Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

ECONOMÍA SOCIAL

Las 1.500 empresas sociales de Aragón no pierden puestos de trabajo a pesar de la crisis

El sector ha logrado mantener los puestos de trabajo a pesar de la crisis y da empleo a unos 20.000 aragoneses. Son entidades mercantiles, pero su fin no es generar beneficios, sino mejorar la calidad de vida en sus comunidades.

G. Aragón. Zaragoza Actualizada 07/12/2011 a las 20:05
Etiquetas
7 Comentarios
Una empresa social del Grupo ArcoirisARCHIVO

Un tercio de los aragoneses tiene un vínculo con alguna empresa social, un sector que no crece pero en el que “se mantiene el empleo” desde que comenzó la crisis, como apunta Marisa Esteve, directora de la Asociación Aragonesa de Empresas de Inserción (AREI).

La economía social genera cerca del 3,5% del PIB de Aragón y unas 1.500 empresas funcionan con esa filosofía en la comunidad, creando cerca de 20.000 puestos de trabajo. “Es una forma diferente de emprender... No se centran en los beneficios, sino en el bienestar de las personas y de su comunidad”, explica Carmen Marcuello, responsable de un grupo de investigación de esa temática en la Universidad de Zaragoza.

Como ejemplo, Marcuello pone al Grupo Arcoiris, en el que participan varias sociedades de la comarca del Matarraña: “Son productores ganaderos que se han unido para poder mejorar su calidad de vida y aportar trabajo y mejoras en su Comarca”.

La Coordinadora Aragonesa de Voluntariado, Cooperativas agroalimentarias de Aragón y la Asociación Aragonesa de Sociedades Laborales son otros ejemplos de entidades que funcionan con esos valores en Aragón, y en ellas hay empresas con más de 200 trabajadores en plantilla.

Nueva plataforma

La investigadora forma parte de la Plataforma Aragonesa Para la Promoción de la Economía Social, que nació hace unas semanas y que tiene como objetivo dar “visibilidad y difundir los logros de las empresas del sector”.


Más de 400.000 personas forman parte de esa iniciativa, ya sea colaborando o formando parte de asociaciones, fundaciones, cooperativas, mutuas o sociedades laborales aragonesas. “En ellas se toman las decisiones entre todos, no solo en tiempos de crisis, sino también en los de bonanza económica. Y no se piensa en el beneficio, se prefiere ganar un poco menos pero que se mantengan los puestos de trabajo”, comenta Marcuello.


AREI también es parte de la Plataforma y en su funcionamiento se ejemplifican algunos de los valores que promueve la economía social: “Ayudamos a personas que están en riesgo o en situación de exclusión. Buscamos que se integren a través del trabajo”, comenta la directora de esa asociación.

Esteve añade que, como todas, la entidad con la que trabaja es de carácter mercantil, porque no puede ser de otra forma. “Lo que cambia es que no hay ánimo de lucro, se reinvierten los beneficios en la propia empresa o se reparten entre los empleados, no van a los accionistas o los que hayan puesto el capital”, afirma.

“Siempre han existido las empresas sociales, lo que se quiere es darles visibilidad y que no se les vea como algo extraño o marginal. Son empresas diferentes a las capitalistas”, comenta Marcuello.

No crecen, pero no caen

Esteve asegura que en 2011, han conseguido ayudar a unas 135 personas, datos similares a los de 2009 y 2010, pero lejanos a los de 2008. “Antes dábamos respuesta en semanas, ahora directamente no podemos ayudar a más”, informa.

Explica que sus función es conseguir un puesto de trabajo a personas en riesgo de exclusión, formarlos y “luego que cambien a un trabajo normal”, para que los puestos vayan rotando. “El mercado está tan saturado, que no pueden dejar el primer trabajo y la rotación se rompe”, dice Esteve.

Sin embargo, asegura que mantener los puestos en los últimos años es un logro, ya que la situación es “muy muy complicada” y es una “verdadera tarea de ingeniería que podamos seguir en los niveles de 2009”.

Apunta además que han buscado ayuda para que la Administración pública les ofrezca puestos para estas personas, pero no han recibido nada.


  • luis08/12/11 00:00
    Las Empresas las deben gestionar los Empresarios. Eso sí, empresarios serios. Las subvenciones solo sirven para que los politicos manejen lo que no es de ellos, que es de todos y poner estas subvenciones en donde ellos quieren. Pienso que las subvenciones no de ben existir. Esta corrompida la administracion por todos estos temas y otros muchos más que no necesitamos.
  • jad08/12/11 00:00
    excelente trabajo, Marisa, Carmina, Tere, Asun,..........No sois bichos raros.Con un 1% más de implicación social, un 10% mas de resultado. SEGURO
  • luis sanchez08/12/11 00:00
    Creo que las autoridades deberían plantearse a la hora de dar subvenciones A QUIEN SE LAS DAN, No como hasta ahora que siempre las reciben empresas poderosas que no tienen ninguna necesidad de ellas.
  • Iru08/12/11 00:00
    Hay esta el cancer de esta sociedad querido Luis Sanchez, aqui todo el mundo quiere subvencion asi que el que no recibe y encima paga para que subvencionen no puede seguir adelante, yo creo que habria que hacer una revision total de todas las subvenciones porque hay unos que tienen ventaja sobre otros asi que es imposibleseguir adelante,toda subvencion deberia tener una revision cada equis para comprobar su necesidad y que no perjudique a los demas o que otros puedan tener iniciativas para emprender actividades sin subvenciones. salud
  • zaragozano08/12/11 00:00
    Necesitamos mas empresas sociales. Estas son las que deberían recibir ayudas de las administraciones. Empresas sin riesgo de deslocalización y su mayor motivación son los puestos de trabajo.
  • Joseph08/12/11 00:00
    Parece mentira que con todo lo que se está anunciando por parte de DGA y próximo Gobierno central, que si ayudas, incentivos, LEy del Emprendedor, en esta semana en el INAEM no tienen ni idea de lo que va a haber en 2012, y en cuanto a entidades de economía social, tampoco saben si es aplicable la LEY 4/2010, de 22 de junio, por la que se modifica la Ley 9/1998 de Cooperativas de Aragón, especialmente (y flagrante) lo que concierne a la figura de Pequeña Empresa Cooperativa publicada en el BOA de 25/06/2010: sería posible su constitución con 2 socios trabajadores (en vez de 3). Mal no, muy mal, y todo un lujo en los tiempos que corren con semejante capital humano parado en sus casas (y esperando a que se pongan las pilas) y sin regular en el Reglamento que dice la Ley DESDE 2010. Me dijeron que a finales de esta semana dirían algo, NO les creo, les da igual.
  • Susana08/12/11 00:00
    En Utebo se está terminando un Centro de Emprendedores para empresas de economía social. Un vivero con unos despachos a bajo precios para ayudar a este tipo de empresas. Creo que lo está impulsando gente de IU.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual