Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Aragón

Menos separaciones de bienes postmatrimoniales después del efecto de la crisis

​Muchas personas tomaban esta opción para evitar posibles embargos, en especial, el de la vivienda.

M. Sádaba. Zaragoza Actualizada 15/09/2014 a las 16:09
Etiquetas
6 Comentarios
La mediación prima el bienestar de los menores

Las separaciones de bienes se han convertido en algo común en los nuevos matrimonios. Sin embargo, no lo es tanto cuando hablamos de parejas que llevan más de 20 años casados. “Anteriormente, las separaciones de bienes prematrimoniales no estaban bien vistas ya que parecía un 'mal presagio', no obstante, con el aumento de los divorcios se han ido normalizando”, explica Tomás García, Vicedecano del Ilustre Colegio Notarial de Aragón.

Camino parecido es el que están viviendo las postmatrimoniales en estos momentos. “Cuando ya se veía venir la crisis, muchas parejas, especialmente aquellas en las que uno de los dos eran empresarios, ponían esta solución encima de la mesa para evitar perder su capital y, sobretodo, su vivienda”, sostiene García. Prueba de ello es que antes de que comenzara la crisis y durante los primeros años estas decisiones aumentaron considerablemente, mientras que en la actualidad están descendiendo de manera ligera. 

En concreto, en el último año se han reducido en un 7,2%, pasando de 527 en 2012 a 489 en 2013. “Esto se produce porque antes se realizaban con la intención de poner todos los bienes a nombre de la persona que no estaba vinculada a la empresa y ahora, después de que ha pasado la etapa más dura de la crisis, ha bajado el número de personas que optan por esta solución”, asevera.

Este es el caso de María. “Cuando mi marido y yo vimos que algunas empresas dejaban de pagarnos, nos planteamos la opción de realizar una separación de bienes para ponerlo todo a mi nombre, ya que él estaba como administrador de la empresa”, relata. De hecho, señala que acudieron a un notario para que les informara de todos los trámites necesarios. “Después de más de 20 años, vimos que si la situación se mantenía llegaría un momento en el que no podríamos hacer frente a nuestros pagos y nos podrían embargar, entonces decidimos acudir al notario”, sostiene.

“Allí nos explicó todos los trámites y cómo debíamos llevarlos a cabo, ya que al no tener todavía deudas no había ningún impedimento legal”, subraya María. Tomas García destaca que es fundamental no tener pagos pendientes en el momento en el que se realiza la separación de bienes, puesto que en ese caso se estaría cometiendo un delito: alzamiento de bienes.

El Vicedecano del Ilustre Colegio Notarial de Aragón señala que hacerla después del matrimonio es mucho más complejo que antes. “Primero tienes que liquidar el régimen de comunidad por el que se había regulado la unidad familiar, aunque no es obligatorio hacerlo en su totalidad, sí que es lo más recomendable”, asevera. También añade que una vez liquidado deben cuadrar los haberes de cada cónyuge. “Si se consigue que cada uno se quede la misma parte no es necesario pagar ningún impuesto pero en caso de que no sea así, el exceso de adjudicación tributa con el de Transmisiones Patrimoniales”, subraya.
 

Separación de bienes: ¿la antesala del divorcio?

En un principio este era el pensamiento habitual de la gente cuando escuchaba la palabra “separación de bienes”, sin embargo, no todos estaban tan desencaminados. “Hay ocasiones en las que la pareja decide hacerlo antes de divorciarse, puesto que saben que están abocados a la separación pero siguen llevándose bien”, explica el Vicedecano del Ilustre Colegio Notarial de Aragón.  En ese caso, es mucho más práctico porque ya no es necesario acudir a juicios ni abogados ya que tienen cada uno su parte. “Además, también es más económico puesto que el mismo notario puede solucionar ambos temas”, sostiene.
 


  • Ciudadana15/09/14 00:00
    Por culpa de la crisis algunas parejas se han quedado sin nada... entonces ......¿Qué van a separar?.. en todo caso las deudas.
  • Planta y alazado14/09/14 22:30
    Pues no será delito cuando hay deudas, pero sin deudas este procedimiento tampoco parece ni ético ni estético. Os habéis cubierto de gloria con este artículo 
  • Temor a represalias14/09/14 18:02
    Matrimonio = Cárcel.
  • G14/09/14 13:22
    Las cosas pueden estar mal en una pareja... pero es que la hipoteca de por vida que tienen algunos, ya no sólo la del piso, la de los hijos.... hace que se lo piensen mucho. Cómo tengan bienes separados, mitad de hipoteca para cada uno, más los gastos de los colegios de los hijos, más el comer, q tenemos la mala costumbre de comer... ya entiendo eso que dicen: "Te casaste, la cagaste". Y no seamos negativos, hay parejas muy compenetradas y q se llevan muy bien durante toda la vida, pero a otros se les ve a la legua, q no van a durar ni dos telediarios. Otro de los falsos mitos de la cultura tradicional, que todo lo que te rodea te invita a que te juntes con alguien, funcione o no. El otro, que los hijos unen, cuándo en realidad lo que crean es más desgraciados al servicio de cuatro catetos.
  • Error de tipeo???14/09/14 12:59
    #1javier, riene usted razón, pero sólo en parte, ya que también existe el verbo avocar con v. Le observo que no ha hecho constar que el apellido del notario en un párrafo dice Gracia y en dos párrafos dice García.
  • javier14/09/14 07:03
    Abocados, del verbo abocar, va con b...., al menos en el uso que creo que se le quiere dar aquí...





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual