Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Emprendedores

​Churros aragoneses que triunfan en Nueva Zelanda

Olé Churros!, de una joven de Zaragoza, se ha hecho muy popular al sur de del país oceánico.

M. Penacho. Zaragoza Actualizada 21/02/2016 a las 18:41
Irene y Matt, en su puesto itinerante de churros en Nueva Zelanda.

Otra curiosa historia de aragoneses por el mundo. Aventura, imaginación y tesón son los ingredientes de la historia de la joven Irene Fuertes, de Zaragoza, que ha llevado el calor español a las frías tierras de Nueva Zelanda gracias su puesto itinerante de churros, con una llamativa estética de iconos españoles. Al gracioso camión ‘Churros Olé! Spanish Doughnuts’, no le falta el toro de Osborne y su interior lo custodia la Virgen del Pilar en sus recorridos por calles y eventos de Dunedin, la segunda ciudad más grande de la Isla Sur del archipiélago.

Bióloga de formación, Fuertes se marchó a Australia a ampliar sus estudios de postgrado, pero los avatares de la vida la llevaron hasta Nueva Zelanda, donde trabajó en el Departamento de Conservación de un barco, pero ante la temporalidad de los trabajos decidió lanzarse a una empresa propia junto con su pareja, Matt, chef de formación. Ella lo tenía claro, fáciles de elaborar y gustan a todo el mundo, con el cocinero en casa, ¿por qué no probar? “Ahora esta es nuestra forma de vida, y es muy divertida”, dice.

Sin testeo previo del mercado se lanzaron con la fórmula española, eso sí, tuvieron que buscar hueco para visualizarse ante los neozelandeses. “El primer día que vendimos churros fue en un mercado que empezaba, todo el que vino quería probar algo nuevo y lo vendimos todo, fue un exitazo”, recuerda la joven, quien reconoce que aunque al principio les costó acostumbrar a la gente al nuevo dulce, allá por el año 2012, “el negocio no ha parado de evolucionar y ahora somos muy populares”.

En su puesto de “squigly worms” – ‘gusanos retorcidos’-, como les llaman los niños, o también “choritzos”, “cheerios” o “churrios”, como llega a escuchar, hay mucho de aragonés. El propio ‘uniforme’, que en lugar de gorro de cocina para cubrirse el pelo incluye cachirulo como guiño a la tierra, la receta del chocolate es la de sus abuelos y los churros elaborados con asesoría de la zaragozana Churrería Porta, de la avenida Goya.

La imagen de la Virgen del Pilar está muy presente en la caravana, donde también se vive de manera especial el día de la patrona, pues el primer día que abrió este ‘foodtruck’ fue un 12 de octubre. Un día señalado en el que “cada año hablamos sobre las tradiciones en Zaragoza, la Semana Santa en Aragón, el día de San Jorge…”, comenta Irene, tanto a los clientes como a través de su página de Facebook.

Paisajes y seguridad ciudadana

La churrería es móvil y cada día venden en un lugar. Los martes y jueves en la zona universitaria, los miércoles en la plaza central -The Octagon-, los fines de semana durante el verano son asiduos en ferias, eventos musicales y mercados de toda la isla, y en invierno son también habituales en el Farmer's Market. “Cuando empezamos nadie sabía lo que eran los churros en esta ciudad, y ahora nos invitan a eventos, bodas, cumpleaños... Somos muy populares”.

Poco se parecen las vales y los montes blancos de Zaragoza a la costa neozelandesa, - “aquí es muy habitual ir a la playa y encontrarte con pingüinos y focas, y la colonia de albatros local está a solo una hora de mi casa”, dice-, y aunque Fuertes destila felicidad, reconoce que siempre hay cosas se echan de menos. “El jamón, el ambiente español… tenemos un grupo de españoles aquí, y me encanta que cuando quedamos siempre empezamos hablando de política o de fútbol, cosas de las que no me gustaba hablar en España”, dice riendo.

La belleza espectacular de sus paisajes profundos o la seguridad ciudadana – “aquí casi nadie cierra sus casas”, comenta-, son algunas de las cosas que cautivaron a la joven de su nuevo país, y también las posibilidades y oportunidades que “encuentras para crear tu propia historia”. Parece que ella ya la ha creado, con un sabor propio y singular.
Más información







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual