Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Justicia

Zubiri admite que la tardanza en resolver casos no es "fácilmente admisible" por la ciudadanía

El presidente del TSJA ha pedido este lunes en las Cortes que la justicia dé "un salto cualitativo".

Efe. Zaragoza Actualizada 29/09/2014 a las 14:58
Etiquetas
1 Comentarios
Fernando Zubiri de Salinas, presidente del TSJA

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA), Fernando Zubiri, quien la próxima semana será sustituido en el cargo, ha emplazado este lunes a dar un "salto cualitativo" en la administración de justicia.

En su última comparecencia en el Parlamento aragonés como presidente del TSJA, cargo que a partir del 6 de octubre asumirá el magistrado Manuel Bellido Aspas, ha agradecido el apoyo que ha tenido y ha destacado que en Aragón se avanza "poco a poco" en el reto de mejorar la calidad de la administración de justicia, en medios materiales y personales.

Zubiri ha indicado, durante la presentación de la memoria del tribunal de 2013, que se ha realizado un esfuerzo considerable, que todos los juzgados y tribunales están ocupados por jueces titulares, que la confirmación de sentencias fue del 95,4%, y del 93,6 el año anterior, y que la ratio de jueces está un poco por debajo de la media nacional.

Al respecto, también ha resaltado que en la Comunidad el plazo de resolución de conflictos es menor en los juzgados de primera instancia e instrucción, 5,1 meses frente a los 7,6 del conjunto de España, mientras que el nivel de litigiosidad es similar, 192.032 casos el año pasado en los juzgados aragoneses.

Zubiri se ha referido, según se recoge en la memoria, al aumento de casos registrado en la jurisdicción social, donde hubo un retraso "preocupante", mientras que se han mantenido en la penal y ha tenido un descenso en los ámbitos civil y contencioso, tras el pico de 2009 a causa de la crisis económica.

En el ámbito penal, ha reconocido que no ha habido un cambio "muy notorio" de casos, bien sea por la eficacia de las Fuerzas de Seguridad o por el nivel de educación de la ciudadanía, que cuando protesta lo hace con arreglo a normas de derecho, ha dicho.

Ha achacado el descenso de los litigios en el contencioso administrativo a la bajada de la actividad del sector publico y a las nuevas tasas judiciales, respecto a las cuales ha subrayado que hay que asegurar a todos los ciudadanos el acceso a la justicia, sin la cual el Estado de Derecho pierde una de sus señas de identidad.

Al respecto, ha incidido en que sería bueno disminuir la litigiosidad mediante la mediación, el arbitraje o la conciliación en todos los operadores y materias de la justicia, pero si se restringe la posibilidad de acceso a la justicia se estará "mermando" las garantías constitucionales de los ciudadanos.

En este sentido, ha dicho que las elevadas tasas pueden afectar al recurso de casación foral y se podría estar limitando además de los derechos ciudadanos la creación de jurisprudencia en el Derecho Foral de Aragón, por lo que ha emplazado a estar alerta.

Preguntado por los diputados, ha precisado que han disminuido los casos de desahucios de vivienda y lo ha achacado al convenio suscrito en 2013 para evitar que la gente que no tiene alternativa se quede sin vivienda y a la actuación de los tribunales europeos, como en el caso de la anulación de las cláusulas abusivas.

Sobre la dotación de edificios, ha resaltado que ha habido cambios cualitativos en los últimos años y que se dispone de una estructura de medios actualizada, destacando la Ciudad de la Justicia de Zaragoza y la nueva sede de los juzgados de Huesca.

Zubiri ha reiterado la necesidad de reformar la ley de enjuiciamiento criminal para agilizar la justicia, ya que la tardanza en resolver los casos no es "fácilmente admisible ni entendida" por la ciudadanía.

Los portavoces de los grupos de la Comisión Institucional y de Desarrollo Estatutario han trasladado a Zubiri sus principales preocupaciones, como los procesos de desahucios o las tasas judiciales y la necesidad de que todos los ciudadanos tengan acceso a la justicia en condiciones de equidad.

Patricia Luquin (IU) ha reclamado que se garantice el acceso a las justicia de todos los ciudadanos, José Luis Soro (CHA) que no se priorice los criterios economicistas por encima de las personas, Joaquín Peribañez (PAR) que no desaparezcan los partidos judiciales y Carlos Tomás (PSOE) que los jueces pongan "corazón" en procesos como los desahucios o los casos de violencia contra la mujer.

Fernando González (PP), por su parte, ha señalado que la administración de justicia esta funcionando "razonablemente bien", que hay cosas que mejorar, pero que se mantiene como una institución independiente por encima de las luchas partidistas. 


  • Cives29/09/14 20:15
    Razonablemente bien. Por favor, ¿a quién intentamos engañar? Dice Usted "que la confirmación de sentencias fue del 95,4%, y del 93,6 el año anterior". No me extraña. En primer lugar porque muchos recursos que van al TSJ son desestimados por meras cuestiones de forma o, mejor dicho, impedimentos que el legislador se ha inventado para dejar al criterio y mero arbitrio de los jueces la admisión o inadmisión de una alzada (por ejemplo el interés casacional que bajo ese concepto cabe cualquier caso). En segundo lugar habría que indicar que muchos asuntos se confirman sin haberse mirado los magistrados los autos. Podría señalar varios casos donde el ponente ha llegado a poner literalmente en su sentencia que nunca se llegó a alegar una determinada cuestión por la parte recurrente durante el proceso y por eso se desestima. Una pena que la grabación de la vista diga otra cosa. Pero como nadie se miró las cosas pues así salió la sentencia: confirmatoria. En resumen, el sistema judicial da pena.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual