Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

La Almunia de Doña Godina

Las obras complican la vuelta al cole de mil escolares a siete días del inicio de curso

Las aulas prefabricadas se han licitado con retraso y los dos centros públicos de La Almunia están sin terminar

L. Cotera/C.Adán 06/09/2014 a las 06:00
0 Comentarios
Colegio Vadorrey. Este centro tiene pendiente la construcción de su aulario de Primaria (prometido para el próximo curso) y, este año, contará con dos aulas prefabricadas que deberían instalarse en el solar de la imagen.

A falta de solo una semana para el arranque del curso escolar en los colegios aragoneses, las familias de más de un millar de estudiantes temen que sus hijos no puedan incorporarse el día 10 o lo hagan ocupando espacios como la biblioteca, el gimnasio o el comedor de sus respectivos centros. 

Ochocientos niños matriculados en los dos colegios públicos de La Almunia siguen esperando las instrucciones del servicio provincial de Educación, ya que ninguno de los dos equipamientos en los que se ha divido el Nertóbriga parece listo para abrir el próximo miércoles. En uno de ellos todavía está al aire la estructura, y los profesores han tenido que trasladarse al otro de forma provisional, ya que el grueso de los trabajos previstos para este verano no arrancaron hasta agosto. El Ayuntamiento y la DGA se encargan a medias de las obras.  

Por otra parte, un problema a la hora de adjudicar las aulas prefabricadas que este curso deben instalarse (dos en el colegio Vadorrey de Zaragoza, cuatro en el de Cuarte de Huerva, dos en el IES Río Gállego y otras dos en el Alejo Lorén en Caspe) ha retrasado su instalación. Según ha podido saber HERALDO, varios contratos quedaron desiertos (ninguna empresa se presentó), así que tuvieron que volver a ofertarse. Aunque la semana pasada, por fin, se hicieron las adjudicaciones, ayer por la mañana no se había empezado la instalación en ningún centro. Educación reconoce que existió este retraso, pero insiste en que "la situación de cada colegio es diferente y no se puede generalizar", y en que las empresas son ahora las que marcarán una pauta que garantice la instalación en tiempo y forma. 

Colegios con un plan B

En algunos casos, podrían tener que habilitarse otros espacios provisionales para empezar las clases. En el caso del colegio Foro Romano de Cuarte de Huerva, el patio ya está ocupado por ocho aulas prefabricadas y este curso contará con cuatro más. Como los trabajos para instalarlos aún no han comenzado, desde la dirección del centro ya tienen previsto cómo reorganizarán las clases. El objetivo principal es que no haya ninguna afección para los alumnos que iban a ocupar las aulas que aún no están colocadas y desde el colegio insistieron en que "los niños van a estar bien atendidos". 

Este colegio llegará a los mil alumnos este año, ya que tendrá las tres vías de 1º de infantil del tercer centro de la localidad, que no estará listo previsiblemente hasta septiembre de 2015. En la web del Ampa Foro Romano explican que, "una vez más los plazos de la Administración se han dilatado". La presidenta de la asociación de padres, Mónica Obeso, aseguró que esperan que todo se lleve a cabo lo más rápido posible, aunque "todo indica -se lamentó- que comenzaremos el curso con obras".

El Vadorrey es el único de la capital zaragozana que estrena este año dos aulas prefabricadas en las que estarán los niños de 2º de Primaria. El centro está pendiente de que se construya el aulario de 1º a 6º de este ciclo educativo, y el retraso en la llegada de las aulas prefabricadas supondría un verdadero encaje de bolillos. El curso pasado se evitaron los barracones habilitando la sala de madrugadores y la biblioteca del edificio de infantil como dos aulas para meter a los niños de 6 años, y el comedor tuvo que absorber la guardería y la biblioteca. Los que pasan a 1º de Primaria seguirán ocupando esas aulas este año, así que apenas quedan salas libres que habilitar. 

Durante el día de ayer, el personal de la obra se acercó a supervisar la zona en la que deben instalarse las aulas, aunque deberá trabajarse contra el reloj para llegar a tiempo. "Nos preocupa esta situación, sobre todo por las familias de Primaria", aseguraron desde el ampa de este centro. "Tampoco tenemos nuevas noticias sobre la construcción de la segunda fase, que debería empezar en el primero trimestre de 2015", añadieron.

En el colegio Alejo Lorén de Caspe, que cuenta con casi medio millar de alumnos, la instalación de dos barracones tampoco ha comenzado. Desde la dirección del centro aseguran que tendrán que buscar una alternativa para ubicar a los niños, que pasa por utilizar espacios comunes como la biblioteca o el comedor. Confían en que esta situación sea provisional y la definitiva, la instalación de las aulas prefabricadas, llegue cuanto antes para evitar afecciones.

Por su parte, en el IES Río Gállego tienen más margen, ya que empiezan el día 15 las clases, pero eso no les tranquiliza mucho más. "No han empezado a poner las dos aulas y no sabemos nada de momento, así que tememos que puede suceder que lleguen con retraso", aseguraron desde el centro. 
 







Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual