Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Educación

Los libreros esperan un inicio de curso tranquilo tras aumentar un 25% las reservas

Según destacan, la mayoría de los institutos han pedido los libros adaptados a la Lomce.

M. Sádaba. Zaragoza Actualizada 28/08/2016 a las 10:01
Foto de archivo de una librería ordenando libros de texto.Maite Santonja

La vuelta al cole llena de padres las librerías aragonesa, pero este año no se esperan ni tantas horas de fila ni problemas de abastecimiento. “La reserva de libros se ha incrementado alrededor de un 25% en comparación con las cifras de 2015, por lo que nuestras previsiones auguran que las filas serán menores, ya que los padres solo vendrán cuándo se tengan preparados la gran mayoría de los libros que necesitan”, explica Óscar Martín, vicepresidente de la Asociación de Librerías de Zaragoza. Este incremento se debe al desabastecimiento de ejemplares que se produjo durante todo el verano de 2015. 

“Tras ver los problemas del año pasado, muchos padres han decidido reservar los libros para evitar quedarse sin ellos”, recalca Martín. En 2015, a pesar de la implantación de la Lomce en casi todos los cursos académico, los institutos decidieron mantener los libros de texto de la LOE, por lo que cuando los padres los fueron a buscar a las librerías se encontraron con un gran desabastecimiento. “Las editoriales ya habían preparado las nuevas ediciones, por lo que había títulos sueltos de la LOE, pero no los suficientes para la demanda que había", recuerda. Por ello, este año, la mayoría de los institutos aragoneses han optado por solicitar a las familias los ejemplares adaptados a la nueva legislación.

Con el inicio del curso 2016-2017 se pone en funcionamiento en todos los cursos la Lomce. Los últimos en sumarse han sido 2º y 4º de ESO y 2º de Bachillerato. “El 70% de los institutos se han decantado por pedir los textos de la Lomce tanto en estos cursos que se incorporan como en aquellos que lo hicieron el pasado año. Así que no habrá deficiencias de abastecimiento y todo funcionará con normalidad”, sostiene. En este inicio de curso solo puede haber algún retraso “en algunos libros del currículo aragonés”. “Como se aprobó tarde, puede que a principios de mes no esté, pero llegarán antes de que comiencen las clases”, asegura. Respecto a los libros de Primaria, Martín afirma que no sufrirán ningún problema. 
 

Aumenta el gasto

Las familias critican que todos estos cambios ocasionan un gasto adicional. “Como la mayoría de los centros han optado por esta decisión, muchas familias tenemos que comprar nuevos ejemplares, ya que no podemos reutilizar los de algún amigo o familiar”, lamenta Flor Miguel, presidenta de la Federación de Asociación de Padres y Madres de Alumnos de Aragón (Fapar). De hecho, según las estimaciones realizadas por la Unión de Consumidores de Aragón (UCA), el precio de los textos supera los 200 euros (aunque varía en cada curso).


Por ello, Fapar reclama que se vuelva al programa de gratuidad de libros, que fue eliminado en el curso 2012-2013. En un primer momento se pensó que este año podría ser el definitivo, ya que el Gobierno de Aragón anunció que así sería, pero finalmente el proyecto se ha quedado paralizado. “Volver a tener libros gratis no ha sido posible, así que la Administración ha optado por incrementar el número de becas y su duración. Sin embargo, seguimos reclamando que se vuelva al sistema anterior porque entendemos que la educación es gratuita y eso incluye también el material escolar”, sostiene Miguel.

 

Más de 17.000 becas

Según los datos provisionales facilitados por el Gobierno de Aragón, un total de 17.174 alumnos se beneficiarán del próximo curso de ayudas de material curricular, lo que supone 641 más que el año anterior. Además, la principal novedad se encuentra en que todas estas ayudas son del 100%. Hasta el año anterior, existía la posibilidad de que solo cubrieran el 50%.

Las becas de material curricular varían según las etapas: 160 euros por alumno para Primaria, 230 para ESO y FP Básica, y 100 para Educación Especial. La partida presupuestaria ha sido de 3,2 millones de euros, un 33% mayor que al año anterior.


Los bancos de libros, una opción interesante

Otra opción para poder adquirir los libros del próximo curso son los conocidos bancos que crearon las Ampas de muchos centros educativos. De esta manera, se obtienen los libros por un módico precio. Por ejemplo, según la UCA, en un Instituto de Secundaria de Zaragoza, la cuota por ingresar en este sistema es de 190 euros. Una vez pagado, se pueden adquirir los ejemplares necesarios para el resto de la vida educativa del alumno por una cantidad fija: 60 euros (2º de ESO), 80 (3º de ESO) o 40 (4º de ESO). Después, estos volúmenes se devuelven al centro.

Sin embargo, este funcionamiento está en peligro con la implantación total de la Lomce. Los libros con los que cuentan son de la anterior ley educativa, pero en las clases ya demandan los actualizados. “Habrá bancos de libros que dejen de funcionar porque no tienen los textos que se demandan y otros comprarán los nuevos y se seguirán prestando del mismo modo que se hace en la actualidad”, especifica la presidenta de Fapar.

Por su parte, el Gobierno de Aragón puso en marcha hace un par de años una plataforma de intercambio de libros, que no ha tenido demasiado éxito. Según detallan fuentes del Departamento de Educación, Cultura y Deporte, este escaso resultado se debe a que en el momento en el que se puso en marcha, los bancos de libros ya estaban funcionando de manera correcta. 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual