Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Polémica política

Echenique ya pagaba en negro a su asistente en 2012 y reincidió en 2015 al regresar de Bruselas

El líder de Podemos declina explicar por qué volvió a ficharlo sin contrato ni Seguridad tras su etapa en el Europarlamento.

Jorge Alonso. Zaragoza Actualizada 31/07/2016 a las 08:42
Pablo Echenique, en una rueda de prensa en la sede zaragozana de Podemos.Francisco Jiménez

El secretario de Organización de Podemos y líder del partido en Aragón, Pablo Echenique, ya pagaba en negro a su asistente personal hace cuatro años y volvió a reincidir a su regreso de Bruselas en marzo de 2015, ya que lo fichó de nuevo sin contrato ni Seguridad Social nada más acabar su etapa como eurodiputado. Y en esta situación ilegal continuó hasta las puertas de la última campaña electoral, el pasado mes de mayo, cuando Echenique decidió prescindir finalmente de sus servicios.

Estos nuevos datos dejan en evidencia la versión oficial mantenida hasta ahora por Echenique y por compañeros de partido, como Pablo Iglesias, quien llegó a calificarlo de "referente moral" el pasado jueves. El número tres de Podemos aseguró que la situación irregular se alargó solo "unos meses" y la justificó con un argumento: su trabajador dejó de abonar la cuota de autónomos porque era "inasumible" al haber perdido clientes y él decidió mantenerlo un tiempo porque tenía cuatro hijos y no quería "dejarlo tirado". Según su tesis, lo despidió tras insistirle en que debía regularizar su situación, obviando que el pago de la cuota de la Seguridad Social depende del empleador, tal y como recoge la ley.

Lo que no cuenta Echenique, que ayer declinó hacer declaraciones a este diario, es que la situación irregular se remonta al otoño de 2012, cuando su asistente le comunicó que no podía seguir pagándose la cuota de autónomos porque varios de los ancianos a los que cuidaba fallecieron o rompieron la relación.

Desde octubre de ese año hasta el verano de 2013, Echenique era atendido en sus tareas personales al punto de la mañana, que se alargaban en torno a una hora, de lunes a viernes. El trabajador también acudía ocasionalmente por las noches. Entonces, ejercía como científico del CSIC en la Universidad de Zaragoza, con un sueldo de 2.500 euros, según ha señalado públicamente. A su nómina hay que sumar la ayuda económica que como gran dependiente recibe del Estado, lo que le ayudaba a sufragar los cerca de 300 euros mensuales que le pagaba.

Aunque su situación económica era desahogada, el líder de Podemos-Aragón disculpó a la gente que se ve "empujada" a participar en la "economía sumergida" cuando debe elegir entre pagar la cuota de autónomos o la hipoteca. Y, como dependiente, habló también de que le era "imposible" pagarse la asistencia que necesitaría para tener autonomía, lo que le costaría 2.000 euros.

El político aragonés señaló que abonaba a su asistente lo mismo que le costaban sus servicios cuando se los prestaba como trabajador de la empresa que contrató entre 2006 y finales de 2011. Echenique apuntó que tras ser despedido, lo mantuvo y le pagaba lo mismo que su antigua empresa, que suponía más dinero del que le correspondía al no haber una intermediación, según la tesis de Echenique. Y lo justificó con que quería ayudarle a sufragar la cuota de autonómos.

Los únicos meses en los que su asistente estuvo dado de alta como autonómo fueron los nueve que transcurrieron entre principios de 2012 hasta finales de ese verano. Desde entonces y hasta que se cortó por primera vez la relación laboral en el verano de 2013, los pagos fueron en negro. Desde ese momento, la mujer de Echenique asumió las tareas, tanto en su domicilio en Zaragoza como en Bruselas tras ser elegido como eurodiputado en julio de 2014.

El asistente solo volvió a pisar el domicilio del ya líder de Podemos a su vuelta a la capital aragonesa, en marzo de 2015. Y lo hizo en las mismas condiciones irregulares, sin que mediara un contrato y sin que el secretario de Organización de Podemos abonara como le correspondía la cuota de la Seguridad Social. La relación laboral se reanudó después de 20 meses de parón, por lo que no se sostiene la tesis de Echenique de que dio un tiempo a su trabajador para regularizar su situación con la Hacienda pública.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual