Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Última hora Susana Díaz a Pedro Sánchez: "El PSOE no solo es patrimonio de sus militantes"
Esquí

El grupo aragonés Ibernieve ya es el accionista mayoritario de la estación de Candanchú

Ha adquirido el 72% de la sociedad a 190 de los 376 accionistas.

J. Alonso 12/04/2016 a las 22:30
Etiquetas
Numerosos esquiadores disfrutan de la nieve en la estación de Candanchú.Javier Navarro

El grupo Ibernieve Aragón se convirtió este martes oficialmente en el nuevo propietario mayoritario de la estación de Candanchú al adquirir el 72% de las acciones de la sociedad Explotaciones Turísticas de Candanchú (Etuksa).

Más de un año después de que comenzaran las negociaciones, los empresarios vascos y aragoneses que han controlado históricamente el complejo invernal del valle del Aragón han cedido el testigo a Ibernieve, que estudia ahora "distintas posibilidades" para mejorar la explotación con el único objetivo de atraer más esquiadores.

Hasta 190 de los 376 accionistas de Etuksa firmaron la compraventa de sus acciones en una notaría de Zaragoza. Las condiciones pactadas son las mismas que se negociaron con los socios mayoritarios y que pasaron por el consejo de administración de Etuksa: el desembolso del 77,7% del precio fijado por cada acción en metálico en un plazo de siete años y el resto del dinero en especie, a través de la entrega de abonos a los titulares de las acciones en proporción a sus participaciones. Como ayer firmaron 190 accionistas que ostentan el 72% del capital social, se les pagará 1,25 millones de euros en efectivo y otros 359.640 euros en forfaits de temporada (concretamente, 720).

Ahora tocará negociar con varios de los beneficiarios, ya que los abonos solo pueden ser utilizados por los titulares y a algunos les corresponden tantos por su número de acciones que no tendrían suficientes años de vida para disfrutarlos. Esto no supondrá mayor problema para el negocio, ya que los 720 bonos representan una cuarta parte de los que se han llegado a vender en la temporada de esquí que acaba de terminar y su uso se alargará en varios ejercicios.

Ibernieve había condicionado la operación a la obtención de un paquete de acciones que garantizara el control de la sociedad, fijada en un mínimo del 55% del capital social, además de asegurar la mayoría de la representación. La propiedad de la estación de Candanchú estaba muy atomizada, con 376 accionistas, aunque dos de ellos concentraban un tercio. Ahora, los 186 que quedan como minoritarios se repartirán el 28% de Etuksa y en ningún caso superan el 1%, según fuentes de la sociedad.
Rescate


El primer objetivo de Ibernieve Aragón, constituida el pasado otoño y participada por cuatro sociedades ligadas a empresarios aragoneses, se está cumpliendo y no es otro que rescatar el complejo invernal del valle del Aragón. El siguiente paso se dará a finales de mayo, cuando expire uno de los plazos pactados con los 150 acreedores de Candanchú y se haga frente al plan de pagos y de viabilidad. Esto permitió salir del concurso de acreedores presentado en 2012 al no poder afrontar una deuda que superaba entonces los seis millones de euros. Desde Ibernieve se garantizará ahora el desembolso. "Se pagará sí o sí", señalaron fuentes de la compañía.

El próximo mes se renovará el consejo de administración de Etuksa y supondrá la entrada de representantes de las cuatro sociedades de Ibernieve, para lo que se convocará una junta general de accionistas. Al frente del equipo de la estación de Candanchú no se prevén cambios y seguirá como director Pere Gómez, que asumió el cargo en noviembre de 2013.

La intención de la nueva propiedad es lograr que la estación sea "lo más viable posible y mejorarla", aunque no concretaron por el momento cómo se plasmará en los próximos ejercicios. Las expectativas no han dejado de crecer en el valle del Aragón desde que se hizo público el rescate de la estación por parte de Ibernieve Aragón.

De momento, los nuevos socios confían en poder cuadrar las cuentas de la pasada temporada, que por culpa de la falta de nieve comenzó con mucho retraso. La estación abrió para Reyes y tuvo que cerrar de nuevo a mediados de enero, lo que se traduce en 88 días de explotación frente a los 114 días que estuvo abierta en 2014-2015. Esto ha provocado que la afluencia de esquiadores se haya reducido más de una quinta parte. "Esperemos que los buenos fines de semana registrados y la Semana Santa permitan recuperar las cifras", añadieron.
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Heraldo