Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

Diez años de la transferencia del Parque Nacional a Aragón

En 2006, el Estado aprobó el traspaso de la gestión del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido al Gobierno de Aragón.

P. Zapater. Zaragoza 22/07/2016 a las 06:00
10 años de la transferencia de Ordesa a AragónRafael Gobantes

Este año se cumple una década de gestión autonómica de Ordesa y Monte Perdido. El 1 de julio de 2006, Aragón se convirtió en la segunda Comunidad, tras Andalucía, en gestionar un Parque Nacional que en 2018 cumplirá un siglo.

Diez años después, este espacio natural continúa con el reto de preservar y mejorar su entorno. El director del Parque Nacional de Ordesa, Manuel Montes, destaca que el hito más importante llevado a cabo desde la transferencia de la Administración Central al Gobierno de Aragón ha sido la entrada en vigor del decreto de 2015 que rige el Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG) del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido y su zona periférica de protección, “ya que el anterior era de 1995 y solo afectaba al Parque Nacional, dejando excluida la zona periférica de protección -espacio exterior continuo y colindante a un parque nacional, dotado de régimen jurídico-”, señala Montes.

El director del Parque recuerda que en 2002 se comenzó a confeccionar un borrador para el nuevo plan rector, pero este se fue dilatando en el tiempo debido a un enfriamiento de las relaciones entre la Administración Central y el Gobierno aragonés. Posteriormente, la redacción volvió a quedar estancada después de la transferencia, en 2006.

“En 2012 tomamos como base el documento de 2002, que incluía la zona periférica de protección, y en 2015, tras un proceso intrincado y una serie de reuniones para recibir sugerencias se introdujeron las modificaciones necesarias. El patronato del Parque dio el visto favorable al nuevo texto en 2013 y, finalmente, en abril del pasado año el Gobierno de Aragón publicó el decreto con una vigencia de 10 años”, relata Montes.

Ordesa ha sido uno de los primeros parques nacionales en activar este instrumento necesario para una gestión más actual de su entorno.“Es el hito más importante, actual y pegado a la realidad que se ha logrado durante este periodo de gestión autonómica”, apunta.

Otra de las cuestiones planteadas a lo largo de esta década es la ampliación del Parque. Sobre este tema, Montes admite que “es una vieja aspiración de algunos sectores de la sociedad. Avanzar en ese terreno es algo que es aceptable dentro del territorio del Parque siempre que haya unanimidad. Durante este tiempo, la lección que hemos aprendido es que no se debe actuar en contra de los deseos de la población local, sino que debe imperar el buen criterio. No se trata de imponer”, matiza Montes.
 

Patrimonio natural

Ordesa fue junto al entonces Parque Nacional de la Montaña de Covadonga (ahora Parque Nacional de los Picos de Europa) uno de los primeros espacios protegidos del mundo, una declaración que seguía el modelo de Yellowstone, en EE. UU, el Parque Nacional más antiguo, que data de 1872.

Gracias a la labor de divulgación del fotógrafo, escritor y pirineísta Lucien Briet y del senador Pedro Pidal, marqués de Villaviciosa de Asturias y fundador de los Parques Nacionales en España, se consiguió preservar y poner en valor este entorno, declarado por real decreto como Parque Nacional el 16 de agosto de 1918, aunque no se inauguraría oficialmente hasta dos años después, en 1920.

Esta joya de la naturaleza se extiende por los términos municipales de Fanlo, Broto, Tella-Sin, Puértolas, Broto y Torla, ubicados en la comarca del Sobrarbe. El Parque tiene una extensión de 15.608 hectáreas y su altitud se encuentra entre los 700 metros, en el río Vellós, y los 3.355 de la cima de Monte Perdido.

En 1982, el Parque fue ampliado con la incorporación del Cañón de Añisclo, la garganta del Yaga, el circo de Pineta y el macizo de Monte Perdido. Además, pertenece a la Reserva de la Biosfera Ordesa-Viñamala que la UNESCO declaró en 1977. También ha recibido sucesivos diplomas del Consejo de Europa (1988, 1993, 1998, 2003 y 2008) y es Patrimonio de la Humanidad desde 1997.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual