Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Universidad de Zaragoza

Repuntan los alumnos aragoneses que estudian un año en otra universidad española

Este aumento se produce después de varios años de descensos, marcados por la crisis y la eliminación de becas.

Alumnos de la Universidad de Zaragoza, en la facultad de MedicinaA. ALCORTA

Tras varios años de descensos, los alumnos de la Universidad de Zaragoza vuelven a irse a otras universidades españolas para formarse durante un curso o un cuatrimestre. Según los datos facilitados por el campus público aragonés, mientras que durante el curso 2014-2015 solo 83 personas decidían hacer las maletas y cursar uno de los dos últimos años académicos en otra ciudad, en el 2015-2016, esta cifra rondaba el centenar, lo que supone un incremento de más del 15%.

“Con la llegada de la crisis se produjeron tres hechos que afectaron al número de alumnos que finalmente se iban a otra universidad a complementar su formación: el cambio estructural de la educación superior, la eliminación de las becas Séneca y los problemas económicos”, explica Fernando Zulaica, vicerrector de Estudiantes y Empleo de la Universidad de Zaragoza durante esta etapa.

En los cursos 2010-2011 y 2011-2012 se registran unas cifras bastante positivas de universitarios que se iban, rozando los 150 cada año. Sin embargo, en el curso 2012-2013 se produjo una reducción considerable. Para aquel entonces, la crisis económica había comenzado a afectar a los estudiantes y sus familias y el paso del antiguo sistema a Bolonia dificultaba el reconocimiento de créditos. “Hasta este curso en la Universidad de Zaragoza podía estar implantado el grado de enfermería y otra universidad, solo contar con la antigua diplomatura”, ejemplifica Zulaica.

Un año más tarde -en el curso 2012-2013- se produjo otro descenso imporante. En este caso, el factor era claro: la eliminación de las becas Séneca, que suponían una ayuda importante para que el estudiante pudiera costearse la vivienda y los viajes a la ciudad de destino. De hecho, la reducción de traslados definitivos de aquel primer año sin becas, fue similar la número de alumnos que habían tenido esta ayuda en los años anteriores.

Todas estas cuestiones también han afectado al número de solicitudes que se han registrado en la Universidad de Zaragoza. No obstante, parece que la tendencia ascendente se confirma este 2016, ya que se ha producido un incremento de más del 15% en el número de estudiantes que han pedido este traslado “puntual” a otra universidad española. Según los datos de las solicitudes que se presentaron el pasado mes, ya se superan las 235 solicitudes, una cifra muy similar a la del curso 2012-2013 -265-, cuando todavía existían las becas Séneca.

“Las razones de este incremento pueden ser dos. Por un lado, la ligera mejora económica. Todavía no se ha conseguido salir de la crisis, pero la ciudadanía se va permitiendo ciertas alegrías. Por otro lado, al implantarse de manera completa y definitiva el plan nuevo, la compatibilidad y reconocimiento de créditos es total”, sostiene Zulaica.
 

Medicina, la más demandada

Los estudiantes de Medicina, Derecho y Psicología de la Universidad de Zaragoza son los que más solicitan estudiar un tiempo en otro campus público. Ejemplo de ello es que para el curso 2015-2016, un total de 39 alumnos lo habían pedido en Medicina, mientras que lo demandaron 19 de Psicología y una decena de Derecho. Por el contrario, las titulaciones relativas a las ciencias puras son las que menos suelen explorar estas vías.


Llegan los mismos alumnos

Al igual que los estudiantes aragoneses deciden conocer otra universidad por un tiempo determinado, alumnos de otros campus llegan a Zaragoza, Huesca o Teruel. En este caso, todas las cuestiones anteriores también han afectado y desde el curso 2011-2012 se han reducido a la mitad tanto las solicitudes como las llegadas. Sin embargo, en los dos últimos años académicos la cifra se mantiene similar, variando en solo dos estudiantes. “La situación se ha estabilizado y seguimos estando en una buena posición, ya que detrás de las 5 o 6 universidades más demandas, nos encontramos nosotros”, subraya Zulaica.
 

¿Cuál es el objetivo de estas estancias?

Este programa tiene varios aspectos positivos ya que, según destaca el vicerrector de Estudiantes y Empleo, permite complementar los estudios que se están cursando con otras especialidades o materias. “En Zaragoza no se ofrecía la especialidad de Recursos Humanos en la carrera de ADE, pero esta oferta sí que estaba en Barcelona, por lo que muchos alumnos decidían ir allí a cursar el último año y especializarse”, ejemplifica. Además, también permite que una persona que se ha trasladado de su ciudad natal por diversas circunstancias pueda acercarse a ella. Por ejemplo, alumnos a los que no les llegó la nota y se fueron a provincias limítrofes.

Zulaica también destaca que todo lo que signifique movilidad, conocer nuevos ambientes, formas de estudio, materias... es positivo para el alumno. “Todo esto ayuda a ampliar las competencias de los estudiantes, lo que posteriormente será útil en su integración en el mundo laboral”, sostiene.







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual