Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Aragón

​Sigue el vuelo del quebrantahuesos

La web de la FCQ permite seguir los desplazamientos que ejemplares marcados por satélite realizan en una semana.

M. P. Zaragoza 17/04/2016 a las 06:00
Un quebrantahuesos con dispositivo de seguimiento

Astérix, Goriz, Coto y Luisa son cuatro quebrantahuesos sin territorio estable -lo que vendría a ser algo así como sin ataduras familiares, para entendernos-, que al no estar obligados a la protección de sus pollos recorren largos desplazamientos sobre el Pirineos en busca de puntos de comida y cobijo. Estos son algunos de los ejemplares marcados con satélite por la Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos (FCQ), cuyos itinerarios a lo largo de una semana o quince días pueden seguirse ahora a través de una aplicación vía web.

Unos recorridos que aportan conocimiento sobre sus áreas vitales, sus movimientos dispersivos y su ecología espacial. Así, puede verse cómo en una semana un quebrantahuesos puede llegar a recorrer más de 200 kilómetros, y pueden conocerse hábitos como qué puntos de alimentación y lugares para dormir o descansar utiliza con más frecuencia. "Hemos visto quebrantahuesos que en un solo día han bajado desde el Alto Pirineo a Guara y han vuelto a subir", comenta Juan Antonio Gil.

A diferencia de los quebrantahuesos que no están anclados a un territorio, como el caso de estos cuatro ejemplares que ahora se pueden seguir en abierto, "un ejemplar territorial tiene que defender su área frente a otros congéneres para sacar adelante al pollo, y sus áreas de campeo se mueven entre los 135 y los 150 kilómetros en un año", apunta Gil, frente a los 1.000 kilómetros que pueden recorrer los no territoriales que están en dispersión.

148 quebrantahuesos marcados

La utilización de la tecnología satélite para el seguimiento de fauna se remonta a los años 70, pero poco a poco el desarrollo tecnológico permitió ir desarrollando dispositivos con los que se ha abundado en el conocimiento de las especies.

Fue a partir de 1999 cuando se emplea por primera vez la tecnología satélite en la monitorización de quebrantahuesos en los Pirineos, y en 2006 se colocaron los primeros emisores con tecnología GPS. En 2010 se dio un paso más, con la tecnología GPS/Groupe Spécial Mobile (GSM) o Sistema Global para las Comunicaciones de Móviles, que han mejorado notablemente el conocimiento espacial de estas aves.

"Los aparatos de ahora pueden dar hasta 15 localizaciones diarias", comenta Gil, quien explica que toda la información que se recibe a través de los sistemas de marcaje y seguimiento se vuelca en una base de datos y se procesa. "Se hacen análisis de cuestiones diversas, como el periodo de dependencia de los adultos y sus primeros vuelos; si nacen en torno a junio o julio hay ejemplares que en septiembre ya son independientes, y otros que no son hasta diciembre o enero", comenta Gil.

En el marco de este programa de seguimiento, desde 1994 a 2015 se han marcado 114 quebrantahuesos con emisores de radio y 34 se han equipado con emisores satélites, la mayoría de ellos de Pirineos pero también de Picos de Europa.

Ayuda en los avistamientos

Para ayudar en la labor de conocimiento y seguimiento de estas aves emblemáticas del Pirineo, la FCQ también ha habilitado en su web un espacio para que ornitólogos, montañeros o excursionistas que quieran colaborar envíen sus partes cuando realicen avistamientos de ejemplares marcados. "Independientemente de que los sigamos vía satélite o con emisores de radio, esa información es importante por que las marcas se van perdiendo", comenta Gil. A veces, un emisor puede dejar de funcionar, - pueden llegar a durar entre 5 y 6 años, se recargan mediante placas solares, pero llega un momento en que no cargan y finaliza su vida útil -, o también cuando aporta varias localizaciones en un mismo punto puede ser señal de que el individuo está herido o muerto.

Los elementos de marcaje pueden ser anillas, bandas alares o emisores de radio o satélite que se colocan con un pequeño arnés y pesan unos 90 gramos.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo