actualizada 12/09/2016 a las 23:47
Etiquetas
Coso de HuescaJavier Broto

¿Alguna vez ha paseado por la calle y le ha ‘llovido’ agua de algún balcón, sobrante del riego de las macetas? Seguro que sí. Para evitar esta incómoda situación para los viandantes, la Ordenanza Municipal de Seguridad y Convivencia de Huesca establece que el riego de las plantas de terrazas y balcones se debe efectuar en horario de 6.00 a 8.00 por la mañana, y de 23.00 a 1.00 de manera nocturna. De no ser así, y se detecte que ha generado algún tipo de malestar, se puede sancionar al ‘jardinero’ con una falta leve, que en este caso tendría una multa comprendida entre 100 y 300 euros.

Esto es alguno de los artículos más curiosos por desconocidos que establece esta ordenanza, que se estableció hace varios años, pero que  recoge puntos todavía poco asimilados por los oscenses. Para evitar esto, la Policía Local de la ciudad emite algunos recordatorios a través de sus redes sociales, como puede ser el ya citado de los horarios de riego o, por ejemplo, sobre la recogida de desperdicios voluminosos. Los comentarios que generan estos posts en su página de Facebook confirman que hay más de un sorprendido ante ello.

No solo su riego está regulado, en el mismo artículo –el 40-, se prohíbe “la colocación de macetas o cualquier otro objeto que pueda suponer un riesgo para los transeúntes en los alféizares de las ventanas o balcones, cuando éstas carezcan de la protección adecuada”. La sanción en este caso también oscilaría entre 100 y 300 euros.

La misma multa que pagaremos si sacudimos prendas o alfombras hacia la calle, o simplemente tendemos ropas o elementos domésticos en balcones o ventanas visibles desde la vía pública. “Excepcionalmente, y siempre que se trate de edificios que por su estructura y distribución dispongan de patio de luces u otro lugar destinado originariamente a ser utilizado como tendedero, se permitirá el tendido de ropas en el mismo”, matiza la ordenanza. Eso sí, siempre cuidando que no quiten visibilidad a ningún vecino, y que se encuentren perfectamente escurridos.

El documento también reza por la protección del mobiliario público y los árboles, dejando atrás el romanticismo de las características inscripciones dentro de corazones en su corteza, que también pueden ser sancionados como infracción leve. Se convierten en graves y puede sancionarse con multas desde 750,01 euros hasta los 1.500 si lo que se raya o pinta son elementos de transporte, fachadas de inmuebles, y hasta 3.000 euros si se trata de un monumento o un edificio catalogado o protegido.

Se establece el horario para tirar la basura al contenedor a partir de las 20.00, se prohíbe orinar en la vía pública, arriesgándose a una multa de hasta 1.500 euros si se hace en espacios con concurrida afluencia de personas o frecuentados por menores, o a una falta leve con una sanción de entre 100 euros y 300 si le descubren timbrando indiscriminadamente en portales impidiendo el descanso nocturno. Incluso si pega patadas “a residuos o elementos sólidos en la vía pública produciendo notable afección acústica” podrá recibir la misma multa.

La tenencia y el cuidado de animales o el consumo de bebidas alcohólicos en la vía pública son otros de los aspectos que regula esta normativa que encuentra su apoyo jurídico en la autonomía municipal recogida en el artículo 137 de la Constitución, y también en la carta Europea de Autonomía Local.

Los más pequeños también tienen aquí un papel destacado tras la adhesión de la ciudad de Huesca a la red internacional del proyecto de transformación ‘La Ciudad de los Niños’, de Francesco Tonucci. Siguiendo los imperativos de esta iniciativa, “el niño tiene su derecho a expresar su opinión y a ser escuchado cada vez que se tome una decisión que le afecte”.

En total, 183 artículos que fijan las reglas del juego de la convivencia ciudadana, algunas regidas por el mero sentido común y otras quizás más desconocidas. Por ello, conviene echarle un vistazo, porque no le servirá aquello de “yo no lo sabía”.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual